To­más Ba­rrios: la jo­ven car­ta de Mas­sú pa­ra Co­pa Da­vis

A su cor­ta edad lla­mó la aten­ción del ca­pi­tán y ob­tu­vo su pri­me­ra no­mi­na­ción pa­ra dispu­tar el tra­di­cio­nal tor­neo.

La Hora - - Deportes - Ga­briel Ar­ce Gra­ni­zo

Aun­que pa­ra mu­chos es des­co­no­ci­do, a sus 19 años To­más Ba­rrios (456°) ya se po­si­cio­na en el cir­cui­to pro­fe­sio­nal. A su cor­ta edad lla­mó la aten­ción de Ni­co­lás Mas­sú, ca­pi­tán chi­leno del equi­po de Co­pa Da­vis, y re­ci­bió la pri­me­ra no­mi­na­ción ofi­cial pa­ra la se­rie con­tra Re­pú­bli­ca Do­mi­ni­ca­na.

Es me­dio­día en el Sta­dio Ita­liano y Ba­rrios re­ci­be a La Ho­ra. El tiem­po lo apre­mia: pron­to de­be to­mar el avión y par­tir al país ca­ri­be­ño pa­ra dispu­tar la se­rie en­tre el 3 y el 5 de fe­bre­ro. Lue­go de una ma­ña­na de en­tre­na­mien­to, Ba­rrios se sien­ta en el ca­sino del club pa­ra con­ver­sar so­bre su ca­rre­ra.

-To­más, ¿có­mo re­ci­bis­te la no­mi­na­ción de Ni­co­lás Mas­sú pa­ra la Da­vis?

-Fue una no­ti­cia muy bue­na pa­ra mí, sig­ni­fi­ca una mo­ti­va­ción muy gran­de. Pa­ra cual­quier te­nis­ta chi­leno es un sue­ño for­mar par­te del equi­po de Co­pa Da­vis. Im­pli­ca ju­gar no so­lo por ti, co­sa que yo nun­ca he he­cho, aho­ra me to­ca ha­cer­lo por mi país. Ya he es­ta­do en otras se­ries co­mo in­vi­ta­do, pe­ro es­to es di­fe­ren­te, nun­ca ha­bía es­ta­do no­mi­na­do ofi­cial­men­te.

-Se ba­jó Víc­tor Es­tre­lla (103°) en Re­pú­bli­ca Do­mi­ni­ca­na, ¿có­mo ves la se­rie pa­ra Chi­le?

-Va a es­tar com­pli­ca­do. Con o sin él va a ser di­fí­cil, so­mos vi­si­ta, va a ha­cer har­to ca­lor y ju­ga­mos en can­cha du­ra, que igual di­fi­cul­ta las co­sas.

¿Te emo­cio­na la po­si­bi­li­dad de ju­gar?

-Ob­via­men­te ju­gar es mi sue­ño, es la idea, pe­ro eso lo ve Ni­co­lás Mas­sú. Si me ne­ce­si­ta yo voy a es­tar to­tal­men­te dis­pues­to.

INI­CIOS Y ME­TAS

Pa­ra po­der des­ta­car, Ba­rrios pri­me­ro tu­vo que so­bre­po­ner­se a la di­fi­cul­tad de ser de pro­vin­cia en un país co­mo Chi­le. Él es el úl­ti­mo te­nis­ta en su­mar­te al gru­po del re­cam­bio que li­de­ra Ch­ris­tian Ga­rín (191°) y Ni­co­lás Jarry (306°).

-To­más, ¿có­mo co­men­zas­te en el te­nis?

-To­do se lo de­bo a mi pa­pá que es un fa­ná­ti­co del te­nis, has­ta hoy jue­ga. Co­men­cé des­de que pu­de em­pu­ñar una ra­que­ta y no la sol­té más.

-¿Fue com­ple­jo el he­cho de ve­nir de Chi­llán?

-Yo em­pe­cé ju­gan­do en el club de te­nis de Chi­llán has­ta los 11 años y mi pa­pá era ami­go de Gon­za­lo Gon­zá­lez, mi pri­mer en­tre­na­dor. A esa edad me fui a en­tre­nar a Con­cep­ción con él, via­ja­ba tres ve­ces a la se­ma­na. Yo es­ta­ba en el co­le­gio, lle­ga­ba a las 12 de la no­che de Con­cep­ción a mi ca­sa y al otro día te­nía que ir tem­prano a cla­ses. Eso igual fue bien com­ple­jo por­que te­nía que ha­cer las ta­reas y otras co­sas pa­ra el co­le­gio. Re­cién a los 16 to­ma­mos la de­ci­sión de ir­me a vi­vir a Con­cep­ción.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.