EN PIJAMA le abrió la puer­ta a La Je­fa

Ve­cino de Ren­ca pen­só que lo iba a en­cues­tar la pre­si­den­ta de la jun­ta de ve­ci­nos, pe­ro en reali­dad era la mis­mí­si­ma Mi­che­lle Ba­che­let en per­so­na Mi­nis­tra Sa­ball: “Primero hay que tra­ba­jar, pe­ro te­ne­mos co­la­ción pa­ra des­pués”

La Cuarta - - PAÍS - SE­BAS­TIÁN FONCEA @la­cuar­ta_­fon­cea

La Je­fa cen­só 16 ho­ga­res de la vi­lla Cau­po­li­cán Obre­ro, de Ren­ca, y en la pri­me­ra ca­sa que vi­si­tó a las 9.00 se lle­vó una sor­pre­sa por­que abrió la puer­ta un hom­bre de 61 años en pijama.

Un ve­cino le avi­só mi­nu­tos an­tes que iba a pa­sar “la pre­si­den­ta”, pe­ro Eduar­do Kra­mer pen­só que se re­fe­ría a la pre­si­den­ta de la jun­ta de ve­ci­nos y sa­lió ves­ti­do con un es­tu­pen­do pijama ce­les­te que su es­po­sa le com­pró ha­ce ocho años cuan­do lo ope­ra­ron de un absceso in­terno rec­tal.

El abo­ga­do evan­gé­li­co di­jo que “le pe­dí dis­cul­pas por an­dar con el pijama y una me­dias que uso pa­ra el frío, bien abri­ga­do, y la pre­si­den­ta fue muy co­rrec­ta, edu­ca­da, se de­mo­ró unos quince mi­nu­tos, le ofre­ci­mos desa­yuno y só­lo acep­tó un ca- fé chi­qui­ti­to pa­ra no te­ner que ir al ba­ño des­pués”.

En tan­to, el hi­jo del due­ño de ca­sa, Da­vid, ve­nía lle­gan­do de un ca­rre­te, en­tró a su ca­sa y re­cién ahí ca­chó que es­ta­ba la Pre­si­den­ta de la Re­pú­bli­ca en el li­ving. “La se­ño­ra Ba­che­let me pre­gun­tó si ha­bía dor­mi­do ahí, fue sim­pá­ti­ca, tran­qui­la, hu­mil­de, fue una bue­na ex­pe­rien­cia, y mi pa­pá en pijama al la­do, pe­ro ella no se in­mu­tó”.

Por su li­tro, La Je­fa di­jo que “só­lo me ca­be de­cir que es una ex­pe­rien­cia bien im­por­tan­te, quie­ro agra­de­cer, las per­so­nas han si­do to­das muy aco­ge­do­ras, han si­do muy ac­ti­vas en con­tes­tar to­das las pre­gun­tas”.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.