For­mas en que los pa­dres pue­den apo­yar el pro­ce­so?

La Cuarta - Vida sana - - NEWS -

Es im­por­tan­te que es­te pro­ce­so se ha­ga sin pre­sio­nes, re­for­zan­do sus lo­gros y aco­gien­do con tran­qui­li­dad sus re­tro­ce­sos. Evi­ta jun­tar es­te pro­ce­so con otros cam­bios (lle­ga­da de un her­ma­ni­to, en­tra­da al jar­dín in­fan­til o cam­bio de ca­sa) ya que pue­de ser de­ma­sia­do exi­gen­te pa­ra ellos y la fa­mi­lia. Con­fía en que ad­qui­ri­rá es­ta ha­bi­li­dad cuan­ra­do. do es­té pre­pa­ra­do. Nun­ca em­plees el re­to o cas­ti­go, ya que pro­vo­ca­ra el efec­to con­tra­rio cas­ti­go, ya que

Es im­por­tan­te evi­tar bur­las, po­ner­le so­bre­nom­bres o trans­mi­tir­le que “lo que­re­mos me­nos” por­que vol­vió a mo­jar­se o ha­cer­se. Si tu hi­jo tie­ne di­fi­cul­ta­des pa­ra de­jar los pa­ña­les, se mo­ja o ha­ce fre­cuen­te­men­te, es me­jor vol­ver a los pa­ña­les e in­ten­tar en un tiem­po más. Des­cu­bre sus se­ña­les ha­bi­tua­les cuan­do quie­re ha­cer (co­mo cuan­do aga­rra el pa­ñal, cru­za las pier­nas, se to­ca la zo­na ge­ni­tal, en­tre otras). Cuan­do es­to ocu­rra pue­des pre­gun­tar­le si quie­re ir al ba­ño o sen­tar­se en la pe­le­la, sin for­zar­lo. Es ha­bi­tual que al prin­ci­pio te di­ga que “no” y des­pués se ha­ga.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.