Par­ti­ci­pa­ción en pri­ma­rias su­pera las ex­pec­ta­ti­vas con más de 1,8 mi­llo­nes de vo­tos

► La Co­pa Con­fe­de­ra­cio­nes no im­pi­dió que Chi­le Va­mos lo­gra­ra 1,4 mi­llo­nes de vo­tos, 74% más que en 2013, y que el Fren­te Am­plio de­bu­ta­ra con 327 mil su­fra­gios. ► Sebastián Pi­ñe­ra (58,35%) y Bea­triz Sán­chez (67,57%) se im­pu­sie­ron en sus res­pec­ti­vos blo­ques

La Tercera - - Temas De Hoy - Fran­cis­co Si­re­dey y Pau­li­na To­ro

Pa­re­cía día de par­ti­do en el Es­ta­dio Bi­cen­te­na­rio de La Flo­ri­da. Tal co­mo en la ma­yo­ría de los lo­ca­les de vo­ta­ción del país, era im­po­si­ble dar dos pa­sos sin ver una ca­mi­se­ta ro­ja, una ban­de­ra de Chi­le o sin es­cu­char a lo le­jos el re­la­to de al­gún vie­jo gol de la Se­lec­ción sa­lien­do de un te­le­vi­sor pre­ca­ria­men­te ins­ta­la­do. Se acer­ca­ba el me­dio­día y tan­to la len­ta ins­ta­la­ción de las 69 me­sas co­mo la ba­ja afluen­cia de pú­bli­co em­pe­za­ban a que­dar atrás. Cuan­do die­ron las 12, los vo­ca­les co­men­za­ron a tra­ba­jar sin pausa pa­ra aten­der al im­por­tan­te nú­me­ro de elec­to­res que las pri­ma­rias pre­si­den­cia­les de Chi­le Va­mos y el Fren­te Am­plio ha­bían con­vo­ca­do.

“En la úl­ti­ma elec­ción po­día­mos sa­lir a es­ti­rar las pier­nas. Aho­ra no he­mos te­ni­do tiem­po pa­ra co­mer ni pa­ra con­ver­sar. Oja­lá es­to pa­re a la ho­ra del par­ti­do”, di­jo Glen­da Roig, vo­cal de las me­sas fu­sio­na­das 243, 244 y 245, mien­tras aten­día una lar­guí­si­ma fi­la de vo­tan­tes. A la mis­ma ho­ra, las es­ce­nas de aglo­me­ra­ción se re­pi­tie­ron en va­rios cen­tros de vo­ta­ción. En al­gu­nos de ellos, in­clu­so, co­mo el Co­le­gio San­to To­más de Ñu­ñoa, los de­le­ga­dos ce­rra­ron tem­po­ral­men­te el re­cin­to. Mu­chos de­le­ga­dos cul­pa­ron a la fu­sio­nes de me­sas de­cre­ta­das ar­bi­tra­ria­men­te por el Ser­vel de es­tos pro­ble­mas.

“Es un asun­to que no po­de­mos pre­ver no­so­tros (...) Si a 1.000 per­so­nas se les ocu­rre com­prar una en­tra­da al tea­tro al mis­mo tiem­po, se van a ge­ne­rar aglo­me­ra­cio­nes. El pro­ble­ma no es de la fu­sión de las me­sas, pue­de ser even­tual­men­te de las ins­ta­la­cio­nes fí­si­cas de las me­sas, pe­ro eso ya de­pen­de de los de­le­ga­dos de la jun­ta elec­to­ral”, se­ña­ló el pre­si­den­te del Ser­vel, Pa­tri­cio San­ta­ma­ría.

Aun­que mu­chos vo­ca­les cre­ye­ron que la jor­na­da ha­bía con­clui­do tras la de­rro­ta de la Se­lec­ción, nue­vos vo­tan­tes lle­ga­ron tras el par­ti­do. Ha­cia las sie­te de la tar­de, con re­sul­ta­dos par­cia­les de la vo­ta­ción, ya era cla­ro que la par­ti­ci­pa­ción ha­bía su­pe­ra­do las ba­jas ex­pec­ta­ti­vas que el fút­bol ha­bía im­pues­to pa­ra las pri­ma­rias. A las 23 ho­ras, con el 99,92% de las me­sas es­cru­ta­das, la cuen­ta lle­gó a 1.810.132 vo­tos, el 13,37% del pa­drón to­tal. Si bien es­tos nú­me­ros es­tán ba­jo los ca­si tres mi­llo­nes de su­fra­gios de 2013 por la au­sen­cia de la Nueva Ma­yo­ría, Chi­le Va­mos me­jo­ró sus­tan­cial­men­te y el de­but del Fren­te Am­plio cum­plió con las pro­yec­cio­nes más rea­lis­tas.

Cre­ce la de­re­cha

Con una con­vo­ca­to­ria de 1.416.486 per­so­nas pa­ra de­ci­dir en­tre el ex pre­si­den­te Sebastián Pi­ñe­ra, el se­na­dor Ma­nuel Jo­sé Os­san­dón y el dipu­tado Fe­li­pe Kast, Chi­le Va­mos lo­gró su­pe­rar am­plia­men­te la úl­ti­ma vo­ta­ción de pri­ma­rias de la Alian­za en 2013, con una di­fe­ren­cia de más de 600 mil vo­tos con los co­mi­cios en­tre An­drés Alla­mand y Pa­blo Lon­guei­ra, en la cual vo­ta­ron 808 mil per­so­nas. La ci­fra glo­bal cre­ció un 74% en re­la­ción al 2013.

En esa pri­ma­ria, la vo­ta­ción de la de­re­cha re­pre­sen­tó el 27,4% del to­tal con­tra 72,6% de la Nueva Ma­yo­ría. Es­ta vez, sin la pre­sen­cia del blo­que ofi­cia­lis­ta y con el de­but del Fren­te Am­plio, la ten­den­cia se in­vir­tió y Chi­le Va­mos con­cen­tró el 81,2% de las pre­fe­ren­cias vá­li­da­men­te emi­ti­das con­tra el 18,8% de la nueva alian­za de iz­quier­da, que ano­ta­ba 327.513 vo­tos.

Don­de no hu­bo sor­pre­sas fue en los re­sul­ta­dos. Los fa­vo­ri­tos de ca­da blo­que, Sebastián Pi­ñe­ra (58,35%) y Bea­triz Sán­chez (67,57%) se im­pu­sie­ron sin ma­yo­res com­pli­ca­cio­nes

5.326.912

(ver

5.345.739

co­ber­tu­ra en pá­gi­nas 4-5 y 8-9),

por lo que la gran po­lé­mi­ca de la jor­na­da se ins­ta­ló en­tre am­bas coa­li­cio­nes, que se acu­sa­ron mu­tua­men­te de ins­cri­bir irre­gu­lar­men­te en sus par­ti­dos a un sin­nú­me­ro de elec­to­res.

En el Es­ta­dio Bi­cen­te­na­rio, por ejem­plo, le ocu­rrió a Ale­xan­der Ver­du­go (18), es­tu­dian­te de la Uni­ver­si­dad San­to To­más, quien es­pe­ra­ba par­ti­ci­par de su pri­me­ra vo­ta­ción, pe­ro se en­con­tró con la sor­pre­sa de que no po­dría vo­tar en la pri­ma­ria de Chi­le Va­mos por es­tar re­gis­tra­do co­mo mi­li­tan­te del Fren­te Am­plio. Sus pa­dres le re­cla­ma­ron ai­ra­da­men­te a la de­le­ga­da del re­cin­to, So­nia Ubi­lla, quien les di­jo que ya no se po­día ha­cer na­da. “Nun­ca he fir­ma­do na­da. Es­to me pa­re­ce na­da que ver, es una ma­la ex­pe­rien­cia”, se la­men­tó el jo­ven.

Al­gu­nas fi­gu­ras de la de­re­cha, co­mo el dipu­tado Ni­co­lás Monc­ke­berg (RN) ade­lan­ta­ron que re­uni­rán a los afec­ta­dos pa­ra pre­sen­tar de­nun­cias, mien­tras que el pre­si­den­te de Revolución De­mo­crá­ti­ca, Rodrigo Eche­co­par, hi­zo un lla­ma­do al Ser­vel “a in­ves­ti­gar a fon­do ca­da una de es­tas de­nun­cias”.

Des­de el Ser­vel, San­ta­ma­ría acla­ró que quie­nes se ha­yan sen­ti­do per­ju­di­ca­dos de­ben ir al Ser­vel pa­ra re­gu­la­ri­zar su si­tua­ción. “Les que­da siem­pre la po­si­bi­li­dad de in­ter­po­ner que­re­llas y las de­nun­cias res­pec­ti­vas”, di­jo. ●

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.