Un des­can­so, por fa­vor

Tras las co­mi­das, ce­nas y bai­les fa­mi­lia­res, la piel y el cuer­po mues­tran sig­nos de ago­ta­mien­to y de es­trés; un des­ajus­te fí­si­co y men­tal que re­quie­re tra­ta­mien­tos y mi­mos es­pe­cí­fi­cos

Ellas (Chile) - - Portada -

Un ma­sa­je con pie­dras ca­lien­tes es lo que se ne­ce­si­ta pa­ra co­men­zar el año con vitalidad, ya que re­la­ja y ayu­da a con­ci­liar el sue­ño. Car­gar las pi­las y re­ju­ve­ne­cer es po­si­ble gra­cias a ex­clu­si­vos tra­ta­mien­tos de be­lle­za, con pro­duc­tos or­gá­ni­cos que apor­tan lu­mi­no­si­dad y ju­ven­tud a la piel, a tra­vés de la eli­mi­na­ción de to­xi­nas y cé­lu­las muer­tas.

MASAJES, MÁS MASAJES

Una en­vol­tu­ra de ba­rro, un tra­ta­mien­to de 50 mi­nu­tos que co­mien­za con una ex­fo­lia­ción de to­do el cuer­po y la apli­ca­ción pos­te­rior de ba­rro, que li­be­ra al­tas con­cen­tra­cio­nes de sales mi­ne­ra­les con efec­tos re­ge­ne­ra­ti­vos, an­ti­in­fla­ma­to­rios y nu­tri­ti­vos es ideal pa­ra el cuer­po. Aun­que un tra­ta­mien­to es­tre­lla es el ri­tual de cho­co­la­te “de­light”, una te­ra­pia de be­lle­za in­te­gral a ba­se de ca­cao, cien por cien do­mi­ni­cano, que in­clu­ye un “pee­ling” de mous­se de ca­cao, una en­vol­tu­ra tem­pla­da de cho­co­la­te y la mas­ca­ri­lla fa­cial.

RELAX Y DE­TOX

Otro tra­ta­mien­to pa­ra co­men­zar el año con ener­gía y un cuer­po ‘fit’ es Vi­ta­lity, que co­mien­za eli­mi­nan­do to­xi­nas y per­dien­do pe­so de ma­ne­ra cien por cien­to sa­lu­da­ble.

El ob­je­ti­vo es de­pu­rar el or­ga­nis­mo car­ga­do de to­xi­nas des­pués de las fies­tas, me­jo­ran­do nues­tros ór­ga­nos, te­ji­dos, cé­lu­las y lí­qui­dos in­ters­ti­cia­les. A ni­vel afec­ti­vo tam­bién es im­por­tan­te en­con­trar el equi­li­brio y li­brar­se de esas emo­cio­nes que cau­san to­xi­ci­dad. Es­te pro­gra­ma es una he­rra­mien­ta muy útil pa­ra me­jo­rar la ges­tión emo­cio­nal del día a día.

Por otra par­te, des­can­sar y ha­cer yo­ga tam­bién, ya que per­mi­te ob­te­ner más equi­li­brio en­tre cuer­po y men­te.

Tal y co­mo se co­no­ce, el yo­ga ayu­da a con­se­guir un ma­yor con­trol fí­si­co y men­tal a tra­vés de téc­ni­cas de re­la­ja­ción y res­pi­ra­ción. Su prác­ti­ca, no só­lo per­mi­te me­jo­rar la fle­xi­bi­li­dad y la pos­tu­ra cor­po­ral, sino tam­bién ali­viar las tensiones y au­men­tar la ener­gía del cuer­po.

La par­te del bie­nes­tar vie­ne de la mano de una de las téc­ni­cas mi­le­na­rias pro­ce­den­tes de la In­dia, el ayur­ve­da, me­dian­te la cual se rea­li­za el ma­sa­je abh­yan­ga con acei­tes tem­pla­dos, que pro­por­cio­na una pro­fun­da re­la­ja­ción que ayu­da a mo­vi­li­zar la ener­gía es­tan­ca­da y a mo­ver el “pra­na” o fuer­za vi­tal.

GRITAR ES SA­LU­DA­BLE

Em­pe­zar el año gri­tan­do re­sul­ta ori­gi­nal y sa­lu­da­ble. Gritar ayu­da a li­be­rar las emo­cio­nes re­pri­mi­das, li­be­ra en­dor­fi­nas y ge­ne­ra sen­sa­ción de bie­nes­tar y re­la­ja­ción.

Y pa­ra lo­grar es­to nació una nue­va pro­pues­ta “well­ness” tan di­fe­ren­te co­mo útil pa­ra los tiem­pos que co­rren: Shout The­rapy. ¿En qué con­sis­te Shout The­rapy? Es una es­ca­pa­da re­la­jan­te di­se­ña­da pa­ra li­be­rar to­das las tensiones que pue­dan pro­vo­car una al­te­ra­ción ne­ga­ti­va del es­ta­do de áni­mo.

Dos días en los que, ade­más de masajes des­con­trac­tu­ran­tes y me­nús di­se­ña­dos pa­ra el buen hu­mor, uno pue­de de­di­car­se a gritar cuan­do y cuan­to quie­ran, guia­dos por un es­pe­cia­lis­ta.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.