JAZ­MÍN

La Tercera - Mujer - - Be L L E Z A -

Co­mo la mayor par­te de las flo­res aro­má­ti­cas, el jaz­mín en­tre­ga sus má­xi­mos be­ne­fi­cios co­mo acei­te esen­cial. “Los cien­tí­fi­cos han iden­ti­fi­ca­do va­rios com­pues­tos ac­ti­vos que in­clu­yen fla­vo­noi­des y cu­ma­ri­nas, que fo­men­tan la sa­lud vas­cu­lar; los glu­có­si­dos car­dia­cos, que sir­ven pa­ra el buen fun­cio­na­mien­to del co­ra­zón, y los fe­no­les, que ayu­dan al cuer­po a des­in­to­xi­car­se. Por eso es fá­cil en­ten­der por qué el jaz­mín ha si­do tan pre­cia­do du­ran­te mi­le­nios”, ex­pli­ca Paulina Var­gas, y agre­ga que el acei­te de jaz­mín au­men­ta el es­ta­do de aler­ta y me­jo­ra el es­ta­do aními­co al man­te­ner el flu­jo san­guí­neo y los ni­ve­les de oxí­geno en la san­gre sa­lu­da­bles. Ade­más se ha de­mos- tra­do que el aro­ma del jaz­mín cal­ma y es­ti­mu­la un es­ta­do de des­can­so que re­du­ce el es­trés. “Com­bi­na­do to­do es­to, el jaz­mín es una for­ma na­tu­ral de eli­mi­nar to­xi­nas y man­te­ner una piel sa­na y de as­pec­to jo­vial”, di­ce Paulina.

Pa­ra dis­fru­tar de los be­ne­fi­cios del jaz­mín en la piel se re­co­mien­da el uso del acei­te esen­cial, el cual se ob­tie­ne por des­ti­la­ción de sus pe­que­ñas flo­res blan­cas.

- In­cre­men­ta el flu­jo en la san­gre en la piel y tam­bién po­see un fuer­te po­der hi­dra­tan­te. Un in­gre­dien­te ideal pa­ra pie­les se­cas.

- Me­jo­ra el as­pec­to de las es­trías, ci­ca­tri­ces y es ideal pa­ra to­ni­fi­car y es­ti­mu­lar cual­quier ti­po de piel. -Tam­bién tie­ne pro­pie­da­des an­ti­in­fla­ma­to­rias, por lo que agre­gar unas go­ti­tas de acei­te de jaz­mín a las cre­mas fa­cia­les y tó­ni­cos ser­vi­rá a las pie­les más sen­si­bles. - Pue­de ser uti­li­za­da en cu­ra­ción de he­ri­das, ac­né, pi­ca­du­ras de in­sec­to o cual­quier cua­dro que re­quie­ra un efec­to an­ti­bac­te­riano jun­to a la re­ge­ne­ra­ción de la piel. Es­to gra­cias a la gran pre­sen­cia de com­po­nen­tes con pro­pie­da­des antisépticas y vul­ne­ra­rias co­mo la api­ge­ni­na, el cha­ma­zu­leno y el áci­do gen­tí­si­co, en­tre otros.

- Se pue­de usar co­mo in­gre­dien­te en cre­mas, ja­bo­nes y cham­pús (ideal pa­ra acla­rar­lo, gra­cias a su ca­pa­ci­dad de li­be­rar pe­ró­xi­do de hi­dró­geno). Tam­bién co­mo tó­ni­co en ba­se a in­fu­sio­nes, mas­ca­ri­llas, ca­ta­plas­mas y com­pre­sas.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.