MU­JE­RES JÓ­VE­NES SON MA­YO­RÍA EN­TRE QUIE­NES NO ES­TU­DIAN NI TRA­BA­JAN

En la Re­gión Me­tro­po­li­ta­na hay 285 mil me­no­res de 29 años a los que se po­dría ca­ta­lo­gar de “ni­ni”; el 65% de ellos son mu­je­res. Cui­da­do de hi­jos y la­bo­res ho­ga­re­ñas ex­pli­can el fe­nó­meno.

La Hora - - En2minutos - Natalia Heus­ser H.

Ha­blar de equi­dad de gé­ne­ro aún es una uto­pía en Chi­le. Hoy exis­ten un sin fin de di­fe­ren­cias en­tre hom­bres y mu­je­res, don­de uno de los más no­to­rios es la bre­cha sa­la­rial. Pe­ro a tan­to lle­gan las de­sigual­da­des que in­clu­so se evi­den­cia en­tre quie­nes no es­tán en el mer­ca­do la­bo­ral.

Los “ni­nis”, co­mo se les lla­ma a los jó­ve­nes en­tre 15 y 29 años que no es­tu­dian ni tra­ba­jan, al­can­zan los 766.723 a ni­vel país. Ci­fra que en la Re­gión Me­tro­po­li­ta­na lle­ga a los 285.232, lo que re­pre­sen­ta al 16% de los 1.721.839 jó­ve­nes de la re­gión.

El 65% de aque­llos que no es­tu­dian ni se desem­pe­ñan de ma­ne­ra re­mu­ne­ra­da en la ca­pi­tal son mu­je­res (186.120) y el 35% (99.112) son hom­bres. Pe­ro, ¿por qué las mu­je­res con­for­man el grue­so de quie­nes no tra­ba­jan ni es­tu­dian?

Re­sul­ta que el 34,2% de ellas (50.137) res­pon­dió que no lo ha­cía por­que es­tá de­di­ca­da al cui­da­do de hi­jos o ter­ce­ros; el 30,6% (44.906) in­di­có que es­tá en­fo­ca- da a los queha­ce­res del ho­gar; y el 20,4% (29.974) nom­bró otras ra­zo­nes. En tan­to, el 41% de ellos (20.920), ex­pli­ca­ron que se man­tie­nen al mar­gen del mun­do la­bo­ral por otra ra­zón; el 22,1% (11.277) por­que no tie­ne in­te­rés; y el 16,5% (8.427) por en­fer­me­dad o dis­ca­pa­ci­dad.

Es­tos son al­gu­nos de los re­sul­ta­dos que en­tre­gó el Ob­ser­va­to­rio La­bo­ral pa­ra la Re­gión Me­tro­po­li­ta­na, pro­yec­to que de­bu­tó ayer y que es li­de­ra­do por el Ser­vi­cio Na­cio­nal de Ca­pa­ci­ta­ción y Em­pleo (Sen­ce), eje­cu­ta­do por el Cen­tro de Po­lí­ti­cas Pú­bli­cas UC, y apo­ya­do por el Or­ga­nis­mo Téc­ni­co In­ter­me­dio pa­ra Ca­pa­ci­ta­ción (OTIC So­fo­fa).

Es­tas ci­fras re­por­ta­das por la ini­cia­ti­va son de ela­bo­ra­ción pro­pia, con­for­me a la en­cues­ta Ca­sen 2015. Res­pec­to a ellas, Ma­ca­re­na Cea, coor­di­na­do­ra del Ob­ser­va­to­rio, acla­ró que hoy es­tá en te­la de jui­cio que la mu­jer sea cul­tu­ral­men­te quien cum­pla el pa­pel del cui­da­do de los hi­jos y de los queha­ce­res de la ca­sa, co­mo se des­pren­de del 65% que es­tá en el gru­po de los “ni­nis”.

“Pue­de que ellas no lo de­cla­ren co­mo una obli­ga­ción, pe­ro sí de fac­to sea una obli­ga­ción por­que a lo me­jor no hay na­die más que pue­da cum­plir con ese rol. Es una bre­cha de gé­ne­ro que tam­bién es­tá sus­ten­ta­da en una tra­di­ción cul­tu­ral, lo que cla­ra­men­te va a ir cam­bian­do en el tiem­po. En el fon­do, es un tra­ba­jo no re­mu­ne­ra­do lo que ellas ha­cen”, afir­mó.

Pa­ra ter­mi­nar con esas di­fe­ren­cias, Cea de­cla­ró que de­be ha­ber un set de me­di­das pa­ra fo­men­tar la par­ti­ci­pa­ción la­bo­ral tan­to de las mu­je­res, co­mo de los jó­ve­nes.

“Cla­ra­men­te hay que ha­cer po­lí­ti­cas pro­fun­das que es­tén orien­ta­das a la par­ti­ci­pa­ción la­bo­ral fe­me­ni­na. Por ejem­plo, hoy el pos­na­tal pa­ren­tal, que es un de­re­cho de las mu­je­res, po­dría ser un de­re­cho tan­to pa­ra las mu­je­res co­mo pa­ra los hom­bres, así con­tra­tar a una mu­jer no se tra­du­ci­ría en un cos­to ma­yor pa­ra el em­plea­dor”, di­jo Cea.

“El cui­da­do de los ni­ños tam­bién es un te­ma im­por­tan­te.

Hay que au­men­tar la co­ber­tu­ra de las sa­las cu­na y au­men­tar la con­fian­za que las per­so­nas tie­nen en es­ta edu­ca­ción, ya que si le pre­gun­tas a al­guien por qué no en­vía a su hi­jo a sa­la cu­na, te di­rá que es por­que cree que es­ta­rá me­jor en la ca­sa”.

Si bien el di­rec­tor na­cio­nal del Ins­ti­tu­to Na­cio­nal de la Ju­ven­tud (In­juv), Ni­co­lás Far­fán, in­di­có que no le gus­ta el tér­mino “ni­nis” por­que es­tig­ma­ti­za de ma­la ma­ne­ra a los jó­ve­nes, ase­gu­ra que en el gru­po de chi­le­nos que no re­ci­ben re­mu­ne­ra­ción es don­de más inequi­dad de gé­ne­ro hay.

“Las mu­je­res jó­ve­nes chi­le­nas tie­nen una pro­ba­bi­li­dad dos ve­ces ma­yor de no es­tu­diar ni tra­ba­jar que los va­ro­nes. Es­to pa­sa por­que las mu­je­res de ni­ve­les so­cio­eco­nó­mi­cos más ba­jos ven el te­ma del cui­da­do de sus hi­jos y el em­ba­ra­zo co­mo la úni­ca sa­li­da pa­ra po­der desa­rro­llar­se”, se­ña­ló.

“Es una bre­cha de gé­ne­ro que tam­bién es­tá sus­ten­ta­da en una

tra­di­ción cul­tu­ral”.

Ma­ca­re­na Cea, coor­di­na­do­ra del Ob­ser­va­to­rio La­bo­ral pa­ra la Re­gión Me­tro­po­li­ta­na.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.