La “ca­ra su­cia” de Los Án­ge­les: ba­su­ra­les clan­des­ti­nos y fal­ta de edu­ca­ción am­bien­tal

Se su­ma aho­ra la lle­ga­da de 300 to­ne­la­das dia­rias de desperdicios de Te­mu­co, que pon­drán a prue­ba el re­lleno sa­ni­ta­rio de la co­mu­na.

La Tribuna (Los Angeles, Chile) - - Portada - Mar­cos Sa­mien­to. Fo­to­gra­fías :Ma­nuel Dio­ca­res. © 2016 La Tri­bu­na

Ape­sar que a dia­rio Los Án­ge­les ge­ne­ra to­ne­la­das de ba­su­ra, desechos que – en al­gu­nos ca­sosno van a pa­rar a los re­lle­nos sa­ni­ta­rios ha­bi­li­ta­dos pa­ra ese fin, el te­ma de los desperdicios no era de im­por­tan­cia del ciu­da­dano co­mún y me­nos del in­te­rés - de la ma­yo­ría- de la cla­se po­lí­ti­ca de la zo­na. De­bió co­no­cer­se que la co­mu­na re­ci­bi­rá 300 to­ne­la­das dia­rias de ba­su­ra de la re­gión de La Arau­ca­nía, pa­ra que to­dos, in­clu­yen­do, los me­dios de co­mu­ni­ca­ción se pre­gun­ta­ran có­mo es­ta­mos en la ma­te­ria. De­bi­do a ello, La Tri­bu­na Fin­de, asu­mien­do el desafío, se en­car­gó de co­no­cer en ex­ten­so có­mo es la re­la­ción de la co­mu­na con la ba­su­ra que ge­ne­ra­mos a dia­rio.

EL TRA­TA­MIEN­TO DE LA BA­SU­RA

A pe­sar que - ac­tual­men­te- no exis­te un tra­ta­mien­to por­me­no­ri­za­do de los dis­tin­tos desechos que se ge­ne­ran en la co­mu­na y me­nos un in­ten­to – sos­te­ni­do- por pro­mo­ver un re­ci­cla­je a es­ca­la ma­si­va, al pa­re­cer las co­sas es­tán cam­bian­do a fa­vor, lue­go que el Con­ce­jo Co­mu­nal apro­ba­ra una nue­va li­ci­ta­ción de re­lleno sa­ni­ta­rio que con­tem­pla al­gu­nas de es­tas reali­da­des. Se tra­ta de la em­pre­sa, KDM, com­pa­ñía que ya tra­ba­ja con el mu­ni­ci­pio an­ge­lino y que úl­ti­ma­men­te ha lo­gra­do ma­yor no­to­rie­dad por­que re­ci­bi­rá tam­bién los desechos des­de Te­mu­co, la que en la ofer­ta del mu­ni­ci­pio an­ge­lino de­bió acre­di­tar pro­ce­di­mien­tos par­ti­cu­la­res al ti­po de ba­su­ra. La pre­si­den­ta de la Co­mi­sión de Me­dioam­bien­te del Con­ce­jo Co­mu­nal, My­riam Que­za­da, ex­pli­có en de­ta­lle a La Tri­bu­na Fin­de. “En las ba­ses se cla­si­fi­ca­ron tres ti­pos de re­si­duos, el só­li­do do­mi­ci­lia­rio, só­li­do or­gá­ni­co y só­li­do re­ci­cla­je. (…) Es­to im­pli­ca que la em­pre­sa aho­ra tie­ne que te­ner otras con­di­cio­nes, en que el tra­ta­mien­to se tie­ne que ha­cer por se­pa­ra­do, pa­ra lue­go en­viar el ma­te­rial re­si­dual a la re­gión Me­tro­po­li­ta­na pa­ra su tra­ta­mien­to fi­nal”, ex­pli­có. Va­le men­cio­nar que la li­ci­ta­ción fue apro­ba­da el pa­sa­do lu­nes, sien­do uno de los con­tra­tos más ca­ros den­tro del pre­su­pues­to mu­ni­ci­pal, que as­cien­de a 6 mil mi­llo­nes de pe­sos por 5 años de pla­zo. En ma­te­ria de re­ti­ro, trans­por­te y ges­tión de re­si­duos se an­ti­ci­pan cam­bios, ya que tam­bién es­tá en pro­ce­so de li­ci­ta­ción la nue­va em­pre­sa que es­ta­rá a car­go de la me­di­da, es­pe­cí­fi­ca­men­te, en la eta­pa de pre­gun­tas téc­ni­cas en Mer­ca­do Pú­bli­co.

LA CUL­TU­RA DEL AN­GE­LINO

A pe­sar de es­te avan­ce téc­ni­co en el tra­ta­mien­to de la ba­su­ra, en el as­pec­to cul­tu­ral en apa­rien­cia el an­ge­lino no de­mues­tra una cul­tu­ra aso­cia­da a la lim­pie­za de las ca­lles. Es­to se pue­de apre­ciar en un sim­ple tran­si­tar por el Pa­seo Se­mi­pea­to­nal Co­lón, cual­quier tar­de de la se­ma­na, en don­de se ob­ser­va una can­ti­dad no menor de en­va­ses va­cíos y otro ti­po de ba­su­ra. Es­ta si­tua­ción fue abor­da­da, in­clu­so, en el re­cien­te de­ba­te po­lí­ti­co or­ga­ni­za­do por la Cá­ma­ra Chi­le­na de la Cons­truc­ción ( CCHC) de Los Án­ge­les, que reunió a cuatro can­di­da­tos a al­cal­des, en don­de el te­ma de edu­car a la ciu­da­da­nía fue

con­si­de­ra­do co­mo cla­ve. “Se ha­cen es­fuer­zos por man­te­ner el cen­tro lim­pio, pe­ro va­yan a las 9 de la ma­ña­na al pa­seo Se­mi­pea­to­nal, y ya es­tá to­tal­men­te su­cio. Por lo tan­to aquí se re­quie­re una pro­fun­di­za­ción en los es­fuer­zos por edu­car a la co­mu­ni­dad”, alu­dió Eduar­do Bor­go­ño. “Per­ma­nen­te­men­te es­ta­mos sa­can­do ba­su­ra no só­lo de los ba­rrios, sino tam­bién en los sec­to­res cén­tri­cos, en don­de uno po­dría pen­sar que no de­bie­ra ocu­rrir. Pe­ro ahí hay que abor­dar­lo en edu­ca­ción, a me­diano y lar­go pla­zo, en don­de la per­so­na que bo­ta re­si­duos se­pa que no só­lo es­tá afec­tan­do la ima­gen del lu­gar, sino a los ve­ci­nos que re­si­den en el sec­tor”, ex­pli­có Es­te­ban Krau­se.

LOS BA­SU­RA­LES CLAN­DES­TI­NOS

Otro pun­to in­có­mo­do en la re­la­ción de la ba­su­ra con la co­mu­na, es la apa­ri­ción – es­po­rá­di­ca- de ba­su­ra­les clan­des­ti­nos en al­gu­nos pun­tos de Los Án­ge­les, prin­ci­pal­men­te, en los sec­to­res pe­ri­fé­ri­cos o ru­ra­les. Ac­tual­men­te es­ta reali­dad se vi­ve en las cer­ca­nías de Vi­lla Gé­ne­sis, en don­de ha­ce más de un año ha pro­li­fe­ra­do un aco­pio clan­des­tino de desperdicios, es­pe­cí­fi­ca­men­te, en el ca­mino a La Tran­cas. En el lu­gar se pue­de ha­llar des­de desechos do­mi­ci­lia­rios has­ta ba­su­ra de cons­truc­cio­nes, con­vir­tien­do el si­tio en un fo­co de in­fec­cio­nes y mos­cas. Un jo­ven di­ri­gen­te de la po­bla­ción, Mar­co An­to­nio San­do­val, que li­de­ra la cam­pa­ña “No Más Pol­vo”, que pro­mue­ve la pa­vi­men­ta­ción del lu­gar, na­rró a La Tri­bu­na los de­ta­lles del lu­gar. “He­mos en­con­tra­do col­cho­nes, mue­bles y has­ta ki­los de ban­de­jas de pes­ca­do en mal es­ta­do. (…) Es­ta no es gen­te del sec­tor, sino más bien su­je­tos que vie­nen del in­te­rior de Los Án­ge­les, quie­nes apro­ve­chan lo so­li­ta­rio del lu­gar pa­ra de­jar sus desechos acá. Es­to no es una si­tua­ción de aho­ra, pues lle­va así más de un año”, ar­gu­men­tó. Una vi­sión coin­ci­den­te ex­pli­có la pre­si­den­ta de la Unión Co­mu­nal de Junta de Ve­ci­nos, Ma­ría Cris­ti­na Mar­tí­nez, na­rran­do la úl­ti­ma si­tua­ción co­no­ci­da por la en­ti­dad. “Ge­ne­ral­men­te pa­sa es­ta si­tua­ción en los sec­to­res de la pe­ri­fe­ria de la co­mu­na o sec­to­res me­nos po­bla­dos, en don­de su­je­tos de otros la­dos apro­ve­chan ir a bo­tar su ba­su­ra. El úl­ti­mo ca­so del que tu­vi­mos an­te­ce­den­te fue uno ca­mino a Ma­ría Do­lo­res, el que fue in­for­ma­do al mu­ni­ci­pio y – al pa­re­cer- so­lu­cio­na­do por De­par­ta­men­to de Me­dioam­bien­te, pe­ro no siem­pre la res­pues­ta es tan opor­tu­na”, pre­ci­só.

EL RE­CHA­ZO A RE­CI­BIR BA­SU­RA DE TE­MU­CO

Lue­go que se co­no­cie­ra que re­ci­bi­re­mos to­ne­la­das de ba­su­ra des­de Te­mu­co, no han si­do po­cas las vo­ces que han cues­tio­na­do – fuer­te­men­te- la si­tua­ción. Una de ellas es la pre­si­den­ta del Co­mi­té Eco­ló­gi­co de Los Án­ge­les, Mó­ni­ca Eh­ren­feld, quien cri­ti­có la res­pon­sa­bi­li­dad de los eje­cu­ti­vos de KDM. “El te­ma de la ba­su­ra no es un te­ma cons­tan­te, ya que tú no pro­du­ces la mis­ma can­ti­dad de desperdicios, por­que va en re­la­ción di­rec­ta con nues­tro po­der ad­qui­si­ti­vo. Prue­ba de ello es que ac­tual­men­te los re­lle­nos sa­ni­ta­rios es­tán du­ran­do ca­da vez me­nos. Cla­ro, eco­nó­mi­ca­men­te a esa em­pre­sa le con­vie­ne re­ci­bir el do­ble de ges­tión que tie­ne hoy día, pe­ro el im­pac­to so­cial y am­bien­tal se­rá asu­mi­do por la co­mu­ni­dad”, pre­ci­só. En tan­to, la pre­si­den­ta de la Co­mi­sión de Me­dioam­bien­te del Con­ce­jo Co­mu­nal, My­riam Que­za­da, quien an­ti­ci­pó que el mu­ni­ci­pio an­ge­lino tie­ne muy po­cas he­rra­mien­tas pa­ra opo­ner­se a la me­di­da, anun­ció que pe­di­rán an­te­ce­den­tes so­bre el con­tra­to con La Arau­ca­nía. “No­so­tros en el Con­ce­jo co­mu­nal pe­di­mos que la em­pre­sa nos in­for­me so­bre su ca­pa­ci­dad y años de vi­da útil, so­bre to­do pen­san­do que no­so­tros ha­ce poco es­ta­mos li­ci­tan­do con ellos. En ba­se a la res­pues­ta, ve­re­mos si te­ne­mos al­gún sub­ter­fu­gio le­gal pa­ra opo­ner­nos co­mo co­mu­na, fren­te a es­ta em­pre­sa que es li­bre de con­ve­nir con los mu­ni­ci­pios que le pa­rez­ca”, co­men­tó. Va­le men­cio­nar que La Tri­bu­na Fin­de con­sul­tó a la Su­pe­rin­ten­den­cia de Me­dio Am­bien­te, SMA, si KDM te­nía los per­mi­sos pa­ra tra­tar ba­su­ra de otras co­mu­nas, en don­de su je­fa re­gio­nal, Eme­li­na Za­mo­rano, con­tex­tua­li­zó que la com­pa­ñía cuen­ta con re­so­lu­ción de ca­li­fi­ca­ción am­bien­tal que in­clu­ye a otras ciu­da­des.

EM­PRE­SA KDM RES­PON­DE

En ba­se a los cues­tio­na­mien­tos, La Tri­bu­na Fin­de se co­mu­ni­có con la em­pre­sa alu­di­da, KDM, con­ver­san­do con su ge­ren­te ge­ne­ral, Cris­tó­bal Bas­tías. Fue así que se le con­sul­tó si la em­pre­sa es­ta­ba en con­di­cio­nes de re­ci­bir los desechos de otras co­mu­nas, con­tes­tan­do que “Sí. El re­lleno sa­ni­ta­rio tie­ne una su­per­fi­cie de 18,4 hec­tá­reas apro­ba­das pa­ra la dis­po­si­ción fi­nal de re­si­duos só­li­dos do­mi­ci­lia­rios y asi­mi­la­bles, de las cua­les hoy te­ne­mos 9,5 hec­tá­reas en uso, lo que nos per­mi­te re­ci­bir los re­si­duos de to­dos nues­tros clien­tes mu­ni­ci­pa­les sin la ne­ce­si­dad de obras adi­cio­na­les. Ade­más de Los Án­ge­les, se dis­po­nen los re­si­duos do­mi­ci­lia­rios de otros mu­ni­ci­pios, co­mo Na­ci­mien­to, Ca­bre­ro, Yun­gay, Yum­bel, San­ta Bár­ba­ra y Tu­ca­pel”, de­ta­lló. A su vez, se le con­sul­tó so­bre có­mo es­pe­ran ami­no­rar el re­cha­zo an­ge­lino a la me­di­da, ma­ni­fes­tan­do el di­rec­ti­vo que “la co­mu­ni­dad de Los Án­ge­les pue­de te­ner la tran­qui­li­dad de que el in­gre­so de Te­mu­co al re­lleno sa­ni­ta­rio no sig­ni­fi­ca­rá nin­gún im­pac­to en nues­tra ope­ra­ción ni tam­po­co pa­ra la ciu­dad, ya que los ca­mio­nes pro­ve­nien­tes de di­cho mu­ni­ci­pio pa­sa­rán di­rec­to des­de la Ru­ta 5 Sur a nues­tro re­lleno ubi­ca­do al cos­ta­do de la mis­ma”, con­clu­yó.

EL RE­LLENO SA­NI­TA­RIO, KDM, que tra­ta­rá la ba­su­ra de Los Án­ge­les y Te­mu­co.

can­di­da­tos a al­cal­des ma­ni­fes­ta­ron que fal­ta edu­car a la po­bla­ción an­ge­li­na en la lim­pie­za de las ca­lles.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.