Cu­ba y el “ca­so Guz­mán”

La Tercera - - Opinión - Co­men­te en

EL MI­NIS­TRO ins­truc­tor del ca­so Guz­mán, Ma­rio Ca­rro­za, sor­pren­dió al se­ña­lar es­ta se­ma­na que los ex­fren­tis­tas Ri­car­do Pal­ma Sa­la­man­ca y Sil­via Br­zo­vic -am­bos fu­ga­dos de Chi­le y que fue­ron des­cu­bier­tos re­cien­te­men­te en Mé­xi­co, con iden­ti­da­des fal­sas- ya no es­ta­rían en te­rri­to­rio me­xi­cano. “Es­ta­rían en otro país, pro­ba­ble­men­te Cu­ba o en otro si­tio”, se­ña­ló. El ma­gis­tra­do con­fir­mó que am­bos fren­tis­tas es­tu­vie­ron en Mé­xi­co con Raúl Es­co­bar Po­ble­te, el “co­man­dan­te Emi­lio”, sin­di­ca­do co­mo uno de los au­to­res ma­te­ria­les del cri­men de Jaime Guz­mán, y quien fue de­te­ni­do en di­cho país por for­mar par­te de una ban­da de­di­ca­da al se­cues­tro, la que tam­bién ha­bría si­do in­te­gra­da por Pal­ma y Br­zo­vic.

Re­sul­ta de es­pe­cial re­le­van­cia que el ma­gis­tra­do ha­ya men­cio­na­do a Cu­ba co­mo po­si­ble lu­gar de re­fu­gio de los fren­tis­tas que aten­ta­ron en con­tra de Jaime Guz­mán. Ello por­que des­de ha­ce mu­cho tiem­po que exis­ten sos­pe­chas de es­te po­si­ble en­cu­bri­mien­to por par­te de La Ha­ba­na, cues­tión que ha si­do ne­ga­da por el go­bierno cas­tris­ta. Si la jus­ti­cia tie­ne an­te­ce­den­tes fun­da­dos de que es­tos pró­fu­gos hu­ye­ron a Cu­ba, el go­bierno chi­leno de­be­ría reac­ti­var las ges­tio­nes di­plo­má­ti­cas pron­ta­men­te a fin de que las au­to­ri­da­des cu­ba­nas res­pon­dan por es­tos car­gos, por la gra­ve­dad que su­po­ne que otro Es­ta­do es­té de­li­be­ra­da­men­te obs­tru­yen­do el ac­cio­nar de los tri­bu­na­les chi­le­nos.

La Cor­te Su­pre­ma ya au­to­ri­zó el pe­di­do de ex­tra­di­ción de Raúl Es­co­bar pa­ra que com­pa­rez­ca an­te los tri­bu­na­les, y aho­ra que al pa­re­cer han sur­gi­do pis­tas con­cre­tas so­bre el pa­ra­de­ro de Pal­ma Sa­la­man­ca -quien ya es­tá con­de­na­do en es­te cri­men en ca­li­dad de au­tor ma­te­rial- es re­le­van­te que esos in­di­cios no sean aban­do­na­dos y se lo­gre su pron­ta cap­tu­ra. La ac­ción tan­to de los tri­bu­na­les co­mo las ges­tio­nes del go­bierno son in­dis­pen­sa­bles pa­ra lo­grar que en un ca­so que lle­va 26 años en la im­pu­ni­dad fi­nal­men­te se ha­ga jus­ti­cia.

Es­to es es­pe­cial­men­te gra­ve cuan­do se plan­tea una can­di­da­tu­ra pre­si­den­cial ba­sa­da en la iden­ti­dad. ¿En qué se di­fe­ren­cia la DC de la can­di­da­tu­ra de

Ale­jan­dro Gui­llier? (por even­tua­les efec­tos elec­to­ra­les de abor­to)”.

Ser­gio Mic­co

La Se­gun­da | 20 | 07 | 2017

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.