Nue­vos ca­ber­net

La Tercera - Finde - - Vinos. - Por: Ca­ro­li­na Frei­re

Pa­ra es­tos agra­da­bles días de oto­ño, cuan­do aún no ha­ce tan­to frío ni ca­lor, vie­ne ideal una co­pa de un buen ca­ber­net sau­vig­non, esa ce­pa in­sig­ne de nues­tro país, que en los 90 les dio fa­ma a gran­des de nues­tros vi­nos en el ex­tran­je­ro y que, por lo de­más, hi­zo que se nos re­co­no­cie­se co­mo país vi­ti­vi­ní­co­la a ni­vel mun­dial. Por eso, y co­mo sé que es­ta va­rie­dad tie­ne su fa­na­ti­ca­da, que acom­pa­ña la pa­rri­lla del fin de se­ma­na, ele­gí nue­vos ex­po­nen­tes -más fres­cos y fru­ta­les de lo nor­mal-, equi­li­bra­dos, con ta­ni­nos ama­bles y cuer­po me­dio, per­fec­tos pa­ra be­ber aho­ra. Uno es el Co­ta 500, de An­des Pla­teau del va­lle del Mai­po ($ 10.900, El Mun­do del Vino), un ex­ce­len­te vino año 2015 del enó­lo­go Fe­li­pe Uri­be, que vie­ne de pa­rras plan­ta­das en al­tu­ra, a 650 m. Es ela­bo­ra­do con le­va­du­ra na­ti­va, que per­mi­te mos­trar to­da la ti­pi­ci­dad de su lu­gar de ori­gen, con una crian­za de 12 me­ses en ba­rri­cas usa­das. Es­te es un muy buen vino, que no de­ja in­di­fe­ren­te a na­die y que des­ta­ca por sus aro­mas her­ba­les, a ro­me­ro y a fru­tas ro­jas. Ade­más, es fres­co, cremoso, ele­gan­te, con aci­dez vi­bran­te. Dis­frú­te­lo en el res­tau­ran­te Bo­ca­ná­riz ($ 19.900) con el exquisito ri­sot­to de ci­lan­tro con ver­du­ras y cham­pi­ño­nes mix­tos ($ 8.800). Otro que re­co­mien­do es el Aresti

Tris­quel Se­ries, Pa­rras Fun­da­do­ras 2015 del va­lle de Cu­ri­có ($ 10.990, La CAV), que pro­vie­ne de las pri­me­ras vi­des plan­ta­das en la vi­ña ha­ce 65 años. Una par­te de es­te vino fue fer­men­ta­do en hue­vos de con­cre­to y el res­to en acero, con una guar­da de 10 me­ses en ba­rri­cas usa­das pa­ra po­ten­ciar más su la­do fru­tal. Tie­ne aro­mas a fru­tas ro­jas ma­du­ras, hi­no­jo y hier­bas. Es un vino de va­rias ca­pas de aro­mas y sa­bo­res que apor­tan com­ple­ji­dad. Es fá­cil de be­ber, re­don­do y fres­co. Prué­be­lo con asa­do de ti­ra. De los úl­ti­mos ca­ber­net sau­vig­non que he pro­ba­do, el Tin­ta Tin­to 2015, del va­lle del Mai­po ($ 13.990, Bb­vi­nos), es otro de los que me gus­tan mu­cho, por­que es un vino re­don­do, equi­li­bra­do, fru­tal, fres­co y ju­go­so. El enó­lo­go Ro­ber­to Ca­rran­cá y su fa­mi­lia ela­bo­ran de for­ma ar­te­sa­nal, con le­va­du­ras na­ti­vas y sin nin­gún adi­ti­vo, es­te vino que tie­ne 17 me­ses de crian­za en ba­rri­cas usa­das y que des­ta­ca por sus aro­mas her­ba­les, a men­ta y a fruta ro­ja fres­ca. Si va al res­tau­ran­te Ma­ce­ra­do, de Al­ga­rro­bo, pí­da­lo con la ma­ra­vi­llo­sa dis­ca­da de co­ne­jo con ma­ris­cos ($ 10.400). El úl­ti­mo que quie­ro men­cio­nar es una edi­ción li­mi­ta­da de Vi­ña San­ta Ri­ta. Se tra­ta del ca­ber­net del va­lle de Mai­po, de gran re­la­ción pre­cio-ca­li­dad ($ 5.990 en su­per­mer­ca­dos), pa­ra con­me­mo­rar los 50 años de su mar­ca 120. Un vino equi­li­bra­do, ele­gan­te, con aro­mas a fruta ne­gra co­mo la mo­ra, men­tol y es­pe­cias. Prué­be­lo con car­nes a la pa­rri­lla.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.