En­tre los edi­fi­cios a me­dio de­mo­ler y los te­rre­nos bal­díos se acu­mu­la la ba­su­ra y las pla­gas de ra­to­nes.

La mi­tad de las per­so­nas que que­dan son “to­ma­do­res” que ha­bi­tan sin au­to­ri­za­ción los de­par­ta­men­tos de­socu­pa­dos.

La Tercera - - Nacional -

Au­to­ri­da­des y po­bla­do­res coin­ci­den en que el ob­je­ti­vo del pro­gra­ma co­no­ci­do co­mo Se­gun­da Opor­tu­ni­dad era “loa­ble”, ya que da­ba una al­ter­na­ti­va pa­ra que mi­les de per­so­nas de dos po­bla­cio­nes del sec­tor de Ba­jos de Me­na, en Puente Al­to, que vi­vían en de­par­ta­men­tos de unos 40 me­tros cua­dra­dos y con al­tos ni­ve­les de ha­ci­na­mien­to, pu­die­ran en­con­trar una me­jor vi­vien­da. Se­gún los po­bla­do­res, en su ini­cio fun­cio­nó “bas­tan­te bien”; no obs­tan­te, a más de cua­tro años de su im­ple­men­ta­ción, ha pre­sen­ta­do “di­fi­cul­ta­des” que hoy tie­nen a cer­ca de 400 fa­mi­lias de las po­bla­cio­nes Fran­cis­co Co­loa­ne y Ce­rro Mo­ra­do, vi­vien­do en­tre es­com­bros de edi­fi­cios a me­dio de­mo­ler y pro­ble­má­ti­cos te­rre­nos bal­díos.

La ini­cia­ti­va, que tam­bién se im­ple­men­tó en otras tres po­bla­cio­nes de las co­mu­nas de Qui­li­cu­ra, Vi­ña del Mar y Ran­ca­gua, se ini­ció ba­jo el go­bierno de Se­bas­tián Pi­ñe­ra en 2012, con el ob­je­ti­vo de tras­la­dar a más de 22 mil per­so­nas en to­tal, unas 6.780 des­de Ba­jos de Me­na, a otros sec­to­res. Es­to, a tra­vés de la en­tre­ga de un sub­si­dio de 700 UF (po­co más de $ 18 millones) pa­ra com­prar una nue­va ca­sa, o bien, in­cor­po­rán­do­se al nue­vo conjunto ha­bi­ta­cio­nal que se le­van­ta­rá en los mis­mos te­rre­nos y que con­ta­ría con me­jo­res es­tán­da­res de ha­bi­ta­bi­li­dad y es­pa­cios pú­bli­cos.

Pa­ra es­to, se pla­ni­fi­có que las fa­mi­lias co­men­za­ran a de­socu­par pau­la­ti­na­men­te los edi­fi­cios pa­ra pro­ce­der con su de­mo­li­ción, pe­ro en Ba­jos de Me­na el pro­ce­so es­tá le­jos de aca­bar. Se­gún in­for­mó el Ministerio de Vi­vien­da y Ur­ba­nis­mo (Min­vu) a tra­vés de in­for­ma­ción re­que­ri­da por Trans­pa­ren­cia, la fe­cha es­ti­ma­da pa­ra dar tér­mino al pro­gra­ma es 2021, pe­ro ade­más, los ve­ci­nos que aún ha­bi­tan am­bas po­bla­cio­nes denuncian que exis­ten “mu­chas tra­bas” pa­ra po­der sa­lir.

“Al prin­ci­pio to­das las fa­mi­lias lo­grá­ba­mos po­ner­nos de acuer­do pa­ra de­socu­par los blocks, y har­ta gen­te lo­gró en­con­trar ca­sas lin­das. Pe­ro los pre­cios del sec­tor se fue­ron al cie­lo, lle­ga­ron los to­ma­do­res ile­ga­les y aho­ra tam­bién es­tán los hi­jos de los pro­pie­ta­rios, con sus pro­pias fa­mi­lias que vi­ven aquí”, re­la­ta Vi­via­na Fuen­tes, pre­si­den­ta de la jun­ta de ve­ci­nos de la po­bla­ción Fran­cis­co Co­loa­ne. La di­ri­gen­te agre­ga que, ade­más, “hay mu­cha bu­ro­cra­cia con los de­par­ta­men­tos pa­ra dar­les so­lu­ción a ve­ci­nos en ca­sos don­de el ma­tri­mo­nio se se­pa­ró o el due­ño se mu­rió y hay mu­chos he­re­de­ros”.

Se­gún el Min­vu, en Ba­jos de Me­na de­be­rían de­mo­ler­se 1.308 de­par­ta­men­tos y al mi­nu­to se re­gis­tra un 70% de avan­ce, es de­cir, aún hay 384 uni­da­des que es­tán en pie. Mien­tras, en­tre edi­fi­cios a me­dio de­mo­ler y los te­rre­nos bal­díos, se acu­mu­la la ba­su­ra y las pla­gas de ra­to­nes, las ru­tas de ac­ce­so es­tán cor­ta­das por las pri­me­ras obras de sa­nea­mien­to de al­can­ta­ri­lla­do que se es­tán rea­li­zan­do en el sec­tor, mien­tras que la fal­ta de luz en las ca­lles es pro­pi­cia pa­ra el con­su­mo de dro­gas y asal­tos a ve­ci­nos.

A es­to se agre­ga que la mi­tad de las per­so­nas que que­dan son “to­ma­do­res”, que ha­bi­tan sin au­to­ri­za­ción los de­par­ta­men­tos ya de­socu­pa­dos, los que en mu­chos ca­sos han de­bi­do reacon­di­cio­nar con ta­blas y plás­ti­co pa­ra ta­par los enor­mes es­pa­cios en puer­tas, ven­ta­nas y te­chos, que de­ja­ron las má- qui­nas del go­bierno pa­ra im­pe­dir pre­ci­sa­men­te es­ta ac­ción.

“No te­nía dón­de ir, mi fa­mi­lia me ce­rró las puer­tas y aquí hay un te­cho pa­ra mis hi­jos”, re­la­ta Ma­ri­sol Vi­lla­rroel (20), quien vive en uno de es­tos es­pa­cios “des­ha­bi­li­ta­dos” con un ni­ño de dos años y una hi­ja re­cién na­ci­da, en un de­par­ta­men­to cu­yas puer­tas y ven­ta­nas son de nai­lon.

Pa­ra Bea­triz Her­nán­dez, ha­bi­tan­te de Fran­cis­co Co­loa­ne, la prin­ci­pal tra­ba que re­tra­sa el avan­ce del pro­gra­ma ra­di­ca en el mon­to del sub­si­dio. “Ya no al­can­za pa­ra com­prar ca­sa en nin­gún la­do y el ministerio no quie­re su­bir­lo. Ya acor­da­mos que no nos va­mos a ir mien­tras no se le dé una me­jor so­lu­ción a to­do el mun­do”, sen­ten­cia.

Se­gún el al­cal­de de Puente Al­to, Ger­mán Co­di­na, “si bien el pro­gra­ma es una bue­na po­lí­ti­ca, el pro­ce­so ha te­ni­do al­tos y ba­jos. Sa­be­mos que el sub­si­dio no al­can­za pa­ra que los ve­ci­nos cam­bien su ca­li­dad de vi­da por­que la gran ma­yo­ría no tie­ne po­der de en­deu­da­mien­to”. Ade­más, opi­na que “el pro­gra­ma no de­be ce­rrar­se, sino se­guir ex­pan­dién­do­se por­que en Ba­jos de Me­na hay 120 mil ha­bi­tan­tes y hoy so­lo dos po­bla­cio­nes es­tán sien­do be­ne­fi­cia­das”.

Plan In­te­gral

El Plan Se­gun­da Opor­tu­ni­dad fue in­cor­po­ra­do ba­jo es­ta ad­mi­nis­tra­ción al Plan In­te­gral de Ba­jos de Me­na, li­de­ra­do por la In­ten­den­cia, y que in­clu­ye me­jo­ras de vi­vien­das y ba­rrios; más in­fra­es­truc­tu­ra de trans­por­tes, ser­vi­cios, áreas ver­des y nue­vos pla­nes de pre­ven­ción en se­gu­ri­dad. Es así co­mo ha­ce unas se­ma­nas se inauguró una nue­va co­mi­sa­ría de Ca­ra­bi­ne­ros y hoy se cons­tru­ye un nue­vo cuar­tel de Bom­be­ros.

El se­re­mi de Vi­vien­da, Al­do Ra­mac­ciot­ti, afir­ma que “con es­tas me­di­das se ha da­do un gi­ro ro­tun­do a lo que ve­nía desa­rro­llán­do­se en Ba­jos de Me­na”. Asi­mis­mo pre­ci­só que “las obras de cons­truc­ción de las nue­vas vi­vien­das se ini­cia­ron en una pri­me­ra eta­pa el pa­sa­do 5 de ju­nio en el sec­tor de Fran­cis­co Co­loa­ne, con la cons­truc­ción de la ma­cro­in­fra­es­truc­tu­ra pa­ra un conjunto ha­bi­ta­cio­nal de 523 vi­vien­das; a su vez, en di­ciem­bre de es­te año se ini­cia­rá un se­gun­do conjunto ha­bi­ta­cio­nal”.

FO­TO: MA­RIO TELLEZ

►► Uno de los blocks a me­dio de­mo­ler en la po­bla­ción Fran­cis­co Co­loa­ne de Ba­jos de Me­na.

FO­TO: MA­RIO TELLEZ

►►Un● ma­dre vive en un de­par­ta­men­to “to­ma­do”.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.