UN GUE­RRE­RO EN MÜN­CHEN

Caras (Chile) - - PERSONAJE - Por Nel­son Flores des­de Ale­ma­nia

VAr­tu­ro Vidal Pardo ate­rri­zó en Mü­nich a fi­nes de ju­lio de 2015. Pa­re­cía ago­ta­do des­pués del vue­lo pro­ve­nien­te de Santiago que hi­zo es­ca­la en Madrid. En el ae­ro­puer­to Franz Jo­sef Strauss, un au­to­mó­vil de lu­jo y un par de fun­cio­na­rios del Ba­yern Mü­nich lo sa­lu­da­ron con ama­bi­li­dad y lue­go lo con­du­je­ron has­ta el cen­tro his­tó­ri­co de la ciu­dad. En la ele­gan­te re­cep­ción del Vier Jah­res­zei­ten Kem­pins­ki, fue re­gis­tra­do co­mo pa­sa­je­ro VIP y le asig­na­ron una lu­jo­sa sui­te del quin­to pi­so. De aquí en ade­lan­te fue hués­ped co­ti­diano del ho­tel cin­co es­tre­llas más so­fis­ti­ca­do de Mü­nich, y en los me­ses ve­ni­de­ros —has­ta que el club le en­con­tró vi­vien­da— fue tam­bién la ca­sa de su mu­jer María Te­re­sa Ma­tus y de sus hi­jos Alonso e Isa­be­lla.

El to­do­po­de­ro­so Ba­yern de Mü­nich (5 Cham­pions, 26 Bun­des­li­ga y 18 co­pas na­cio­na­les) es el equi­po más sol­ven­te y ga­na­dor de Ale­ma­nia. Tie­ne 250 mil so­cios al día y ha si­do el cam­peón in­dis­cu­ti­do du­ran­te las úl­ti­mas cua­tro tem­po­ra­das. Des­de ha­ce un quin­que­nio fac­tu­ra uti­li­da­des anua­les por más de 400 mi­llo­nes de euros. Sus tien­das ven­den un mi­llón de ca­mi­se­tas por tor­neo y va­rios mi­les de sou­ve­nirs y ob­je­tos de mar­ke­ting. Son exi­to­sos, tie­nen fa­ma de arro­gan­tes, nadan en di­ne­ro y se­du­cen a los bue­nos ju­ga­do­res con ofer­tas ge­ne­ro­sas. Sin chis­tar pa­ga­ron 37 mi­llo­nes de euros más im­pues­tos al Ju­ven­tus de Tu­rín por el pa­se de Vidal. Un con­tra­to mi­llo­na­rio que ade­más le ase­gu­ra al ju­ga­dor un suel­do ba­se so­bre 10 mi­llo­nes de euros anua­les y cu­yo víncu­lo se ex­tien­de has­ta 2019.

Des­de que Vidal po­só sus ta­len­to­sos pies en la ciu­dad, el Ba­yern lo mima co­mo una me­ga­es­tre­lla y él se sien­te a gus­to con ese tra­to pre­fe­ren­te. Su pre­sen­ta­ción an­te la pren­sa ale­ma­na fue en uno de los sa­lo­nes del es­pec­ta­cu­lar es­ta­dio Allianz Are­na y con­vo­có a to­dos los me­dios de­por­ti­vos. Los pe­rio­dis­tas es­ta­ban ávi­dos por co­no­cer a es­te fut­bo­lis­ta ca­ris­má­ti­co que usa aros de pla­ta, ca­de­nas de oro y ha­ce ga­la de sus ta­tua­jes en el tor­so, bra­zos y pier­nas. Un ver­da­de­ro shock pa­ra los pa­dres

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.