La vi­da del Chino lle­ga al ci­ne

La pro­duc­to­ra Ji­ra­fa com­pró los de­re­chos de la úni­ca bio­gra­fía au­to­ri­za­da de Ríos. Tra­ba­ja en la rea­li­za­ción de una pe­lí­cu­la del zur­do.

La Tercera - - Portada -

Po­cos lo dis­cu­ten: Mar­ce­lo Ríos es el de­por­tis­ta más im­por­tan­te de la his­to­ria de Chi­le. Fue el pri­me­ro que lle­gó a lo más al­to en una dis­ci­pli­na tan im­por­tan­te co­mo el te­nis. Su ta­len­to era úni­co y ha­cía que mi­llo­nes de com­pa­trio­tas ma­dru­ga­ran pa­ra se­guir­lo. Fa­ná­ti­cos que lo hi­cie­ron par­te de su vi­da y ce­le­bra­ron ca­da uno de sus éxi­tos, co­mo el de aquel 29 de mar­zo de 1998, cuan­do ven­ció a An­dre Agas­si y se co­ro­nó co­mo nú­me­ro uno del mun­do.

Due­ño de una irre­ve­ren­cia fue­ra de lo co­mún, el Chino acu­ñó el cé­le­bre “no es­toy ni ahí”, que re­fle­ja­ba su ac­ti­tud den­tro y fue­ra de la can­cha. Un ti­po sin me­dias tin­tas, cu­ya au­ten­ti­ci­dad lo con­vir­tió en un ído­lo pa­ra mu­chos y en un ogro pa­ra otros. Su tra­yec­to­ria, lle­na de anéc­do­tas ge­nia­les y epi­so­dios con­tro­ver­ti­dos, lo si­gue con­vir­tien­do en un per­so­na­je muy atrac­ti­vo de ex­plo­rar. Ra­zón más que su­fi­cien­te pa­ra que es­té en cier­nes la pri­me­ra pe­lí­cu­la so­bre su vi­da.

La pro­duc­to­ra Ji­ra­fa, li­de­ra­da por Au­gus­to Mat­te, es­tá de­trás de es­te pro­yec­to. Pa­ra es­te fin, com­pró los de­re­chos de la úni­ca bio­gra­fía au­to­ri­za­da por Ríos, El ex­tra­ño del Pe­lo Lar­go, es­cri­ta por el pe­rio­dis­ta Nel­son Flo­res. “Ha­ce unos sie­te me­ses me con­tac­ta­ron des­de la edi­to­rial pa­ra co­men­tar­me que al­guien me bus­ca­ba. Era el guio­nis­ta Co­te Alon­so, quien ha­bía leí­do el li­bro. Él ha he­cho co­sas con Au­gus­to Mat­te y aho­ra se fue a Eu­ro­pa a ha­cer un más­ter en guión”, re­la­ta Flo­res.

Los en­cuen­tros con el guio­nis­ta se hi­cie­ron más fre­cuen­tes y así sur­gió la pro­pues­ta. “Que­re­mos com­prar­te los de­re­chos del li­bro pa­ra una pe­lí­cu­la”, le di­jo Alon­so a Flo­res. “Me pi­die­ron ex­clu­si­vi­dad pa­ra la obra fíl­mi­ca, así que fui­mos an­te un no­ta­rio y fir­ma­mos el con­tra­to”, re­ve­la el bió­gra­fo, a quien le en­tu­sias­ma la idea por va­rias ra­zo­nes. “Ji­ra­fa es una pro­duc­na­da, to­ra muy pres­ti­gio­sa, que ha lle­va­do pe­lí­cu­las a Can­nes y a los fes­ti­va­les más im­por­tan­tes del mun­do, por lo que se abren mu­chas opor­tu­ni­da­des. Tam­bién tie­nen con­tac­tos con di­ver­sas pla­ta­for­mas, co­mo Net­flix, lo que pue­de ayu­dar mu­cho”, ar­gu­men­ta.

El ca­tá­lo­go de la pro­duc­to­ra, que ope­ra en Val­di­via y Santiago, es pro­lí­fi­co. Pe­lí­cu­las co­mo Aquí no ha pa­sa­do El Cris­to Cie­go, Los Pe­rros y La Voz en Off son al­gu­nas de las 14 obras pro­du­ci­das en sus 16 años de tra­yec­to­ria. Es­tos tra­ba­jos le han per­mi­ti­do par­ti­ci­par –con éxi­to- en To­ron­to, Ber­lín y Sun­dan­ce, ade­más de Can­nes. Con ese res­pal­do, ci­neas­tas co­mo Ale­jan­dro Fer­nán­dez Al­men­dras, Ali­cia Scher­son, Pe­dro Pei­rano, Mar­ce­la Said y Se­bas­tián Sil­va, en­tre otros, han re­ci­bi­do un im­pul­so de­ci­si­vo pa­ra sus ca­rre­ras.

El víncu­lo con los pro­duc­to­res tam­bién tie­ne una cláu­su­la par­ti­cu­lar. “Se fi­jó un pla­zo has­ta el 31 de di­ciem­bre de es­te año pa­ra co­men­zar for­mal­men­te a tra­ba­jar. De lo con­tra­rio, el con­tra­to que­da­ría sin efec­to”, ad­vier­te Flo­res, quien da más pis­tas so­bre la obra: “De acuer­do a lo que he­mos con­ver­sa­do, la in­ten­ción es ha­cer un film si­co­ló­gi­co. Ellos quie­ren de­ve­lar la per­so­na­li­dad de Mar­ce­lo y mos­trar su la­do más ín­ti­mo, con ele­men­tos de la reali­dad y ma­ti­ces de fic­ción”.

Ac­tual­men­te, la pro­duc­to­ra se en­cuen­tra en pleno pro­ce­so de fi­nan­cia­mien­to pa­ra sus pro­yec­tos. “Por el mi­nu­to no ten­go nue­va in­for­ma­ción que dar, es­ta­mos en me­dio de la pos­tu­la­ción de fon­dos al con­cur­so de ci­ne en Chi­le”, ex­pli­ca Au­gus­to Mat­te a

A la es­pe­ra de es­to, Flo­res y Alon­so han se­gui­do tra­ba­jan­do. Una de las his­to­rias que ha ana­li­za­do la du­pla pa­ra ser in­clui­da en el fu­tu­ro guión ocu­rrió en di­ciem­bre de 1993, en Yu­ca­tán, Mé­xi­co. El zur­do ju­ga­ba la fi­nal del tor­neo, tras ven­cer en se­mis a Gus­ta­vo Kuer­ten, fu­tu­ro tri­cam­peón de Ro­land Ga­rros y nú­me­ro uno del mun­do ATP, en un par­ti­do lleno de po­lé­mi­ca. “Hu­bo un error de una jue­za de lí­nea, que no vio una pe­lo­ta que se ha­bía sa­li­do más de un me­tro. Gu­ga se fue de la can­cha y tu­vie­ron que ir a bus­car­lo. Igual ga­nó el Chino”, re­la­ta el au­tor.

Lue­go de ese triun­fo, Ríos en­fren­tó en la fi­nal a otro bra­si­le­ño, Mar­cio Carls­son. Eso sí: “Ese sá­ba­do el Chino sa­lió

La Ter­ce­ra.

y lle­gó co­mo a las 4 de la ma­ña­na. Se ju­ga­ba al otro día en la tar­de, por lo que ha­bía tiem­po pa­ra re­cu­pe­rar­se. Sin em­bar­go, Mar­ce­lo igual vo­mi­tó en el par­ti­do. Y pa­ra más re­ma­te, Carls­son sa­ca­ba 5-3, 40-15 y match point. El Chino le­van­ta la mano y ¡le di­ce que se re­ti­ra! Se fue de la can­cha. Y cuan­do se es­ta­ba du­chan­do, lo van a bus­car y le di­cen que tie­ne que ir a la ce­re­mo­nia de pre­mia­ción. En­ton­ces, enoja­do, de­ci­dir ir. ¡Pe­ro va con unos bó­xer, unos bo­to­tos con los cor­do­nes sin ama­rrar, a gua­ta pe­lá y con el pe­lo es­ti­lan­do! En­ton­ces Co­te me pre­gun­ta de­ta­lles co­mo de qué co­lor eran los bo­to­tos o si en esa épo­ca ha­bía bee­per. To­do pa­ra re­crear lo más fiel­men­te có­mo era esa épo­ca”, de­ta­lla Flo­res.

Hoy Mar­ce­lo Ríos es­tá ra­di­ca­do en Sa­ra­so­ta, Es­ta­dos Uni­dos, en bus­ca de la tran­qui­li­dad que siem­pre so­ñó, en Chi­le se for­ja uno de los pro­yec­tos más am­bi­cio­sos en torno a su vi­da den­tro y fue­ra de las can­chas.b

“Se fi­jó has­ta el 31 de di­ciem­bre pa­ra co­men­zar a tra­ba­jar en la pe­lí­cu­la”.

“No ten­go nue­va in­for­ma­ción que dar, es­ta­mos en me­dio de la pos­tu­la­ción de fon­dos”.

Ríos ex­hi­be su mor­tí­fe­ro re­vés de dos ma­nos, con el que des­lum­bró en el cir­cui­to ATP.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.