Ca­so Lan­de­rret­che: in­da­gan ne­xo con ata­que a di­rec­tor de Co­del­co

► La Fis­ca­lía Sur re­ci­bió una co­pia de la in­ves­ti­ga­ción por el aten­ta­do a Rai­mun­do Es­pi­no­za. ► Un tes­ti­go apun­tó a di­ri­gen­tes sin­di­ca­les co­mo res­pon­sa­bles de la ac­ción ex­plo­si­va en el nor­te.

La Tercera - - Nacional - Fer­nan­do Duar­te M.

El pri­mer ata­que ex­plo­si­vo se re­gis­tró a las 22.54 ho­ras del 31 de oc­tu­bre de 2015, en los dor­mi­to­rios de la Cuar­ta Co­mi­sa­ría de El Sal­va­dor, en la Ter­ce­ra Re­gión. El se­gun­do, seis ho­ras des­pués, pe­ro en la ca­sa de Rai­mun­do Es­pi­no­za, re­pre­sen­tan­te de los tra­ba­ja­do­res en el di­rec­to­rio de Co­del­co.

Am­bos aten­ta­dos fue­ron in­ves­ti­ga­dos por el Ministerio Pú­bli­co en Die­go de Al­ma­gro y hoy los de­ta­lles de esa in­da­ga­to­ria es­tán en ma­nos de la Fis­ca­lía Me­tro­po­li­ta­na Sur.

Y es que el equipo en­ca­be­za­do por el fis­cal Clau­dio Ore­lla­na rea­li­za di­ver­sas di­li­gen­cias pa­ra es­cla­re­cer los mo­ti­vos que lle­va­ron a en­viar el ar­te­fac­to ex­plo­si­vo que el 13 de enero pa­sa­do de­to­nó en la ca­sa del pre­si­den­te del di­rec­to­rio de la cu­prí­fe­ra, Os­car Lan­de­rret­che.

Si bien el ata­que se lo ad­ju­di­có un gru­po eco­te­rro­ris­ta, con el trans­cur­so de los días el per­se­cu­tor fue in­for­ma­do de la in­da­ga­to­ria rea­li­za­da en la Re­gión de Ata­ca­ma, ra­zón por la cual pi­dió co­pia de la car­pe­ta.

En ella es­tán con­sig­na­das las di­li­gen­cias en­car­ga­das por el fis­cal Julio Ar­ti­gas a Ca­ra­bi­ne­ros.

Una de ellas fue la de­cla­ra­ción de Rai­mun­do Es­pi­no­za, quien se­ña­ló que “dor­mía en su do­mi­ci­lio de Die­go de Al­ma­gro cuan­do sin­tió un fuer­te es­truen­do y sa­lió a mi­rar”, pe­ro no ha­bía na­die.

“Pos­te­rior­men­te, a las 7 de la ma­ña­na, sa­lió de su ca­sa y de­ba­jo de su au­to en­con­tró una bo­te­lla de agua mi­ne­ral de dos li­tros que man­te­nía res­tos de un lí­qui­do des­co­no­ci­do y pa­pel alu­mi­nio”, di­jo a la po­li­cía.

Tras di­ver­sos pe­ri­ta­jes, per­so­nal del La­bo­ra­to­rio de Cri­mi­na­lís­ti­ca de Ca­ra­bi­ne­ros (La­bo­car) es­ta­ble­ció que am­bos aten­ta­dos fue­ron per­pe­tra­dos con bo­te­llas plás­ti­cas re­lle­nas con áci­do mu­riá­ti­co y bo­las de pa­pel de alu­mi­nio que hi­cie­ron reac­ción quí­mi­ca y ex­plo­ta­ron.

Aun­que no se en­con­tra­ron pan­fle­tos ni ra­ya­dos, el fis­cal Ar­ti­gas so­li­ci­tó la in­ter­cep­ta­ción de teléfonos de cua­tro di­ri­gen­tes de la Con­fe­de­ra­ción de Tra­ba­ja­do­res del Co­bre cer­ca­nos al Par­ti­do Co­mu­nis­ta. Ello, lue­go de que un tes­ti­go con iden­ti­dad re­ser­va­da en­tre­ga­ra in­for­ma­ción que los vin­cu­la­ba a los he­chos.

“Los an­te­ce­den­tes vin­cu­lan a los di­ri­gen­tes de un gru­po ra­di­ca­li­za­do en el con­tex­to de con­flic­tos sin­di­ca­les en El Sal­va­dor y a la exis­ten­cia pre­via de otros he­chos de vio­len­cia. Ade­más, ame­dren­tan a tes­ti­gos a de­cla­rar res­pec­to de in­for­ma­ción que co­no­cen, y por la gra­ve­dad de la pe­na de pre­si­dio ma­yor co­mo san­ción a la de­to­na­ción de es­te ti­po de ar­te­fac­tos, re­sul­ta in­dis­pen­sa­ble la rea­li­za­ción de es­ta di­li­gen­cia”, se­ña­ló el per­se­cu­tor al so­li­ci­tar la in­ter­cep­ta­ción de los teléfonos de los sin­di­ca­lis­tas, cues­tión que fue re­cha­za­da por el Juz­ga­do de Ga­ran­tía.

Pe­se a que el Ministerio Pú­bli­co de­ci­dió no per­se­ve­rar en la cau­sa, la in­for­ma­ción es­tá sien­do ana­li­za­da por la Fis­ca­lía Me­tro­po­li­ta­na Sur, la que de­cli­nó re­fe­rir­se al tema.

FO­TO: AGENCIAUNO

►► El pre­si­den­te de Co­del­co, Os­car Lan­de­rret­che.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.