SII au­di­ta más de 15 mil bo­le­tas emi­ti­das a em­pre­sas por fa­mi­lia­res y cer­ca­nos

Las prác­ti­cas pa­ra ba­jar im­pues­tos de­tec­ta­das en el ca­so Pen­ta-SQM lle­va­ron al Ser­vi­cio a ini­ciar un am­plio plan de fis­ca­li­za­ción. Exis­ten­cia o no de con­tra­tos de ser­vi­cios, reite­ra­ción, y mon­tos in­vo­lu­cra­dos, son los cri­te­rios de re­vi­sión del or­ga­nis­mo.

La Tercera - - NEGOCIOS - Cé­sar Va­len­zue­la

La emi­sión de bo­le­tas de ho­no­ra­rios o fac­tu­ras ideo­ló­gi­ca­men­te fal­sas, es de­cir, por ser­vi­cios que no se rea­li­za­ron, es­tá en el cen­tro de las que­re­llas por de­li­tos tri­bu­ta­rios pre­sen­ta­das por el Ser­vi­cio de Im­pues­tos In­ter­nos (SII) en el mar­co del ca­so Pen­ta SQM.

Fac­tor co­mún en es­tos ilí­ci­tos que in­ves­ti­ga la Fis­ca­lía -que in­clu­yen ade­más el even­tual des­vío de fon­dos pa­ra el fi­nan­cia­mien­to de cam­pa­ñas po­lí­ti­cas- es la re­cu­rren­cia a fa­mi­lia­res y cer­ca­nos pa­ra la emi­sión de do­cu­men­tos con fi­na­li­dad dis­tin­ta al pa­go de una pres­ta­ción.

Ma­ría de la Luz Chad­wick y Verónica Teresa Mén­dez, es­po­sas de los con­tro­la­do­res de Pen­ta, Carlos La­vín y Carlos Dé­lano; y Ma­ría Ca­ro­li­na de la Cer­da, cu­ña­da del ex sub­se­cre­ta­rio de Mi­ne­ría, Pablo Wag­ner, son al­gu­nas de las per­so­nas que­re­lla­das por par­te del Ser­vi­cio.

En ese con­tex­to, ha­ce al­gu­nas se­ma­nas el or­ga­nis­mo ini­ció una ex­ten­sa au­di­to­ría des­ti­na­da a co­rro­bo­rar la au­ten­ti­ci­dad de bo­le­tas de ho­no­ra­rios y fac­tu­ras emi­ti­das en el país en los úl­ti­mos años, en que las con­tra­par­tes co­rres­pon­den a em­pre­sas y fa­mi­lia­res y/o cer­ca­nos de sus due­ños y ac­cio­nis­tas.

En una pri­me­ra eta­pa de aná­li­sis, se­ña­lan fuen­tes del or­ga­nis­mo, a tra­vés de es­te plan de fis­ca­li­za­ción se han iden­ti­fi­ca­do más de 15 mil do- cu­men­tos que cum­plen con es­tas ca­rac­te­rís­ti­cas.

Aun­que el pro­ce­so co­men­zó con el aná­li­sis de ope­ra­cio­nes de los úl­ti­mos cua­tro años, la pres­crip­ción tri­bu­ta­ria -fa­cul­tad del SII de re­vi­sar ope­ra­cio­nes de for­ma re­tro­ac­ti­va- al­can­za los seis años.

Tra­tán­do­se de un gran vo­lu­men de do­cu­men­tos, el cri­te­rio de re­vi­sión de la au­di­to­ría del SII se ba­sa en tres gran­des pi­la­res: exis­ten­cia o no de con­tra­tos de ser­vi­cios en­tre las par­tes, que se tra­te de ope­ra­cio­nes reite­ra­das en­tre emi­sor y re­cep­tor, y que con­si­de­ren mon­tos re­le­van­tes.

Ba­se im­po­ni­ble

El uso de bo­le­tas de ho­no­ra­rios o fac­tu­ras fal­sas per­mi­te al re­cep­tor de és­tas ele­var ar­ti­fi­cial­men­te sus gas­tos y re­du­cir su ba­se tri­bu­ta­ria -la di­fe­ren­cia en­tre in­gre­sos, gas­tos y cos­tos-, pa­ra el cál- cu­lo de los res­pec­ti­vos im­pues­tos a la ren­ta (pri­me­ra ca­te­go­ría, glo­bal com­ple­men­ta­rio y adi­cio­nal).

El Có­di­go Tri­bu­ta­rio es­ta­ble­ce que los gas­tos sus­cep­ti­bles de re­du­cir la ba­se im­po­ni­ble de­ben ser aque­llos ne­ce­sa­rios pa­ra pro­du­cir la ren­ta, es de­cir, los re­la­cio­na­dos con la ac­ti­vi­dad o gi­ro de la em­pre­sa. La nor­ma­ti­va se­ña­la, ade­más, que es­tos des­em­bol­sos no de­ben ser ex­ce­si­vos, o sea, de­ben ajus­tar­se a pre­cios de mer­ca­do.

Los gas­tos re­cha­za­dos por el SII como ta­les, es­tán afec­tos a una ta­sa de tri­bu­ta­ción de 45%.

Fuen­tes del or­ga­nis­mo se­ña­lan que aque­llos ca­sos en los que se sos­pe­che o acre­di­te la exis­ten­cia de do­cu­men­ta­ción ideo­ló­gi­ca­men­te fal­sa y per­jui­cio fis­cal, se­rán de­ri­va­dos al Mi­nis­te­rio Pú­bli­co pa­ra su investigación. mil bo­le­tas y fac­tu­ras en­tre em­pre­sas y fa­mi­lia­res y cer­ca­nos ha iden­ti­fi­ca­do el SII.

FO­TO: AN­DRES PE­REZ

El SII re­vi­sa las bo­le­tas de ho­no­ra­rios y fac­tu­ras emi­ti­das en los úl­ti­mos años.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.