Pro­yec­to bus­ca cul­ti­var el ama­ran­to en Chi­le

Es­ta plan­ta en­tre­ga­ría un apor­te pa­ra la pro­duc­ción agrí­co­la y la ali­men­ta­ción de la co­mu­ni­dad.

La Hora - - País - Pau­la Bus­ta­man­te

Fo­men­to al cultivo y con­su­mo de ama­ran­to: Po­ten­cia­ción Chi­le-Mé­xi­co se lla­ma el pro­yec­to apo­ya­do por ex­per­tos del país del nor­te que bus­ca cul­ti­var la plan­ta es­tre­lla de ese país en nues­tro te­rri­to­rio.

“El ama­ran­to es un cultivo que es an­ces­tral, ori­gi­na­rio de Mé­xi­co, y por an­te­ce­den­tes se co­no­ce que tie­ne pro­pie­da­des sa­lu­da­bles”, ex­pli­có Ce­ci­lia Ba­ginsky, di­rec­to­ra del pro­yec­to en Chi­le y aca­dé­mi­ca de la Fa- cul­tad de Cien­cias Agro­nó­mi­cas de la Uni­ver­si­dad de Chi­le.

Muy si­mi­lar a la quí­noa, es­te ali­men­to es una plan­ta de tres me­tros de al­tu­ra, com­pues­ta por nu­me­ro­sas flo­res que ori­gi­nan se­mi­llas, las que re­pre­sen­tan el prin­ci­pal pro­duc­to de es­te ve­ge­tal. Es una fuen­te de pro­teí­nas, hie­rro y cal­cio.

El ob­je­ti­vo de es­te pro­yec­to es im­pul­sar el cultivo en Chi­le y Mé­xi­co, pa­ra así otor­gar nue­vas al­ter­na­ti­vas de ali­men­ta­ción sa­lu­da­ble.

La ini­cia­ti­va es­tá orien­ta­da a pe­que­ños y me­dia­nos pro­duc­to­res, los que fue­ron vi­si­ta­dos por una de­le­ga­ción de in­ves­ti­ga­do­res de la Uni­ver­si­dad Au­tó­no­ma Me­tro­po­li­ta­na-Iz­ta­pa­la­pa y del Co­le­gio de Post­gra­dua­dos Cam- pus Pue­bla de Mé­xi­co, pa­ra su­per­vi­sar los cul­ti­vos, las tec­no­lo­gías usa­das, el clima y las con­di­cio­nes agrí­co­las en nues­tro país.

Gra­cias a es­ta vi­si­ta, se con­fir­mó la fac­ti­bi­li­dad de pro­du­cir ama­ran­to en Chi­le, ya que exis­ten las con­di­cio­nes y las ca­pa­ci­da­des téc­ni­cas.

“Aho­ra que es­tu­vi­mos en Chi­le es­ta­mos con­ven­ci­dos que va a lle­gar a buen tér­mino e in­clu­so pue­da pro­yec­tar­se más allá del pe­rio­do pla­ni­fi­ca­do”, se­ña­ló Hi­rán Mo­ran, di­rec­to­ra del pro­yec­to en Mé­xi­co, en la vi­si­ta a nues­tro país.

VEN­TA­JAS

Ce­ci­lia Ba­ginsky ex­pli­ca que el cultivo de ama­ran­to es po­si­ti­vo en dos as­pec­tos: en la ali­men­ta­ción y en la agro­no­mía.

En cuan­to a la nu­tri­ción, es­ta plan­ta no só­lo tie­ne va­lor pro­tei­co sino que ade­más po­see mu­cha fi­bra, so­bre to­do en las ho­jas. “To­do eso le da una con­no­ta­ción bas­tan­te com­ple­ta y sa­lu­da­ble”, ex­pli­ca.

Por otro la­do, tam­bién es una ven­ta­ja im­por­tan­te las ca­rac­te­rís­ti­cas fi­sio­ló­gi­cas del cultivo, ya que re­sis­te muy bien la se­quía, se adap­ta a con­di­cio­nes de al­ta ra­dia­ción y po­co rie­go.

“Nos pa­re­ció que era un cultivo ín­te­gro y por eso es­ta­mos tra­ba­jan­do con él”, in­di­ca Ba­ginsky.

La pro­yec­ción de es­ta ini­cia­ti­va es po­si­cio­nar el ama­ran­to co­mo una po­si­bi­li­dad de crea­ción de nue­vos ali­men­tos, co­mo la ha­ri­na, pa­ra así abrir nue­vas po­si­bi­li­da­des de ne­go­cios pa­ra agri­cul­to­res y pro­duc­to­res.

“Po­dría ser una al­ter­na­ti­va pa­ra nue­vas po­si­bi­li­da­des de ne­go­cio”. Ce­ci­lia Ba­ginsky, di­rec­to­ra del pro­yec­to en Chi­le.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.