HÁGALE NANAI AL PAS­TO

La Cuarta - El Constructor - - EL CAPERUZO -

Pa­ra de­jar el cés­ped que ya es­tá, es con­ve­nien­te abrir­lo de ma­ne­ra tal que per­mi­ta la pe­ne­tra­ción de la luz, pa­ra pro­mo­ver su re­bro­te. Por otro li­tro, si se ha­ce una nue­va siem­bra, se de­be te­ner en cuen­ta có­mo da el sol en el jar­dín. Ojo, que se ven­den mez­clas es­pe­cia­les pa­ra ca­da lugar. Por ejem­plo, si el si­tio es muy so­lea­do, eli­ja la mez­cla lla­ma­da “Pleno Sol”. Aho­ra, si el ca­re­ga­llo no da de lleno, op­te por “Me­dia Som­bra”.

Re­no­va­ción de tie­rra y fer­ti­li­zan­te

A la tie­rra ne­gra co­mún se le de­ben co­lo­car abo­nos o fer­ti­li­zan­tes. Otra op­ción es ad­qui­rir tie­rras que ya vie­nen en­ri­que­ci­das con fer­ti­li­zan­tes or­gá­ni­cos.

Res­pec­to de los fer­ti­li­zan­tes pa­ra plan­tas, los pue­de ob­te­ner en dos op­cio­nes:

- Or­gá­ni­cos: com­pos­tu­ra, tur­ba, hu­mus de lombriz, es­tiér­col, etc.

- Quí­mi­cos: exis­ten op­cio­nes lí­qui­das, per­la­do o en pol­vo. Ojo, que en los en­va­ses se in­di­ca có­mo apli­car­los.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.