Pro­ble­mas

La Cuarta - Vida sana - - CORAZÓN CONTENTO -

■ El pa­so del tiem­po ge­ne­ra cam­bios a ni­vel fí­si­co y si­co­ló­gi­co que pue­den te­ner in­fluen­cia y hay que sa­ber có­mo abor­dar­los.

■ Hay adul­tos ma­yo­res que tie­nen la in­ca­pa­ci­dad de te­ner una erec­ción sa­tis­fac­to­ria, o sea, su­fren de dis­fun­ción eréc­til. A ve­ces man­tie­nen en se­cre­to su pro­ble­ma, por lo que tar­dan años en con­sul­tar.

■ Otro pro­ble­ma es la fal­ta de de­seo se­xual. En las mu­je­res, se re­la­cio­na al ini­cio de la me­no­pau­sia, que en el plano se­xual pue­de pro­vo­car la ba­ja del de­seo se­xual, pér­di­da de la lubricación o do­lor en la re­la­ción (dis­pau­re­mia).

■ En el ca­so de los hom­bres, la an­dro­pau­sia o sín­dro­me de Adam tam­bién pue­de pro­vo­car una dis­mi­nu­ción en la res­pues­ta or­gás­mi­ca, ya que la ba­ja­da de la tes­tos­te­ro­na ac­ti­va pue­de lle­var a un dé­fi­cit de li­bi­do.

■ A ello se pue­den su­mar con­di­cio­nes de salud que afec­tan ne­ga­ti­va­men­te la se­xua­li­dad co­mo la hi­per­ten­sión, dia­be­tes, hi­per­tro­fia pros­tá­ti­ca, ar­tro­sis y ar­tri­tis, en­fer­me­da­des neu­ro­ló­gi­cas, en­tre otras.

■ Pue­de in­fluir el es­trés, la de­pre­sión (a ve­ces cau­sa­da por me­di­ca­men­tos) o el uso de fár­ma­cos, por ejem­plo, pa­ra la hi­per­ten­sión o el co­les­te­rol, que pue­den afec­tar el de­seo y pro­vo­car tras­tor­nos se­xua­les.

■ El pro­ble­ma pue­de ser de ori­gen so­cial, co­mo cuan­do los adul­tos ma­yo­res son obli­ga­dos a com­par­tir su ha­bi­ta­ción con los nie­tos, lo que les res­ta pri­va­ci­dad.

■ Aun­que los pro­ble­mas son de di­ver­sos ori­ge­nes, sus cau­sas son tra­ta­bles.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.