Cin­co co­sas que nos han gus­ta­do

La Tercera - Tendencias - - VIAJES - An­gé­li­ca Bul­nes POR:

Si vas pa­ra Río

Gra­na­do es al­go así co­mo L’Oc­ci­ta­ne de Bra­sil y una mar­ca icó­ni­ca de ese país. Fue fun­da­da en Río de Janeiro en 1870 por el in­mi­gran­te por­tu­gués Jo­sé An­tô­nio Co­xi­to Gra­na­do, quien co­men­zó a pre­pa­rar re­me­dios, ja­bo­nes y cre­mas con las hier­bas y flo­res de la zo­na en que vi­vía, las que se ga­na­ron rá­pi­da­men­te el fa­vor de los in­te­gran­tes de la cor­te. Hoy sus pro­duc­tos man­tie­nen esa esen­cia y un look re­tro irre­sis­ti­ble. En 2004 la em­pre­sa se fu­sio­nó con Phe­bo, otra ca­sa de ja­bo­nes y per­fu­mes tra­di­cio­nal bra­si­le­ra y se han ex­pan­di­do. El año pa­sa­do en­tró co­mo ac­cio­nis­ta mi­no­ri­ta­rio Puig, el gru­po ca­ta­lán pro­pie­ta­rio de Jean Paul Gaul­tier o Carolina He­rre­ra, pa­ra apo­yar el in­ci­pien­te pro­ce­so de in­ter­na­cio­na­li­za­ción de la mar­ca que co­men­zó con una pe­que­ña tien­da en Pa­rís. Sus ja­bo­nes y cre­mas se pue­den en­con­trar en mu­chas far­ma­cias en Bra­sil y las lí­neas más ele­gan­tes en las tien­das que tie­nen en dis­tin­tas ciu­da­des co­mo Sao Pau­lo, Brasilia, Sal­va­dor, y por su­pues­to Río de Janeiro don­de to­da­vía fun­cio­na la ori­gi­nal. Ade­más tam­bién es­tán en el ae­ro­puer­to. www.gra­na­do.com.br

La ti­na de Llan­quihue

La Ca­sa Wer­ner es una ca­so­na en el pue­blo de Llan­quihue que se cons­tru­yó en 1916 y re­cien­te­men­te fue res­tau­ra­da con mu­cho cui­da­do por sus due­ños, Cé­sar Vi­cu­ña y So­fía Co­va­rru­bias Jong­man, y la trans­for­ma­ron en el pri­mer ho­tel bou­ti­que de esa zo­na del la­go. El lu­gar, ubi­ca­do en medio de un jar­dín pre­cio­so en un hu­me­dal, con­ser­va los mue­bles ori­gi­na­les de los co­lo­nes ale­ma­nes que cons­tru­ye­ron la ca­sa, tie­ne fa­ma de te­ner muy bue­na co­ci­na, y cuen­ta con nue­ve pie­zas, que ge­ne­ral­men­te ocu­pan tu­ris­tas ex­tran­je­ros. En una de ellas, “la su­pe­rior con ca­ma gran­de”, se en­cuen­tra es­ta ti­na don­de se pue­de pa­sar las ma­ña­nas o tar­des de llu­via mi­ran­do el cie­lo y el pai­sa­je del sur. www.ho­tel­ca­sa­wer­ner.cl

País por país

Los ma­pas son un ob­je­to de gran in­te­rés pa­ra ilus­tra­do­res de to­do ti­po, co­mo el ma­tri­mo­nio de di­se­ña­do­res grá­fi­cos po­la­cos Alek­san­dra Mi­zie­lińs­ka and Daniel Mi­zie­lińs­ki, fun­da­do­res del es­tu­dios Hi­po­po­tam que han re­ci­bi­do mu­chos pre­mios por sus co­lo­ri­dos li­bros pa­ra ni­ños. En­tre ellos es­tá el Atlas del mun­do que tie­ne ma­pas de 46 paí­ses. En ca­da uno se pue­den re­co­no­cer las co­mi­das, prin­ci­pa­les per­so­na­jes y mo­nu­men­tos de un lu­gar o la flo­ra y fau­na ca­rac­te­rís­ti­ca. En Ita­lia, por ejem­plo, es­tán di­bu­ja­dos el Co­li­seo ro­mano y los au­tos Fe­rra­ri, en Es­ta­dos Uni­dos los ras­ca­cie­los de Chica­go y los taxis de Nue­va York y el desierto de Ata­ca­ma, el par­que na­cio­nal To­rres del Pai­ne y el ar­chi­pié­la­go de Juan Fer­nán­dez son al­gu­nas de las ma­ra­vi­llas na­tu­ra­les que apa­re­cen en el de Chi­le. El libro he­cho pa­ra des­per­tar el in­te­rés de los via­je­ros chi­cos es­tá en va­rias li­bre­rías con bue­nas sec­cio­nes in­fan­ti­les, en la tien­da on­li­ne de la edi­to­rial Hue­ders y en Ama­zon.

Pre­pa­ra­ción lo­cal

Ea­tWith es el Airbnb de las sa­li­das a co­mer. Es­ta apli­ca­ción, es­pe­cial­men­te útil pa­ra quie­nes via­jan so­los, les per­mi­te a los due­ños de ca­sa en 200 ciu­da­des del mun­do abrir sus co­me­do­res y co­ci­nas y re­ci­bir a tu­ris­tas con ga­nas de co­no­cer de pri­me­ra mano có­mo co­men y vi­ven las per­so­nas en un lu­gar. Ma­ña­na, por ejem­plo, Adrien­ne, ar­tis­ta, chef y pai­sa­jis­ta, ofre­ce en el ba­rrio de Soma en San Fran­cis­co un me­nú ve­gano pri­ma­ve­ral con vino por 69 dó­la­res por per­so­na, mien­tras que en Roma, Mar­ta, som­me­lier, y La­vi­nia, pas­te­le­ra, van a pre­pa­rar en su ca­sa en Trion­fa­le un me­nú ita­liano por 49 dó­la­res. En el cen­tro de Tel Aviv Maya tie­ne dis­pues­to un ce­vi­che y otros pla­tos con in­gre­dien­tes del mar por 78 dó­la­res por ca­be­za. En Chi­le has­ta aho­ra so­lo se ha ani­ma­do a ofre­cer es­te ser­vi­cio a tra­vés de Ea­tWith Ma­xi­mi­li­ano, con un me­nú que in­clu­ye so­pai­pi­llas y atún, quien pe­se a que con­si­guió bue­nos co­men­ta­rios de sus vi­si­tan­tes no tie­ne even­tos pro­gra­ma­dos por aho­ra. www.ea­twith.com

La cuen­ta @avon­chris­mar

Ha­ce cin­co años la ar­qui­tec­ta Andrea Von Ch­ris­mar de­jó San­tia­go y se ins­ta­ló en Puer­to Va­ras, zo­na don­de ha rea­li­za­do dis­tin­tos pro­yec­tos y ha cons­trui­do va­rias ca­sas gal­po­nes. Pe­ro ade­más de tra­ba­jar, Von Ch­ris­mar se mue­ve y un día es­tá en Fru­ti­llar, otro en Val­di­via y des­pués de via­je en el desierto de Ata­ca­ma. Co­mo es una ex­ce­len­te fo­tó­gra­fa de­ja muy bue­nos tes­ti­mo­nios de esos pa­seos en su cuen­ta en Ins­ta­gram, que es im­per­di­ble pa­ra los nos­tál­gi­cos y fa­ná­ti­cos del sur de Chi­le.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.