Re­gión de Ñu­ble

La Tercera - - Correo -

Ben­ja­mín Ri­quel­me Oyar­zún Se­ñor di­rec­tor:

Con la crea­ción de la Re­gión de Ñu­ble sur­gen gran­des ex­pec­ta­ti­vas aso­cia­das a su bie­nes­tar. Sin em­bar­go, ¿se po­drán cum­plir las ex­pec­ta­ti­vas ciu­da­da­nas? ¿Es un pa­so en fa­vor de la es­pe­ra­da –y di­la­ta­da­des­cen­tra­li­za­ción?

Es cla­ro que la in­ver­sión pú­bli­ca per cá­pi­ta au­men­ta­rá, tan­to en la Re­gión de Ñu­ble, co­mo en Bio­bío. Así que­dó de­mos­tra­do con los ca­sos de Ari­ca y Pa­ri­na­co­ta y Los Ríos. No obs­tan­te, a 10 años de su crea­ción, aún no hay in­di­cios cla­ros que evi­den­cien si el au­men­to de re­cur­sos se ha plas­ma­do en una me­jo­ra en las con­di­cio­nes de vi­da de los ha­bi­tan­tes. Ade­más, la es­truc­tu­ra de fun­cio­nes de los go­bier­nos re­gio­na­les li­mi­ta que desa­rro­llen po­lí­ti­cas pú­bli­cas que pro­mue­van la edu­ca­ción, sa­lud y em­pleos, en­tre otros.

La Re­gión de Ñu­ble era, qui­zás, la opor­tu­ni­dad de in­no­var con una es­truc­tu­ra más au­tó­no­ma pa­ra pro­bar el Chile des­cen­tra­li­za­do del ma­ña­na. Ello no pa­só y Ñu­ble se en­fren­ta­rá a la mis­ma ca­mi­sa de fuer­za del cen­tra­lis­mo. Ade­más, la crea­ción de nue­vas re­gio­nes de­bi­li­ta al pro­ce­so de des­cen­tra­li­za­ción: hoy con­ta­mos con más re­gio­nes, pe­ro con me­nos po­der.

An­tes de crear más re­gio­nes, con­ven­dría ex­plo­rar una so­lu­ción más efi­cien­te, que in­vo­lu­cre me­nos re­cur­sos fis­ca­les y no ne­ce­si­te cam­bios le­ga­les: au­men­tar los re­cur­sos del Fon­do Nacional de De­sa­rro­llo Re­gio­nal y es­ta­ble­cer cri­te­rios de dis­tri­bu­ción equi­ta­ti­vos de ca­da re­gión. Ello, su­ma­do a la elec­ción de­mo­crá­ti­ca del fu­tu­ro go­ber­na­dor re­gio­nal y a las nue­vas atri­bu­cio­nes que se dis­cu­ten en el Con­gre­so, iría en lí­nea con la efec­ti­va des­cen­tra­li­za­ción del país.

con­te­ni­dos mul­ti­me­dios

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.