MÁS QUE MO­VI­LI­DAD IN­TE­LI­GEN­TE

Autos - - News - DIA­NA GON­ZÁ­LEZ GABELINI EDI­TO­RA ÁREA MO­TOR @ DIGGABELINI

Hoy no es par­ti­cu­lar el tér­mino de mo­vi­li­dad in­te­li­gen­te, tér­mino que no só­lo in­clu­ye la con­duc­ción au­tó­no­ma sino que bus­ca in­no­var en cuan­to a com­bus­ti­bles que sean ama­bles con la na­tu­ra­le­za, al­go que por es­tos días, so­bre to­do en nues­tro que­ri­do San­tia­go, no ocu­rre. Las gran­des me­di­das pa­ra ter­mi­nar con la con­ta­mi­na­ción con­si­de­ran res­tric­cio­nes que has­ta aho­ra in­clu­yen a au­to­mó­vi­les ca­ta­lí­ti­cos, no ca­ta­lí­ti­cos y lle­ga has­ta la prohi­bi­ción de la rea­li­za­ción de asados. A mí pa­re­cer, en Chi­le se­gui­mos en la prehis­to­ria, pre­ten­dien­do que só­lo con res­trin­gir cuan­do el ai­re es­tá pé­si­mo se eli­mi­ne el ma­te­rial par­ti­cu­la­do que hoy por hoy nos es­tá ma­tan­do. Ha­ce años que es­pe­ro que el go­bierno to­me de­ci­sio­nes con­tun­den­tes, que si­ga la co­rrien­te mun­dial en lo que se re­fie­re a mo­vi­li­dad lim­pia, a com­bus­ti­bles que no da­ñen la na­tu­ra­le­za. Un ejem­plo cla­ro de es­ta preo­cu­pa­ción en Fran­cia, país que es­tá pen­san­do en prohi­bir el dié­sel y la ben­ci­na co­mo for­ma de ali­men­ta­ción de los vehícu­los, o por ejem­plo lo que se ha he­cho en las gran­des com­pe­ten­cias de­por­ti­vas, co­mo la F1 en la que el au­to ga­na­dor de Mer­ce­des lle­va en su co­ra­zón la tec­no­lo­gía hí­bri­da que une ben­ci­na y elec­tri­ci­dad con el fin de po­ten­ciar un au­to­mó­vil sin da­ñar en de­ma­sía la na­tu­ra­le­za. Lo mis­mo pa­sa con la re­cién pa­sa­da com­pe­ten­cia de LeMans en don­de el au­to ga­na­dor co­rres­pon­de al Pors­che 919 Hy­brid… es de­cir, to­dos si­guen la ten­den­cia ¿ y no­so­tros cuán­do? Aque­llos que desean com­prar un au­to me­nos con­ta­mi­nan­te, hí­bri­do o eléc­tri­co se en­cuen­tran con dos ba­rre­ras, pri­me­ro la del pre­cio, ya que la tec­no­lo­gía de es­tos ca­rros es un po­co más cos­to­sa y en Chi­le no exis­te nin­gún ti­po de sub­si­dio pa­ra pre­miar a aque­llos que quie­ran co­la­bo­rar con la des­con­ta­mi­na­ción. Lue­go, pa­ra quie­nes sí po­seen el di­ne­ro exis­te otra ba­rre­ra: no hay una po­de­ro­sa red de car­ga pa­ra au­tos eléc­tri­cos por lo que exis­te el te­mor de que­dar de­te­ni­do en me­dio de un tra­yec­to… Ba­jo es­te panorama se pue­de de­cir que a nues­tro país o, me­jor di­cho, nues­tras au­to­ri­da­des, nos quie­ren man­te­ner ba­jo el hu­mo, un hu­mo que no sé si pre­ten­de in­to­xi­car a la po­bla­ción o ta­par los tan­tos erro­res que se han co­me­ti­do no só­lo en el te­ma de mo­vi­li­dad, sino en va­ria­dos ám­bi­tos. Al pa­re­cer, no es­ta­mos to­da­vía pre­pa­ra­dos pa­ra la mo­vi­li­dad in­te­li­gen­te y me pre­gun­to si al­gu­na vez lo es­ta­re­mos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.