Ri­ve­ro se que­da: “Me min­tie­ron en la ca­ra”

La Cuarta - - DEPORTES -

Eso de que “el que se va sin que lo echen vuel­ve sin que lo lla­men”, es más o me­nos si­mi­lar a “más ayu­da el que no es­tor­ba”. ¿Y qué pa­sa cuan­do ya no exis­te el sen­ti­do de per­te­nen­cia, ah? Lo me­jor es vi­rar, pe­ro en el ca­so de Oc­ta­vio Ri­ve­ro, no re­sul­tó.

Pa­ra que en­tien­da: el cha­rrúa qui­so sa­lir (a Pe­ña­rol y lue­go a Bel­grano), pe­ro el Ca­ci­que le ba­jó el pul­gar y has­ta se ha­bló de la “re­bel­día” del pe­pe­ro, que no qui­so es­tar an­te O’Hig­gins. ¿Una no­ve­dá? Yes: Oc­ta­vio se que­da.

“Es­toy do­li­do y mo­les­to por­que me di­je­ron una co­sa y lue­go me min­tie­ron (en re­la­ción a su frus­tra­da sa­li­da). Por eso to­mé es­ta de­ci­sión de cum­plir los dos años de con­tra­to, es­toy con­ten­to, fe­liz con lo que fir­mé. Lue­go ve­ré có­mo si­gue to­do”, in­di­có el uru­gua­yo a Coope­ra­ti­va.

Se­gún el re­pre del ju­ga­dor, Fe­de­ri­co Pam­pa­rat­to, fue Mosa quien cam­bió a úl­ti­ma ho­ra las con­di­cio­nes pa­ra que Ri­ve­ro se fue­ra a Bel­grano: “Ima­gí­na­te que te mien­tan en la ca­ra y lue­go tie­nes que se­guir con­fian­do en esa per­so­na (...) Le di­je a Pa­blo que me sen­tía mal, es­ta­ba de­pri­mi­do. Uno pla­nea co­sas, a ve­ces por al­guien que no cum­ple su pa­la­bra cues­ta se­guir ade­lan­te”.

Chico, pe­ro em­pe­ño­so

Ye­fer­son So­tel­do ni se ur­gió por su 1, 59 me­tros de es­ta­tu­ra e igual me­tió la ca­be­za pa’ dar­le el triun­fo a Hua­chi­pa­to con­tra Au­dax Ita­liano.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.