Avan­za cons­truc­ción de Cen­tro Re­gu­la­dor SA­MU en la provincia de Bio­bío

La Tribuna (Los Angeles, Chile) - - CRÓNICA -

Pre­sen­tan­do un 50 por cien­to de avan­ce, con­ti­núan los tra­ba­jos de cons­truc­ción del nue­vo Cen­tro Re­gu­la­dor SA­MU en la provincia de Bio­bío, obra que per­mi­ti­rá do­tar a es­ta en­ti­dad de una mo­der­na in­fra­es­truc­tu­ra pa­ra au­men­tar su ca­pa­ci­dad pa­ra aten­der los re­que­ri­mien­tos de la aten­ción de ur­gen­cia, co­no­ci­da tam­bién co­mo aten­ción prehos­pi­ta­la­ria.

Pa­ra ins­pec­cio­nar es­te pro­gre­so se tras­la­dó a la provincia el, Dr. Cris­tián Saa­ve­dra, je­fe del De­par­ta­men­to de Pro­ce­sos In­te­gra­dos del Mi­nis­te­rio de Sa­lud, quien jun­to con mo­ni­to­rear la eje­cu­ción de la obra, tam­bién se reunió con el equi­po di­rec­ti­vo del SA­MU Bio­bío con el fin de ana­li­zar el nue­vo mo­de­lo de ges­tión que ten­drá el ma­cro cen­tro que am­plia­rá su ca­pa­ci­dad ope­ra­ti­va al con­tar con más re­gu­la­do­res y más te­le­fo­nis­tas.

So­bre el asun­to, el per­so­ne­ro co­men­tó que “el nue­vo cen­tro re­gu­la­dor va a ge­ne­rar una me­jo­ría im­por­tan­te res­pec­to de equi­pa­mien­to, in­fra­es­truc­tu­ra, es­pa­cios de tra­ba­jo lo que a la lar­ga no­so­tros es­pe­ra­mos que se tra­duz­ca en una me­jo­ría en la ca­li­dad y en la opor­tu­ni­dad de la aten­ción”.

La nue­va ba­se SA­MU tam­bién in­vo­lu­cra­rá el au­men­to del per­so­nal, en ba­se a un es­tán­dar de­fi­ni­do por el Mi­nis­te­rio de Sa­lud y que se re­la­cio­na con la po­bla­ción a car­go pa­ra el cen­tro re­gu­la­dor. Es así que se pa­sa­rá de 2 ope­ra­do­res te­le­fó­ni­cos a 4 por turno y se au­men­ta­rá a 2 los re­gu­la­do­res por turno, uno se­rá mé­di­co y el otro pro­fe­sio­nal no mé­di­co, en es­te ca­so en­fer­me­ro. Es­to du­pli­ca­rá la ca­pa­ci­dad ope­ra­ti­va del cen­tro re­gu­la­dor.

La in­ver­sión su­pera los 780 mi­llo­nes de pe­sos y per­mi­ti­rá la cons­truc­ción de un cen­tro de 570 me­tros cua­dra­dos, dis­tri­bui­dos en 2 ni­ve­les, que con­ta­rá con sa­la de re­gu­la­ción, sa­la de cri­sis, ofi­ci­nas ad­mi­nis­tra­ti­vas, sa­las de des­can­so, sa­la de ser­vi­do­res, ba­ños y ves­tua­rio, dor­mi­to­rios pa­ra el per­so­nal de turno, bo­de­gas, sa­la mul­ti­uso, es­ta­cio­na­mien­tos de am­bu­lan­cia, tan­que de agua, en­tre otras de­pen­den­cias.

A es­to se su­ma la im­ple­men­ta­ción de 2 nue­vas ba­ses, una pa­ra el sec­tor cor­di­lle­ra y que se ubi­ca­rá en la co­mu­na de An­tu­co y otro que se im­ple­men­ta­rá en la co­mu­na de Mul­chén, gra­cias a la dis- po­si­ción de am­bos mu­ni­ci­pios que a tra­vés de con­ve­nios fa­ci­li­ta­ron los es­pa­cios pa­ra im­ple­men­tar es­tas ba­ses, las que se su­man a la de Ca­bre­ro, Los Án­ge­les y a las 6 de los Hos­pi­ta­les de la Fa­mi­lia y la Co­mu­ni­dad de la provincia.

La di­rec­to­ra del Ser­vi­cio de Sa­lud Bio­bío, Mar­ta Ca­ro, ma­ni­fes­tó su es­pe­ran­za que es­tos avan­ces per­mi­tan me­jo­rar la opor­tu­ni­dad y per­ti­nen­cia de la res­pues­ta del SA­MU.

“El tra­ba­jo del SA­MU es muy com­ple­jo, pues to­da­vía es vis­to só­lo co­mo el tras­la­do de pa­cien­tes, cuan­do en reali­dad es la en­tre­ga de aten­ción prehos­pi­ta­la­ria la más crí­ti­cas de sus fun­cio­nes. Es­pe­ra­mos -con­ti­nuó- que al du­pli­car su ca­pa­ci­dad ope­ra­ti­va po­de­mos cum­plir con las ex­pec­ta­ti­vas de los usua­rios, a los que tam­bién in­vi­ta­mos a usar con res­pon­sa­bi­li­dad es­te ser­vi­cio, por­que una lla­ma­da no per­ti­nen­te pue­de blo­quear el ac­ce­so a la aten­ción a usua­rios que si lo re­quie­ran de ma­ne­ra ur­gen­te”, sen­ten­ció.

AU­TO­RI­DA­DES INSPECCIONANDO -en te­rreno- el avan­ce de las obras.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.