Es­pe­ji­to, es­pe­ji­to...

Cam­pa­ña “Mi Be­lle­za Mi De­ci­sión” chan­tó un es­pe­jo pa­ra ca­char la opo­nión de la gen­te

La Cuarta - - PAÍS -

Si pa­só por ahí y que­dó ultra me­ti­do, le con­ta­mos que se tra­tó de una cam­pa­ña Dove, lla­ma­da “Mi Be­lle­za Mi De­ci­sión”. La idea era que las mu­je­res que al­gu­na vez se sin­tie­ron juz­ga­das por su apa­rien­cia ha­bla­ran so­bre qué es pa­ra ellas la be­lle­za.

An­to­nia La­rraín, que par­ti­ci­pó de es­ta ac­ti­vi­dad, se­ña­ló que “hu­bo to­do ti­po de reac­cio­nes. Ha­bía gen­te que se emo­cio­nó mu­cho a la ho­ra de es­cri­bir un men­sa­je pa­ra ellos mis­mos o pa­ra otra per­so­na”.

Agre­gó que “creo que es­te ti­po de cam­pa­ñas sir­ven por­que to­dos he­mos si­do juz­ga­do por nues­tra apa­rien­cia. A mí me mo­les­ta­ban por ser muy al­ta y a lo me­jor a otras les de­cían co­sas por ser ba­jas. El te­ma es que es­to no le ocu­rre sólo a una per­so­na”. La idea de la ini­cia­ti­va era que las personas se vie­ran en el es­pe­jo y ano­ta­ran en un pa­pel qué sen­tían al ver­se. “Mu­cha gen­te se emo­cio­nó”, con­ta­ron los crea­do­res de la cam­pa­ña.

GE­NE­RAR CON­CIEN­CIA

La si­có­lo­ga Ne­rea de Ur­gen­te ex­pli­có que “es­te ti­po de ini­cia­ti­vas son tre­men­da­men­te be­ne­fi­cio­sas pa­ra la gen­te, por­que se vi­si­bi­li­za un te­ma que so­cial­men­te no se ha­bla nun­ca, co­mo es cues­tio­nar los es­te­reo­ti­pos de be­lle­za de la so­cie­dad”.

Agre­gó que “si aún no so­mos ca­pa­ces de po­ten­ciar­las por sus ha­bi­li­da­des en vez de sus atri­bu­tos fí­si­cos sien­to que no hay avan­ces en la bre­cha de gé­ne­ro. La apa­rien­cia no es lo úni­co que nos de­fi­ne co­mo mu­je­res”.

Al fi­nal, la cam­pa­ña fue to­do un éxi­to, ya que se re­co­pi­la­ron más de 700 men­sa­jes, don­de se pu­do ca­char que un gran por­cen­ta­je no se sien­te va­lo­ra­da por sus ha­bi­li­da­des y ca­pa­ci­da­des pre­do­mi­nan­do su cua­li­da­des fí­si­cas. Ne­rea ase­gu­ró que “no es sólo al­go que les afec­ta a las mu­je­res. Mu­chos hom­bres tam­bién lo su­fren, pe­ro no lo co­men­tan. Al fi­nal, no es un pro­ble­ma per­so­nal, sino uno so­cial”.

Las mu­je­res son las que sien­ten más pre­sión por su apa­rien­cia fí­si­ca. Di­cen que no son va­lo­ra­das por sus ha­bi­li­da­des y ca­pa­ci­da­des.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.