Felipe Ave­llo ma­du­ró su hu­mor y pi­de Fes­ti­val

Ca­po del stand up siem­pre ha es­ta­do en la ór­bi­ta fes­ti­va­le­ra, pe­ro él ha op­ta­do por el ba­jo per­fil, cla­ro que aho­ra no tu­vo dra­mas en me­ter­se fichas y asu­mir que es­tá lis­to pa’l Mons­truo.

La Cuarta Espectacular - - PORTADA -

Felipe Ale­jan­dro Ave­llo Sua­zo ha pa­sa­do por di­ver­sas eta­pas en su ca­rre­ra, ca­si to­das li­ga­das al ab­sur­do, a lo hi­la­ran­te, eso al me­nos es lo que re­cuer­da el grue­so de la au­dien­cia que lo con­su­mió du­ran­te años en la te­le... Pe­ro su pre­sen­te es otro, muy vi­ra­do. Me­ti­do de lleno en el stand up, don­de ha­ce ra­to que es­tá en los pues­tos de van­guar­dia del gé­ne­ro, el na­ci­do en el Biobío ha ma­du­ra­do no só­lo en su per­so­na­li­dad, tam­bién en sus ru­ti­nas, las que hoy son de las más exi­to­sas en el cir­cui­to. Ba­res, salas de even­tos y tea­tros lle­nos son la car­ta de pre­sen­ta­ción idó­nea pa­ra re­afir­mar un pre­sen­te dul­ce, en el que ya no ne­ce­si­ta de la te­le­vi­sión pa­ra es­tar vi­gen­te. Ese mis­mo Felipe Ave­llo es el que se pre­sen­ta­rá ma­ña­na por vez pri­me­ra en un gran es­ce­na­rio, co­mo es el Nes­ca­fé de las Ar­tes, don­de mos­tra­rá “So­cios”, show con su com­pa­ñe­ro Pe­dro Ru­mi­not. “El show par­te con una es­pe­cie de in­tro, don­de con­ta­mos la tra­gi­có­mi­ca ma­ne­ra en que nos EL “PECECILLO” DE­JÓ DE LA­DO LOS RO­DEOS, Y FREN­TE AL “MIC” DE ESP, POR FIN ASU­MIÓ QUE ES­TÁ EN CON­DI­CIO­NES DE IR POR UNA GA­VIO­TA, Y PAR­TE DE ESE SHOW LO MOS­TRA­RÁ MA­ÑA­NA EN “SO­CIOS”, JUN­TO A PE­DRO RU­MI­NOT. co­no­ci­mos. Es­to fue cuan­do Pe­dro te­nía cán­cer. Yo ni si­quie­ra lo co­no­cía, pe­ro me con­mo­ví y qui­se ir a dar­le mi apoyo. In­sis­to, ni si­quie­ra éra­mos co­no­ci­dos, pe­ro me na­ció ir a ver­lo ese día, y cuan­do en­tré lo pi­llé llo­ran­do, por­que le aca­ba­ban de in­for­mar que le iban a cor­tar los tes­tícu­los. Ima­gí­na­te, yo que ni si­quie­ra era su ami­go tu­ve que con­te­ner­lo. Des­de ahí que nos hi­ci­mos gran­des ami­gos”, re­cuer­da el “Pez”.

- ¿Por qué “So­cios”?

- Por­que des­de aho­ra se­re­mos so­cios en la vi­da real. Va­mos a po­ner una aca­de­mia de stand up y pod­cast, que ya muy pron­to es­ta­rá fun­cio­nan­do.

- ¿Crees que el stand up se ha po­pu­la­ri­za­do o vul­ga­ri­za­do? Se­gún Fabrizio Co­pano, hay shows que tie­nen 10 mi­nu­tos bue­nos y el res­to es re­lleno. ¿Lo sien­tes así tam­bién?

- No es­toy de acuer­do con Fabrizio. Yo me de­cla­ro ad­mi­ra­dor de to­dos mis co­le­gas que ha­cen stand up, que se pa­ran fren­te a un pú­bli­co y lo­gran ha­cer un show. Hay shows muy bue­nos, to­dos se han ido su­peran­do mu­cho, in­clu­so hay jó­ve­nes que es­tán re­cién par­tien­do y son ca­pa­ces de pa­rar gran­des ru­ti­nas. No com­par­to la opi­nión de Fabrizio.

- Mu­chas ve­ces te des­car­tas­te so­lo, pe­ro aho­ra, ¿te sien­tes lis­to pa­ra ir a Vi­ña?

- Es­ta vez, sí. Lis­to, pre­pa­ra­do.

- A prio­ri, mu­chos te ha­cen la cruz pen­san­do que tu show es subido de tono, que no es pa­ra to­do pú­bli­co, y que en Vi­ña te des­cua­dra­rías...

- Eso ya no es así. Ya hi­ce eso du­ran­te mu­chos años... aho­ra mi pro­pues­ta es to­tal­men­te dis­tin­ta, ten­go un show muy blan­co, pien­so de lleno en con­quis­tar a la fa­mi­lia, ¿y sa­bes có­mo lo­gré esa vuel­ta?

- ¿Có­mo hi­cis­te el cam­bio?

- En los ba­res. Al prin­ci­pio, ha­cía hu­mor fá­cil, to­tal don­de hay mu­cha gen­te gri­tan­do, lo que ha­gas les pa­re­ce­rá gra­cio­so. Pe­ro mi mé­ri­to fue ha­cer­les hu­mor blan­co, ha­blar­les de mi pe­rri­to o de que me gus­ta Jus­tin Bie­ber y ha­cer­los reír con eso, dar­los vuel­ta.

- Hi­cis­te la pe­ga de los ar­tis­tas de mú­si­ca ur­ba­na: ba­jar las par­tes du­ras de tu show y ha­cer­lo pa­ra to­do pú­bli­co...

- Qué bueno que ha­gas esa com­pa­ra­ción. Más que Bad Bunny, soy co­mo “CNCO”: lo mío es más ju­ve­nil y fa­mi­liar.

- ¿Es to­do ese cam­bio el que te ha­ce creer que es­tás lis­to pa­ra ir a Vi­ña?

- Cla­ro. Ten­go una ru­ti­na que la po­drán dis­fru­tar to­dos en el Fes­ti­val, por­que es muy trans­ver­sal y blan­ca.

Ave­llo es­tá in­no­van­do, y de la mano del ta­len­to­so ilus­tra­dor “Ga­tón”, se la jue­ga con mo­men­tos ani­ma­dos de sus ru­ti­nas y su vi­da dia­ria.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.