EL DRA­MA DE CA­MI­LA: ELEC­TRO­DE­PEN­DIEN­TES SU­FREN CON COR­TES DE LUZ

Lo­li­ta de elec­tro­de­pen­dien­te pu­do mo­rir por la in­te­rrup­ción del su­mi­nis­tro @la­cuar­ta_­fon­cea

La Cuarta - - PORTADA - SE­BAS­TIÁN FONCEA www. la cu ar ta.com

En el úl­ti­mo tiem­po los cor­tes de luz que ge­ne­ra el mal tiem­po en la Re­gión Me­tro­po­li­ta­na han cau­sa­do ma­si­vos apa­go­nes po­cas ve­ces vis­tos en el pasado, con la nie­ve la man­sa­ca fue peor ya que 311 mil ho­ga­res que­da­ron a os­cu­ras, y has­ta ayer en la tar­de la ci­fra aún su­pe­ra­ba los 28 mil.

Las per­so­nas que sin du­da más su­fren con la fal­ta de ener­gía son los pa­cien­tes co­no­ci­dos co­mo “elec­tro­de­pen­dien­tes” por­que las má­qui­nas que ne­ce­si­tan pa­ra en­fren­tar sus pa­de­ci­mien­tos ne­ce­si­tan luz.

Uno de tan­tos casos dra­má­ti­cos lo pro­ta­go­ni­za la jo­ven Ca­mi­lla Matus, de 20 años, y su ma­mi­ta Gri­ce­lle Cha­mo­rro, quien la ha cui­da­do to­da la vida des­de que na­ció con da­ño ce­re­bral y pa­rá­li­sis, por lo que ne­ce­si­ta ali­men­tar­se me­dian­te una gas­tros­to­mía.

La mu­jer a car­go de su ni­ña nos con­tó que jun­to a su otra hi­ja, de 10 años, vi­ven en una ca­sa del sec­tor de 5 de Abril, en Es­ta­ción Cen­tral, y que ha­ce tres años la si­tua­ción de Ca­mi­la se com­pli­có aún más por-

Ca­mi­la Matus ne­ce­si­ta de un ven­ti­la­dor me­cá­ni­co pa­ra so­bre­vi­vir y su ma­má de­bió re­cu­rrir a la mu­ni de Es­ta­ción Cen­tral pa­ra que les pres­ta­ra un ge­ne­ra­dor eléc­tri­co.

que “se agra­vó por un pa­ro res­pi­ra­to­rio que la obli­gó a de­pen­der de un res­pi­ra­dor”, con­tó Gri­ce­lle.

Los pa­de­ci­mien­tos de las cen­tra­li­nas co­men­za­ron el sá­ba­do a las sie­te de la ma­ña­na “por­que se nos cor­tó la luz has­ta las do­ce y me­dia del do­min­go; fue com­pli­ca­do, por­que mi hi­ja no pue­de es­tar más de tres ho­ras sin elec­tri­ci­dad por­que la ba­te­ría del ven­ti­la­dor me­cá­ni­co no aguan­ta más”.

Pa­ra más in­for­tu­nio, el mar­tes de la se­ma­na pa­sa­da ya se les ha­bía cor­ta­do la luz a la fa­mi­lia, en­tre las 16.00 y las 22.30, lo que des­com­pen­só a Ca­mi­la por­que Gri­ce­lle la de­bió asis­tir só­lo con oxí­geno.

Cuan­do el sá­ba­do se volvió a in­te­rrum­pir el su­mi­nis­tro la abue­la de Ca­mi­la lla­mó al­ti­ro a Enel y por in­ter­net pu­sie­ron re­cla­mos, sin res­pues­ta, has­ta que se co­mu­ni­ca­ron con la mu­ni y por me­dio de és­ta lle­ga­ron los bom­be­ros que asis­tie­ron a la en­fer­ma con el ge­ne­ra­dor de un ca­rro, y lue­go des­de la mis­ma al­cal­día les fa­ci­li­ta­ron un ge­ne­ra­dor.

“Lo ideal se­ría que Ca­mi­la tu­vie­ra a su dis­po­si­ción siem­pre una fuen­te de ener­gía de emer­gen­cia, pe­ro no es­tá a mi al­can­ce com­prar una, por lo me­nos de­be­rían pres­ta un ser­vi­cio de emer­gen­cia por­que tie­nen el po­der pa­ra ha­cer­lo, o coor­di­nar­se con la mu­ni­ci­pa­li­dad pa­ra te­ner un re­gis­tro de elec­tro­de­pen­dien­tes y au­xi­liar­nos con ge­ne­ra­do­res. Pa­ga­mos la luz, no la dan gra­tis y no nos dan una so­lu­ción, na­da de na­da, la ayu­da só­lo es en ca­so de que no pa­gue­mos la luz, ellos no la cor­tan”, di­jo la ma­má.

MO­LES­TIA

En tan­to, el al­cal­de de Es­ta­ción Cen­tral, Rodrigo Del­ga­do, vi­si­tó a Ca­mi­la y cri­ti­có a la em­pre­sa de ener­gía. “Cree­mos que es dra­má­ti­co que una per­so­na que lu­cha por su vida ten­ga res­pues­tas (a los lla­ma­dos) de pu­ras gra­ba­cio­nes y ro­bots y no ofrez­can una res­pues­ta más hu­ma­na de par­te de una em­pre­sa gran­de, trans­na­cio­nal con uti­li­da­des que de­be­ría te­ner un equi­po so­cial aten­dien­do es­tos casos”, re­cla­mó.

“Creo que en el re­gis­tro que tie­ne Enel de­be­ría ser

com­ple­men­ta­do con la ca­pa­ci­dad pa­ra coor­di­nar­se con los mu­ni­ci­pios, te­ner ge­ne­ra­do­res eléc­tri­cos y man­dar­los a las ca­sas cuan­do hay cor­tes pro­lon­ga­dos e in­clu­so si se coor­di­nan con no­so­tros po­dría­mos en­tre­gar­los a nues­tros ve­ci­nos”.

Mien­tras, ma­ni­fes­ta­cio­nes se desa­rro­lla­ron en las ca­lles de va­rias co­mu­nas de la ciu­dad de San­tia­go por los pro­lon­ga­dos cor­tes, que has­ta el cie­rre de es­ta edi­ción se man­te­nían en 46.715 ho­ga­res.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.