EL JEFECITO ACA­BÓ SOPEADO: “SA­BÍA QUE ÍBA­MOS A SU­FRIR”

Juan An­to­nio Piz­zi aguan­tó con terno y cor­ba­ta el horno de Ba­rran­qui­lla y has­ta lo com­pa­ra­ron con un mo­zo de pa­rri­llá. “No ju­ga­mos con 40 ó 42 gra­dos ni con la hu­me­dad que hay acá”, se de­fen­dió, pa­ra lue­go ex­pli­car que el plan­tea­mien­to co­li­lar­go se de­bió

La Cuarta - - DEPORTES - Fe­li­pe Es­co­bi­lla­na y Es­te­ban Ga­lin­do www.la­cuar­ta.com

Mi­rar a Juan An­to­nio Piz­zi ayer era per­tur­ba­dor. El DT, ves­ti­do con terno y cor­ba­ta, y qui­zás con cal­zon­ci­llos lar­gos, lo pa­só mal en Ba­rran­qui­lla de­bi­do al ca­lor y la hu­me­dad, y ni ha­blar de los ata­ques ca­fe­te­ros, que se in­ten­si­fi­ca­ron lue­go del “hi­dra­tac­tus in­te­rrup­tus”, que de­cre­tó el ár­bi­tro cer­ca de la me­dia ho­ra.

Co­mo el pro­fe te­nía la ca­mi­sa ca­da vez más abier­ta y la chas­ca des­or­de­na­da, dio har­to que ha­blar, so­bre to­do en Twit­ter. Le di­je­ron, por ejem­plo, que es­ta­ba más sopeado que mo­zo de pa­rri­llá o que pa­re­cía “ofi­ci­nis­ta re­cién echa­do de la pe­ga que se fue a chu­par a un bar de ma­la muer­te”. Así de aca­ba­do, lo­co.

El pun­to es que el téc­ni­co sa­bía que en Co­lom­bia vi­vi­rían un in­fierno, así que no le im­por­tó que le co­rrie­ra la go­ta. Y en ha­che­dé. “No ju­ga­mos par­ti­dos con 40 ó 42 gra­dos de tem­pe­ra­tu­ra ni con la hu­me­dad que hay acá”, in­di­có el je­fe, pa­ra lue­go agre­gar que “nos gus­ta más con­tro­lar el ba­lón, te­ner po­se­sión, va­rian­tes ofen­si­vas, pe­ro cuan­do se pre­sen­ta es­to, no se pue­de lle­var a ca­bo”.

Es cier­to, a la Ro­ja la acu­sa­ron de te­ner la co­la más lar­ga que la del ne­gro de “wa­zap”, pe­ro Piz­zi se de­fen­dió: “Lue­go de la hi­dra­ta­ción, Co­lom­bia se aco­mo­dó. Nos to­có de­fen­der y con­tro­lar, y lo hi­ci­mos muy bien. An­tes del par­ti­do di­je que la men­ta­li­dad no se­ría mo­di­fi­ca­da, pe­ro te­nía­mos que con­si­de­rar las va­ria­bles del par­ti­do. El es­fuer­zo fí­si­co nos iba a pa­sar fac­tu­ra y así fue. Sa­bía­mos que íba­mos a su­frir”.

¿Hi­cie­ron tiem­po? El DT lo des­car­tó, ase­gu­ran­do que hu­bo chu­le­tas que re­que­rían pa­rar el par­ti­do. Eso sí, el pun­to ten­drá más va­lor si la Ro­ja lo­gra ga­nar­le a Uru­guay. “Te­ne­mos que re­cu­pe­rar­nos los an­tes po­si­ble, qui­tar­nos los do­lo­res, des­can­sar y tra­tar de ver quié­nes son los que es­tán en me­jo­res con­di­cio­nes”, ce­rró el ar­gen­tino, ya más fres­qui­to.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.