Rin­cón re­cha­za vo­to po­lí­ti­co de jun­ta na­cio­nal DC e in­sis­te en re­pos­tu­lar a la Cá­ma­ra

► Jun­ta re­gio­nal de O’Hig­gins va­li­dó su in­ten­ción de com­pe­tir en la par­la­men­ta­ria de no­viem­bre. ► Sin em­bar­go, su op­ción de­be ser ra­ti­fi­ca­da por los mis­mos di­ri­gen­tes que re­cha­zan su no­mi­na­ción. Ey­za­gui­rre des­co­lo­ca a mi­nis­tro del In­te­rior con bro­ma du­ran

La Tercera - - Política - N. Guz­mán Ricardo Rin­cón

Un día des­pués de que se rea­li­za­ra la jun­ta na­cio­nal de la De­mo­cra­cia Cris­tia­na del 29 de abril, tres mi­li­tan­tes cer­ca­nos al dipu­tado Ricardo Rin­cón so­li­ci­ta­ron al Tri­bu­nal Su­pre­mo (TS) del par­ti­do la “nu­li­dad” de un vo­to po­lí­ti­co re­suel­to en di­cha ins­tan­cia.

En tal opor­tu­ni­dad, los miem­bros de la jun­ta na­cio­nal pi­die­ron mo­di­fi­car el có­di­go de éti­ca de la co­lec­ti­vi­dad, pa­ra im­pe­dir que un di­ri­gen­te im­pli­ca­do en ca­sos de vio­len­cia in­tra­fa­mi­liar pu­die­se ser can­di­da­to en re­pre­sen­ta­ción de la DC, lo que afec­ta­ba di­rec­ta­men­te la op­ción de Rin­cón (quien de­bió en­fren­tar una denuncia por agre­sión de su ex mu­jer en 2002) pa­ra re­pos­tu­lar en la par­la­men­ta­ria de no­viem­bre.

Vein­ti­dós días des­pués de enviada la so­li­ci­tud al TS, el or­ga­nis­mo de­cla­ró que “no es po­si­ble de­cla­rar la nu­li­dad de una en­ti­dad inexis­ten­te de la ma­ne­ra co­mo des­cri­ben los re­cu­rren­tes”. Des­de el círcu­lo de Rin­cón, tal re­so­lu­ción fue in­ter­pre­ta­da co­mo la con­fir­ma­ción de que el ac­tual dipu­tado po­dría se­guir ade­lan­te con su ca­rre­ra ha­cia el Par­la­men­to.

“El vo­to po­lí­ti­co de la jun­ta na­cio­nal fue to­tal y ab­so­lu­ta­men­te ile­gal por dis­tin­tas ra­zo­nes. Pri­me­ro, la jun­ta no es­ta­ba con­vo­ca­da pa­ra ese te­ma; se­gun­do, la jun­ta no tie­ne fa­cul­ta­des pa­ra ins­ta­lar una de­ci­sión que pre­ten­dió adop­tar con vul­ne­ra­ción to­tal a los pro­ce­di­mien­tos de­mo­crá­ti­cos (...) y ade­más, se vio­ló el se­cre­to del vo­to al ha­cer un ac­to elec­to­ral sin quó­rum”, di­jo el dipu­tado Ricardo Rin­cón.

Asi­mis­mo, sos­tu­vo que, con “la nue­va ley de par­ti­dos po­lí­ti­cos, en ba­se a los prin­ci­pios de de­mo­cra­cia in­ter­na, se es­ta­ble­ce que so­lo los cuer­pos co­le­gia­dos elec­to­ra­les in­ter­me­dios, que en el ca­so de la DC son las jun­tas re­gio­na­les, son los fa­cul­ta­dos pa­ra pro­po­ner a can­di­da­tos de elec­ción po­pu­lar”.

En es­te es­ce­na­rio, el sá­ba­do 17 de ju­nio, la jun­ta re­gio­nal de O’Hig­gins se reunió en un ho­tel de Ran­ca­gua -con pre­sen­cia de un no­ta­rio­pa­ra de­fi­nir los can­di­da­tos a dipu­tado, se­na­dor y con­se­je­ros re­gio­na­les. Fue así que la ins­tan­cia de­fi­nió que los pos­tu­lan­tes a la Cá­ma­ra Ba­ja por ese dis­tri­to se­rían Ricardo Rin­cón (52 vo­tos), Ser­gio Es­pe­jo (49) y Jai­me Co­rrea (36).

Con to­do, la vo­ta­ción to­ma­da por la jun­ta re­gio­nal lle­ga­rá has­ta la má­xi­ma ins­tan­cia par­ti­dis­ta de la DC el pró­xi­mo 28 y 29 de ju­lio pa­ra que, jun­to a las otras pro­pues­tas de can­di­da­tos, se ra­ti­fi­que fi­nal­men­te quién va a re­pre­sen­tar al par­ti­do en ca­da dis­tri­to y cir­cuns­crip­ción.

La de­ci­sión de la jun­ta

Des­de el Tri­bu­nal Su­pre­mo afir­man que es efec­ti­vo que Ricardo Rin­cón pue­de ser can­di­da­to a dipu­tado, pe­se a la re­so­lu­ción to­ma­da por la jun­ta na­cio­nal. Prin­ci­pal­men­te, se­ña­lan, por­que el vo­to que se to­mó va en la lí­nea de una “orien­ta­ción de lo que de­be ha­cer el par­ti­do”, pe­ro no re­pre­sen­ta ne­ce­sa­ria­men­te “un cam­bio en los es­ta­tu­tos”.

En otras pa­la­bras, el dipu­tado por el ac­tual dis­tri­to 33 tie­ne “de­re­cho” a lle­gar a la jun­ta na­cio­nal, pe­ro agre­gan que con un “al­to ries­go” de que no sea ra­ti­fi­ca­do. ¿El prin­ci­pal mo­ti­vo? Por­que quie­nes de­ben ra­ti­fi­car su pos­tu­la­ción son los mis­mos di­ri­gen­tes que vo­ta­ron a fa­vor del vo­to po­lí­ti­co que bus­ca­ba ba­jar su can­di­da­tu­ra.

Otros mi­li­tan­tes, en tan­to, co­mo el abo­ga­do DC Ni­co­lás Mu­ñoz, son más crí­ti­cos y acu­san que es in­via­ble la pro­pues­ta de O’Hig­gins. “De­je­mos cla­ro que la jun­ta re­gio­nal lo que ha­ce es una pro­pues­ta de los can­di­da­tos que quie­ren pre­sen­tar, pe­ro la jun­ta na­cio­nal ya re­sol­vió so­bre su ca­so (...) y se tie­ne que ha­cer cum­plir lo que ya se acor­dó”.b Ins­tan­tes pre­vios a que co­men­za­ra la ce­re­mo­nia en la que la Pre­si­den­ta Mi­che­lle Ba­che­let anun­ció ayer su plan pa­ra La Arau­ca­nía, y mien­tras los in­vi­ta­dos to­ma­ban po­si­ción en el Sa­lón Montt Va­ras de La Mo­ne­da, el mi­nis­tro de la Seg­pres, Ni­co­lás Ey­za­gui­rre, le ju­gó una sor­pre­si­va bro­ma a su par de In­te­rior, Ma­rio Fer­nán­dez. Quie­nes pre­sen­cia­ron el epi­so­dio -que que­dó re­gis­tra­do por las cá­ma­ras de Aho­ra No­ti­cias- co­men­tan que de un mo­men­to a otro, y de for­ma in­sos­pe­cha­da, Ey­za­gui­rre le dio un brus­co em­pu­jón a Fer­nán­dez mien­tras es­te con­ver­sa­ba dis­ten­di­da­men­te con la mi­nis­tra de Edu­ca­ción, Adria­na Del­piano. A pun­to de per­der el equi­li­brio y vi­si­ble­men­te des­co­lo­ca­do, la pri­me­ra reac­ción de Fer­nán­dez fue de mo­les­tia, pa­ra lue­go tran­qui­li­zar­se con las ex­cu­sas de Ey­za­gui­rre.

“El vo­to po­lí­ti­co de la jun­ta na­cio­nal fue to­tal y ab­so­lu­ta­men­te ile­gal”.

FO­TO: ATON

►► El dipu­tado por el dis­tri­to 33, Ricardo Rin­cón.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.