Ven­ta­jas de la com­pra en blan­co y ver­de

Am­bas mo­da­li­da­des de com­pra cons­ti­tu­yen una ten­den­cia que se ha ido con­so­li­dan­do con­for­me pa­sa el tiem­po, tan­to por las ven­ta­jas que pro­veen al com­pra­dor co­mo por el di­na­mis­mo que im­pri­men al mer­ca­do.

La Tercera - Especiales2 - - News - Por: Tan­ya Ore­lla­na C.

Pa­ra quie­nes pue­den es­pe­rar por una vi­vien­da nue­va, las ven­tas en ver­de y blan­co se han ins­ta­la­do con fuer­za en el mer­ca­do in­mo­bi­lia­rio, per­mi­tien­do ac­ce­der a me­jo­res pro­duc­tos y me­no­res va­lo­res.

Mien­tras an­tes se to­me la de­ci­sión de ad­qui­rir un in­mue­ble, ma­yor se­rá el des­cuen­to en el pre­cio fi­nal. Si se com­pa­ra con un pro­yec­to de en­tre­ga in­me­dia­ta, don­de ya es tan­gi­ble el bien que se es­tá com­pran­do, la di­fe­ren­cia es sig­ni­fi­ca­ti­va.

“En am­bos ca­sos, uno de los prin­ci­pa­les be­ne­fi­cios son los des­cuen­tos que se pue­den ob­te­ner en los pre­cios de lis­ta fren­te a los de un pro­yec­to con en­tre­ga in­me­dia­ta. Hay que te­ner en cuen­ta que en­tre más cer­ca­na la fe­cha de en­tre­ga nor­mal­men­te es más di­fí­cil po­der ob­te­ner un des­cuen­to”, sos­tie­ne Ni­co­lás Iz­quier­do, sub­ge­ren­te de Es­tu­dios de por­ta­lin­mo­bi­lia­rio.com.

Tam­bién se cuen­tan co­mo ven­ta­jas la fle­xi­bi­li­dad en las op­cio­nes de pa­go del pie -que se pue­de can­ce­lar en cuo­tas- y la po­si­bi­li­dad de ele­gir ubi­ca­ción, al­tu­ra y orien­ta­ción. “In­clu­so, en el ca­so de las com­pras en blan­co, en oca­sio­nes el com­pra­dor pue­de rea­li­zar mo­di­fi­ca­cio­nes al pro­yec­to de vi­vien­da, por ejem­plo, am­pliar la te­rra­za, ins­ta­lar un ja­cuz­zi en el ba­ño prin­ci­pal, etc.”, aco­ta Mar­ce­lo Valenzuela, ow­ner de ad­mi­nis­trum.cl.

Pa­ra am­bos ca­sos, aña­de, es una bue­na opor­tu­ni­dad pa­ra los in­ver­sio­nis­tas, quie­nes pue­den com­prar más ba­ra­to y re­ven­der a ma­yor pre­cio una vez que el pro­yec­to es­té en­tre­ga­do.

Dis­tin­tas op­cio­nes

La com­pra en blan­co se re­fie­re a pro­yec­tos que cuen­tan con el de­bi­do per­mi­so de edi­fi­ca­ción o ade­cua­ción del te­rreno, pe­ro aún no han ini­cia­do su eje­cu­ción, ni tie­nen pi­lo­to o sa­la de ven­tas.

En cam­bio, en el ca­so de la com­pra en ver­de, el pro­yec­to ya es­tá en cons­truc­ción, pe­ro aún no se en­cuen­tra ter­mi­na­do ni cuen­ta con re­cep­ción de­fi­ni­ti­va otor­ga­da por la co­rres­pon­dien­te Di­rec­ción de Obras Mu­ni­ci­pa­les, re­qui­si­to in­dis­pen­sa­ble pa­ra ce­le­brar la com­pra­ven­ta de la pro­pie­dad re­cién cons­trui­da, ex­pli­ca Ni­co­lás Iz­quier­do.

La com­pra en ver­de da se­gu­ri­dad co­mer­cial: el pro­yec­to ha es­tá co­men­za­do y las po­si­bi­li­da­des de que no fi­na­li­ce son es­ca­sas; la ven­ta en blan­co tie­ne más ries­go por las va­ria­cio­nes que se dan el mer­ca­do por el trans­cur­so del tiem­po, aco­ta Mar­ce­lo Valenzuela, pe­ro per­mi­te ele­gir orien­ta­ción, al­tu­ra y me­jo­res pre­cios que al com­prar en ver­de. “La ven­ta en blan­co aún tie­ne una uti­li­za­ción me­nor por par­te de las in­mo­bi­lia­rias, sien­do la mo­da­li­dad ‘en ver­de’ la que más pre­sen­cia es­tá te­nien­do en el mer­ca­do”.

Per­fil del com­pra­dor

En el ca­so de com­pra en blan­co, ha te­ni­do gran aco­gi­da prin­ci­pal­men­te por jó­ve­nes que ad­quie­ren su pri­me­ra vi­vien­da e in­ver­sio­nis­tas, pues la en­tre­ga es apro­xi­ma­da­men­te en dos años, lo que da ven­ta­jas pa­ra aho­rrar pa­ra el pie, que equi­va­le a ca­si el 20% del to­tal del in­mue­ble, ex­pli­ca Mar­ce­lo Valenzuela.

En la com­pra en ver­de, agre­ga, se mez­cla es­te mis­mo per­fil de jó­ve­nes e in­ver­sio­nis­tas, con per­so­nas que no quie­ren pa­gar un pre­cio más al­to por el he­cho de es­tar ter­mi­na­do el pro­yec­to, sino más bien pre­fie­ren aho­rrar di­ne­ro aun­que ten­gan que es­pe­rar unos me­ses más.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.