Jun­to a las ta­reas es­truc­tu­ra­das de­be ha­ber es­pa­cio para el ocio

La Hora - - Educación -

si­ta­ria (PSU) mi­de con­te­ni­dos cu­rri­cu­la­res, co­no­ci­mien­tos y ha­bi­li­da­des cog­ni­ti­vas (ca­pa­ci­dad para com­pren­der, apli­car co­no­ci­mien­tos, re­sol­ver pro­ble­mas, ana­li­zar, sin­te­ti­zar, eva­luar in­for­ma­ción, si­tua­cio­nes, pro­ce­sos, etc).

Ha­ber ob­te­ni­do un bajo pun­ta­je en es­te exa­men sig­ni­fi­ca un nivel de lo­gro in­su­fi­cien­te, lo que pue­de ser el re­sul­ta­do de opor­tu­ni­da­des de apren­di­za­je com­pa­ra­ti­va­men­te me­no­res, fal­ta de au­to­no­mía y mo­ti­va­ción para el es­tu­dio o una com­bi­na­ción de am­bos.

Por esta ra­zón, al pla­ni­fi­car un año sa­bá­ti­co es ne­ce­sa­rio en­fren­tar tanto las de­fi­cien­cias en tér­mi­nos de co­no­ci­mien­tos y ha­bi­li­da­des cog­ni­ti­vas co­mo aque­llas ac­ti­tu­des per­so­na­les que afec­tan el desem­pe­ño aca­dé­mi­co, se­gún ex­pli­ca a La Ho­ra Jo­se­fi­na Gue­rra, di­rec­to­ra de Preu­nab.

“La cla­ve para ob­te­ner un buen ren­di­mien­to es la ca­pa­ci­dad para desa­rro­llar un es­fuer­zo sis­te­má­ti­co y sos­te­ni­do en el tiem­po”, ase­gu­ra Gue­rra.

Así, para lo­grar las me­tas es ne­ce­sa­rio te­ner un ho­ra­rio, con co­lum­nas para la au­to­eva­lua­ción del cum­pli­mien­to de lo pla­ni­fi­ca­do. “Yo mis­mo de­bo ser mi juez, sin ha­cer­me tram­pas en mi pro­pio so­li­ta­rio”, agre­ga.

CREAR UN PLAN

La idea es pro­po­ner­se un tra­ba­jo sis­te­má­ti­co y con­ti­nuo, es­to es, un es­pa­cio de tiem­po dia­rio, por lo me­nos des­de mar­zo en La can­ti­dad de tiem­po de­di­ca­do al es­tu­dio de­pen­de de la ca­pa­ci­dad de con­cen­tra­ción y apren­di­za­je de ca­da uno, se­gún in­di­ca Jo­se­fi­na Gue­rra, di­rec­to­ra de Preu­nab. “De to­dos mo­dos, un tiem­po mí­ni­mo no de­bie­ra ser me­nor a tres ho­ras dia­rias, con­si­de­ran­do que el nivel de pre­pa­ra­ción con que se par­te es muy de­fi­ci­ta­rio y que se de­ben pre­pa­rar tres prue­bas”, se­ña­la. Para ella las ac­ti­vi­da­des “la­bo­ra­les” o “do­més­ti­cas” de­bie­ran to­mar­le al jo­ven un tiem­po si­mi­lar. “La idea es que cuen­te con ac­ti­vi­da­des es­truc­tu­ra­das por un nú­me­ro de ho­ras dia­rias si­mi­lar al de un es­tu­dian­te o tra­ba­ja­dor. El tiem­po res­tan­te de­bie­ra de­di­car­se a re­crea­ción: de­por­te, com­par­tir con la fa­mi­lia y ami­gos, po­lo­lear, etc.”, fi­na­li­za Gue­rra. ade­lan­te. “El ver­da­de­ro apren­di­za­je re­quie­re un tiem­po de ma­du­ra­ción. No es lo mis­mo es­tu­diar dos ho­ras dia­rias du­ran­te sie­te días que 14 ho­ras en un so­lo día. El mé­to­do de es­tu­dio de­pen­de de los es­ti­los de apren­di­za­je de ca­da per­so­na. Quien me­jor lo sa­be es uno mis­mo. Hay quie­nes apren­den me­jor le­yen­do y otros ho­ras dia­rias es el tiem­po mí­ni­mo que se de­be de­di­car a pre­pa­rar la PSU. re­quie­ren de más apo­yo vi­sual”, in­di­ca Gue­rra.

Al mar­gen de lo an­te­rior, e in­de­pen­dien­te de que se es­tu­die en so­li­ta­rio o en gru­po, de­be com­bi­nar­se el apren­di­za­je teó­ri­co con abun­dan­te ejer­ci­ta­ción. Tam­bién es útil ela­bo­rar re­sú­me­nes, es­que­mas o ma­pas con­cep­tua­les, pri­vi­le­gian­do en­tre es­tas he­rra­mien­tas las que le re­sul­ten más úti­les.

Jun­to a es­to, al pro­gra­mar el es­tu­dio hay que te­ner en cuen­ta la na­tu­ra­le­za de ca­da prue­ba, ya que exi­gen én­fa­sis dis­tin­tos.

“En ma­te­má­ti­ca, por ejem­plo, la apli­ca­ción sobre to­do orien­ta­da a la re­so­lu­ción de pro­ble­mas, es un fac­tor cla­ve. En la prue­ba de cien­cias, se agre­ga a lo an­te­rior, la ne­ce­si­dad de re­te­ner gran can­ti­dad de in­for­ma­ción. Para pre­pa­rar la prue­ba de len­gua­je, de­be po­ner­se el fo­co en la lec­tu­ra, lo que im­pli­ca desa­rro­llar, oja­lá, al me­nos un ejer­ci­cio de com­pren­sión de lec­tu­ra dia­rio”, afir­ma la experta de Preu­nab.

Es bueno te­ner pre­sen­te que el plan de pre­pa­ra­ción de­be com­bi­nar­se con otras ac­ti­vi­da­des. Es­tas

“La cla­ve para ob­te­ner un buen ren­di­mien­to es la ca­pa­ci­dad para desa­rro­llar un es­fuer­zo sis­te­má­ti­co y sos­te­ni­do en el tiem­po”.

Ser cons­tan­te y sis­te­má­ti­co en el es­tu­dio. Ejercitar mu­cho

Ren­dir pe­rió­di­ca­men­te en­sa­yos para fa­mi­lia­ri­zar­se con el ti­po de pre­gun­tas

Jo­se­fi­na Gue­rra, di­rec­to­ra de Preu­nab.

Re­tro­ali­men­tar el apren­di­za­je, es­to es, re­sol­ver las du­das y sobre to­do, cuan­do se ejer­ci­ta, re­vi­sar las res­pues­tas erró­neas has­ta com­pren­der el por­qué del error y ser ca­paz de rec­ti­fi­car­lo. de­ben orien­tar­se a dos pro­pó­si­tos: el desa­rro­llo de una ma­yor au­to­no­mía, au­to­es­ti­ma y res­pon­sa­bi­li­dad, me­dian­te un tra­ba­jo de tiem­po par­cial o el cum­pli­mien­to de ta­reas do­més­ti­cas y la re­crea­ción, a tra­vés de la prác­ti­ca de un de­por­te, por ejem­plo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.