El desafío de en­con­trar em­pleo des­pués de los 50

Mos­trar com­pro­mi­so y sin­te­ti­zar el cu­rrí­cu­lum son im­por­tan­tes a esa edad, di­cen des­de Gru­poEx­pro.

La Hora - - Empleos - Clau­dia Mal­do­na­do C.

Mien­tras en el país se dis­cu­te la po­si­bi­li­dad de am­pliar la edad de ju­bi­la­ción, pa­ra­dó­ji­ca­men­te per­der el tra­ba­jo des­pués de los 50 años pue­de sig­ni­fi­car un re­ti­ro an­ti­ci­pa­do del mer­ca­do la­bo­ral, de­bi­do a que en los pro­ce­sos de re­clu­ta­mien­to pri­vi­le­gian a gen­te más jo­ven.

Es­ta prác­ti­ca em­pre­sa­rial de­ja fue­ra de las se­lec­cio­nes a un im­por­tan­te gru­po de per­so­nas con ex­pe­rien­cia y com­pe­ten­cias la­bo­ra­les.

Des­de la em­pre­sa de re­cur­sos hu­ma­nos Gru­poEx­pro ex­pli­can que en­tre los obs­tácu­los que tie­nen los ma­yo­res de 50 años para ser con­tra­ta­dos, es­tá el he­cho de que mu­chas ve­ces se pien­sa que es­tán so­bre­ca­li­fi­ca­dos y, por tan­to, de ser con­tra­ta­dos en un car­go in­fe­rior al que te­nían bus­ca­rán lue­go un em­pleo con ma­yor ren­ta. “Eso es un error. Al con­tra­rio, la per­so­na ma­yor sa­be que le cues­ta en­con­trar em­pleo y tie­ne com­pro­mi­so con la nue­va opor­tu­ni­dad la­bo­ral que re­ci­be. Ha­bi­tual­men­te en­tre­gan to­das sus ca­pa­ci­da­des por­que quie­ren ju­bi­lar en es­te nue­vo tra­ba­jo”, co­men­ta Clau­dia Ara­ya, ge­ren­te co­mer­cial de Gru­poEx­pro.

“Al te­ner tra­yec­to­ria y ne­ce­si­dad de tra­ba­jar, son to­le­ran­tes y tie­nen ex­pe­rien­cia para ma­ne­jar con­flic­tos”. Clau­dia Ara­ya, ge­ren­te co­mer­cial de Gru­poEx­pro

Vie­ne de

Otro re­pa­ro con­tra es­te seg­men­to eta­rio es que pa­re­cen más len­tos en la adap­ta­ción y uso de tec­no­lo­gía que los jó­ve­nes na­ti­vos di­gi­ta­les. Sin em­bar­go, aclara Ara­ya, los ma­yo­res de 50 años apor­tan a las or­ga­ni­za­cio­nes ca­pa­ci­dad de aná­li­sis crí­ti­co en la to­ma de de­ci­sio­nes, je­rar­qui­za­ción de pro­ce­sos y ur­gen­cias.

TO­LE­RAN­CIA Y EX­PE­RIEN­CIA

“Tam­bién se pien­sa que son po­co fle­xi­bles, pues tie­nen for­mas de tra­ba­jo ad­qui­ri­das, por lo que se­rán me­nos mol­dea­bles y rea­cios a re­ci­bir ins­truc­cio­nes. Nues­tra ex­pe­rien­cia es que, al te­ner tra­yec­to­ria y ne­ce­si­dad de tra­ba­jar, son to­le­ran­tes y tie­nen pe­ri­cia para ma­ne­jar si­tua­cio­nes de con­flic­to”, aña­de Ara­ya, quien rea­li­za un lla­ma­do a las em­pre­sas a con­si­de­rar a los ma­yo­res de 50 años en sus con­tra­ta­cio­nes.

A con­ti­nua­ción, al­gu­nos con­se­jos de la si­có­lo­ga la­bo­ral Ve­ró­ni­ca Ber­me­do, de Gru­poEx­pro, para quie­nes es­tán en esa edad y van a bus­car em­pleo.

La per­so­na no se pue­de que­dar só­lo con el tí­tu­lo pro­fe­sio­nal o téc­ni­co que re­ci­bió ha­ce tres dé­ca­das. De­be ac­tua­li­zar sus co­no­ci­mien­tos a tra­vés de cur­sos, di­plo­ma­dos y ma­gís­ter, que le per­mi­tan se­guir apor­tan­do de ma­ne­ra re­no­va­da al tra­ba­jo.

De­ben lle­gar con ener­gía a la en­tre­vis­ta de tra­ba­jo, in­di­car los prin­ci­pa­les lo­gros ob­te­ni­dos, ideas pro­pues­tas que se han im­ple­men­ta­do du­ran­te la tra­yec­to­ria la­bo­ral, y re­sal­tar la bús­que­da de es­ta­bi­li­dad en el tra­ba­jo, pues el com­pro­mi­so es una com­pe­ten­cia va­lo­ra­da por las em­pre­sas.

Al ser des­pe­di­das de un al­to car­go, ha­bi­tual­men­te al prin­ci­pio las per­so­nas desean ob­te­ner un pues­to del mis­mo ni­vel. Se su­gie­re ser fle­xi­ble para op­tar a un car­go in­fe­rior y con me­nor ren­ta, para ob­te­ner el pues­to y te­ner la op­ción de vol­ver a as­cen­der in­ter­na­men­te en la em­pre­sa.

Pro­ba­ble­men­te el cu­rrí­cu­lum sea ex­ten­so por la pro­lon­ga­da ex­pe­rien­cia. Es acon­se­ja­ble ser sin­té­ti­co y pre­pa­rar un CV de má­xi­mo dos pá­gi­nas, don­de se en­fa­ti­ce en la des­crip­ción de las fun­cio­nes desem­pe­ña­das que es­tén más re­la­cio­na­das con el car­go al que se pos­tu­la. Se re­co­mien­da su­bir el cu­rrí­cu­lum a pla­ta­for­mas co­mo Lin­ke­dIn, pues gran par­te de la ofer­ta la­bo­ral hoy es­tá en las re­des so­cia­les.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.