El “ol­vi­do” que dio ori­gen a la pe­ni­ci­li­na

La Cuarta - - PAÍS -

La pe­ni­ci­li­na, el an­ti­bió­ti­co más co­no­ci­do del mundo, se creó gra­cias a un ol­vi­do de Ale­xan­der Fle­ming. Re­sul­ta que el cien­tí­fi­co es­ta­ba es­tu­dian­do cul­ti­vos de bac­te­rias de es­ta­fi­lo­co­co, pe­ro al vi­rar­se por un mes ol­vi­dó una pla­ca de Pe­tri (que con­te­nían bac­te­rias cer­ca de una ven­ta­na abier­ta). Al vol­ver ca­chó que las mues­tras se ha­bían con­ta­mi­na­do con una es­pe­cie de moho que ha­bía en­tra­do con el vien­to. Al po­ner­lo al mi­cros­co­pio ob­ser­vó que ha­bía un cla­ro, una zo­na lim­pia en la que el moho ha­bía ma­ta­do a todas las bac­te­rias. Flem­ming aca­ba­ba de des­cu­brir los hon­gos de Pe­ni­ci­llium, ba­se del fa­mo­so an­ti­bió­ti­co.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.