LA MEJORS CO­LUM­NA, DESGRACIADOS

LA NOSHE SE LA RO­BÓ ISA­BEL

La Cuarta Espectacular - - EN LA QUINTA -

¡Ho­la, liii­ños! Sin lu­gar a du­das el hu­mor, has­ta el mo­men­to, ha si­do lo más co­men­ta­do de es­te Fes­ti­val, con un Juan Pa­blo Ló­pez ha­blan­do del Che­cho y una Chi­qui ha­blan­do del cho­cho.

Y es que las ru­ti­nas de es­tos no han pa­sa­do para na­da des­aper­ci­bi­das, ha­cien­do has­ta que el “pe­ne” de Hum­ber­to Si­chel fue­ra no­ti­cia. De he­cho, a es­ta al­tu­ras, su “pe­ne” ya es to­da una ce­le­bri­dad: es­ta ma­ña­na es­tu­vo fir­man­do au­tó­gra­fos con tin­ta grue­sa to­da la ma­ña­na afue­ra del O’Hig­gins. Y ojo, Di Mon­do se lo ta­tuó en la es­pal­da, in­clu­so su “co­si­ta” es­tá pos­tu­lan­do a Rey Feo, y has­ta di­cen que Pa­blo La­rraín va a ha­cer una pe­lí­cu­la de su vi­da, pro­ta­go­ni­za­da por Os­ca­ri­to. ¡Tre­men­da fa­ma que aga­rró el ni­ño de Hum­ber­to!

Am­bos co­me­dian­tes han si­do el peak (peak y choch para ha­blar en igual­dad de gé­ne­ro) de sin­to­nía, y han sal­va­do a es­te Fes­ti­val de ser uno de los más abu­rri­dos de su his­to­ria, y ayer el te­ma de los ga­ra­ba­tos en el hu­mor fue de con­tin­gen­cia na­cio­nal.

Tal vez es­ta es la fórmula que de­bie­ra te­ner Vi­ña para re­no­var­se y, en vez del Ra­fa y La De Mo­rás, te­ner a don Car­ter y la Bo­to­ta; y que el pú­bli­co no gri­te “¡el be­so!”, sino que aho­ra sea sim­ple­men­te : “el peo, el peo”, y la com­pe­ten­cia in­ter­na­cio­nal de­bie­ra te­ner xu­xás y te­má­ti­cas con­tin­gen­tes, pa’ que la gen­te la pes­ca­ra un po­qui­to. Si así pa­sa­ra, ten­dría­mos es­te re­pre­sen­tan­te. País: Chi­le. Tí­tu­lo de la can­ción: “Me Ca­gas­te, Pe­lao CTM”. Canta: Iván Núñez.

In­clu­si­ve se puede ir más allá, y que sea el mo­men­to de acep­tar que so­mos un país xu­xe­ta y mos­trar­nos tal cual so­mos, y que in­clu­so cuan­do la pre­si­den­ta se di­ri­ja al país, no sea con el clá­si­co chi­le­nos y chi­le­nas, sino que con un “qls to­dos”, ¡a lo me­jor has­ta su­biría unos pun­ti­tos en las en­cues­tas!

Ano­che era el turno del hu­mor blan­co, pe­ro no te­nía idea de quién era el hu­mo­ris­ta. Lla­mé al Gua­tón Sa­li­nas, que a esas al­tu­ras es­ta­ba co­mo ra­ja en el Harry´s Bar del O’Hig­gins, sa­cán­do­se las pe­lu­sas del om­bli­go. “Cho­pi­co” me di­jo que es­ta­ría el “Mono Sánchez” … y la ver­dad es que me sor­pren­dí, por­que no sa­bía que el ar­que­ro de la Unión aho­ra con­ta­ba chis­tes. Par­tí rá­pi­da­men­te a la Quin­ta, pe­ro lle­gué en un mal mo­men­to, por­que la Isa­bel Pan-tu­ja es­ta­ba re­tan­do a los del ju­ra­do. Lo hi­zo pa’ dis­traer a la Quin­ta y así la Car­la Ba­lle­ro pu­die­ra cho­rear tran­qui­la unas car­te­ras, que des­pués se re­par­ti­rían a me­dias.

A la “iño­ra” se le pe­ga­ron las cos­tum­bres de la “Chi­qui”, que ha­bló tan­to de la va­gi­na, que ella ter­mi­nó mos­trán­do­la en el es­ce­na­rio. Can­sa­do de tan­ta vul­ga­ri­dad, me lim­pié el po­to con con­fort, me su­bí los pan­ta­lo­nes y me fui de la Quin­ta, por­que ca­ché que el “Mono” de xu­xás no te­nía na’ que ofre­cer: es más, te­nía har­ta pin­ta de ter­mi­nar co­mo sha­le­co de ídem an­te el ejér­ci­to de ma­mi­tas en lla­mas. En re­su­men: la Pan­to­ja se ro­bó la noshe.

POR EL PRO­FE­SOR SA­LO­MÓN (QUE FRA­CA­SÓ EN VI­ÑA)

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.