LAS RU­TAS QUE ES­TÁ TO­MAN­DO SAN­TIA­GO PA­RA SER UNA SMART CITY

Gim­na­sios de uso pú­bli­co y pla­zas de bol­si­llo, cru­ces 3D, tó­tems in­for­ma­ti­vos y se­ña­lé­ti­ca bi­lin­güe, es­tán en­tre las in­ter­ven­cio­nes de ur­ba­nis­mo tác­ti­co que apun­tan ha­cia un me­jor es­pa­cio pú­bli­co pa­ra los ha­bi­tan­tes de las ciu­da­des in­te­li­gen­tes.

Pulso - Especial Pulso Ciudad - - PORTADA - EFRAÍN MORAGA

Más que so­lu­cio­nes tec­no­ló­gi­cas o sis­te­mas in­te­li­gen­tes de trans­por­te, la ca­pi­tal chi­le­na es­tá tra­tan­do de ser una ciu­dad in­te­li­gen­te en va­rios rin­co­nes de sus ba­rrios. Des­de pa­sos pea­to­na­les en 3D, has­ta pun­tos cer­ca­nos de re­ci­cla­je, el sec­tor pri­va­do, or­ga­ni­za­cio­nes, el Es­ta­do, pe­ro so­bre to­do las mu­ni­ci­pa­li­da­des, es­tán me­jo­ran­do prác­ti­cas y crean­do pro­yec­tos in­no­va­do­res.

LA INS­TA­LA­CIÓN in­te­li­gen­te de in­fra­es­truc­tu­ra ur­ba­na es cla­ve pa­ra el desa­rro­llo de las smart ci­ties, pues per­mi­te me­jo­rar la ca­li­dad de vi­da de los ciu­da­da­nos. Si bien la tec­no­lo­gía cum­ple un im­por­tan­te rol de ca­ra a en­fren­tar es­te desafío, exis­ten otros ele­men­tos que tam­bién de­bie­ran ser con­si­de­ra­dos en es­te ti­po de ur­bes.

Así, gim­na­sios y pla­zas de bol­si­llo, tó­tems in­for­ma­ti­vos y se­ña­lé­ti­cas bi­lin­gües, ade­más de cru­ces 3D y una se­ma­fo­ri­za­ción in­te­gral, son ejem­plos de lo que se pue­de ha­cer pa­ra avan­zar en es­te as­pec­to. “La ciu­dad in­te­li­gen­te es aque­lla que es sus­ten­ta­ble y, por lo tan­to, equi­ta­ti­va. Por es­te mo­ti­vo, las tec­no­lo­gías de­ben ser en­ten­di­das no co­mo un fin en sí mis­mo, sino co­mo lo que em­po­de­ra y fa­ci­li­ta a los ciu­da­da­nos el ac­ce­so a los be­ne­fi­cios que tie­ne una ciu­dad, pa­ra lo­grar que es­ta sea más de­mo­crá­ti­ca y efi­cien­te”, se­ña­la Luis Eduar­do Bres­cia­ni, pre­si­den­te del Con­se­jo Na­cio­nal de Desa­rro­llo Ur­bano (CNDU).

Un ejem­plo de avan­ces en ma­te­ria de in­fra­es­truc­tu­ra in­te­li­gen­te es el pro­yec­to desa­rro­lla­do por la Al­cal­día de Lon­dres, quien se pro­pu­so un am­bi­cio­so plan, el que con­sis­te que al 2025, la ca­pi­tal de Reino Uni­do se trans­for­me en una ciu­dad in­te­li­gen­te.

En res­pues­ta a es­ta ne­ce­si­dad plan­tea­da por la au­to­ri­dad lo­cal, la com­pa­ñía Di­rect pre­sen­tó un pro­to­ti­po de cru­ce pea­to­nal tec­no­ló­gi­co que bus­ca evi­tar ac­ci­den­tes a cau­sa del trán­si­to de per­so­nas dis­traí­das a cau­sa del uso del ce­lu­lar mien­tras ca­mi­nan.

Es­te pro­yec­to con­sis­te en una se­rie de lu­ces LED que se ins­ta­lan en el pa­vi­men­to de las ve­re­das y que es­tán co­nec­ta­das al sis­te­ma de se­má­fo­ros, de es­ta ma­ne­ra se pue­de aler­tar a los pea­to­nes so­bre las con­di­cio­nes de trá­fi­co e in­di­car cuán­do es su turno pa­ra atra­ve­sar la ca­lle.

De he­cho, en los paí­ses desa­rro­lla­dos es­te es un gra­ve pro­ble­ma, pues dia­ria­men­te cau­sa ac­ci­den­tes de­bi­do a la dis­trac­ción de los “ci­ber­ca­mi­nan­tes” (que no des­pe­gan la mi­ra­da de sus smartp­ho­nes). Tan­to es así, que han crea­do el tér­mino de ‘zom­bie­wal­king’ pa­ra des­cri­bir el fe­nó­meno.

Pe­ña­lo­lén

La co­mu­na de Pe­ña­lo­lén inau­gu­ró un ter­cer pa­so ce­bra 3D en la ca­lle Con­sis­to­rial, en oc­tu­bre.

Chi­le no dis­ta de esa reali­dad. De he­cho, en Con­cep­ción ya se es­tán rea­li­zan­do avan­ces al res­pec­to. En la Av.

Pal­ca­ví se ins­ta­la­ron los pri­me­ros se­má­fo­ros in­te­li­gen­tes pa­ra quie­nes ca­mi­nan mien­tras mi­ran el ce­lu­lar, idea que sur­gió tras un ac­ci­den­te que co­bró la vi­da de un es­tu­dian­te en un cru­ce de es­te lu­gar.

En Chi­le, un 98% de los si­nies­tros por dis­trac­ción pro­ta­go­ni­za­dos por pea­to­nes es­tán re­la­cio­na­dos con el uso del ce­lu­lar, se­gún da­tos de la Di­rec­ción Ge­ne­ral de Trá­fi­co (DGT). “Lo que de­bie­ran fa­ci­li­tar las nue­vas tec­no­lo­gías, es per­mi­tir que los ciu­da­da­nos pue­dan to­mar me­jo­res de­ci­sio­nes en los nú­cleos ur­ba­nos y eso im­pli­ca te­ner mu­cha más in­for­ma­ción dis­po­ni­ble pa­ra el trans­por­te, el ac­ce­so a ser­vi­cios, la to­ma de de­ci­sio­nes del Es­ta­do y en sus co­mu­nas. Eso es de­mo­cra­ti­zar la ciu­dad”, ase­gu­ra el pre­si­den­te del CNDU.

Islandia es otro país que ha pre­sen­ta­do ideas in­no­va­do­ras en cuan­to al desa­rro­llo de in­fra­es­truc­tu­ra in­te­li­gen­te. Por ejem­plo, la di­rec­ción de via­li­dad de ese país creó un pro­gra­ma de cru­ces pea­to­na­les en ter­ce­ra di­men­sión, lo que crea un efec­to vo­lu­mé­tri­co de los pa­sos de ce­bra, obli­gan­do a los con­duc­to­res a re­du­cir la ve­lo­ci­dad. El pi­lo­to se desa­rro­lló en Isaf­jor­dur, una ciu­dad ubi­ca­da al no­roes­te del país, en la in­ter­sec­ción de las ca­lles Haf­nars­træ­ti y Pól­ga­ta.

Más tar­de, es­ta ini­cia­ti­va tu­vo re­per­cu­sio­nes en otros lu­ga­res del mun­do y Chi­le no es­tu­vo ajeno de los efec­tos de es­te pro­yec­to. Así, ha­ce unas se­ma­nas la Mu­ni­ci­pa­li­dad de Las Con­des ins­ta­ló el pri­mer pa­so de ce­bra en 3D del país, en la ca­lle del In­ca con la es­qui­na Re­pú­bli­ca Ára­be de Egip­to.

Del mis­mo mo­do, exis­te otro ti­po de in­fra­es­truc­tu­ra ur­ba­na que se pue­de desa­rro­llar de ma­ne­ra in­te­li­gen­te. Un ejem­plo de es­to es la red de al­can­ta­ri­lla­do, la que po­dría al­ber­gar otros usos.

El Pro­gra­ma Sin Lí­mi­tes de la Uni­ver­si­dad Ca­tó­li­ca (UC) es­tá desa­rro­llan­do un pro­yec­to pa­ra apro­ve­char las re­des sa­ni­ta­rias de la ciu­dad pa­ra la ins­ta­la­ción de fi­bra óp­ti­ca, lo que po­dría su­po­ner un pri­mer pa­so pa­ra la uti­li­za­ción de es­tos es­pa­cios pa­ra el so­te­rra­mien­to de ca­bles, uno de los gran­des desafíos de la ciu­dad. “Es lo que vie­ne en pro­yec­tos de ciu­da­des sos­te­ni­bles o in­te­li­gen­tes, que es ocu­par la in­fra­es­truc­tu­ra de sub­sue­lo exis­ten­te en al­go que sea po­si­ti­vo pa­ra los nú­cleos ur­ba­nos”, ma­ni­fies­ta Ge­rar­do Ure­ta, aca­dé­mi­co de la Fa­cul­tad de Ar­qui­tec­tu­ra, Di­se­ño y Cons­truc­ción de la Uni­ver­si­dad Ma­yor, quien ade­más es par­te del pro­yec­to desa­rro­lla­do por la UC.

Así, el plan lle­va­do a ca­bo por Pro­gra­ma Sin Lí­mi­tes de la ca­sa uni­ver­si­ta­ria ya pre­sen­ta al­gu­nos avan­ces des­de el pun­to de vis­ta de la pla­ni­fi­ca­ción, pe­ro to­da­vía fal­ta ca­mino por re­co­rrer. “El pi­lo­to se eje­cu­ta­rá en el mis­mo Cam­pus San Joa­quín de la UC. Es­ta­mos ha­cien­do to­das las eva­lua­cio­nes téc­ni­cas y eco­nó­mi­cas pa­ra ver có­mo lo desa­rro­lla­mos. Lle­va­mos tra­ba­jan­do tres me­ses, pe­ro fal­ta mu­cho to­da­vía”, di­ce Ure­ta.

Ade­más, exis­ten otros ele­men­tos de in­fra­es­truc­tu­ra ur­ba­na que po­drían coope­rar con la se­gu­ri­dad de las ciu­da­des. Un ejem­plo de es­to son los “Sho­tS­pot­ter”, que son unos sen­so­res acús­ti­cos que se ubi­can en

Las nue­vas tec­no­lo­gías, de­be­rían per­mi­tir que los ciu­da­da­nos pue­dan to­mar me­jo­res de­ci­sio­nes en los nú­cleos ur­ba­nos.

La ciu­dad in­te­li­gen­te es aque­lla que es sus­ten­ta­ble y, por lo tan­to, equi­ta­ti­va.

En Av. Pal­ca­ví (Con­cep­ción) se ins­ta­la­ron los pri­me­ros se­má­fo­ros in­te­li­gen­tes pa­ra quie­nes ca­mi­nan mien­tras mi­ran su ce­lu­lar.

la ciu­dad de Bos­ton, Es­ta­dos Uni­dos, y que per­mi­ten de­tec­tar y de­ter­mi­nar la ubi­ca­ción de un in­di­vi­duo al dis­pa­rar un ar­ma de fue­go.

Otra in­ter­ven­ción de ur­ba­nis­mo tác­ti­co que po­dría con­tri­buir pa­ra trans­for­mar a San­tia­go en una ciu­dad más in­te­li­gen­te, es la mo­di­fi­ca­ción de las se­ña­lé­ti­cas ur­ba­nas, pues es­tás pue­den con­tri­buir a ge­ne­rar un es­pa­cio con una me­jor lec­tu­ra ur­ba­na. “Si uno va por Cos­ta­ne­ra Nor­te, hay va­rias sa­li­das que no se en­tien­den. Cuan­do vie­ne un ex­tran­je­ro, mu­chas ve­ces no sa­be dón­de ir, pues­to que no hay lu­ga­res se­ña­la­dos co­mo de in­te­rés o tu­rís­ti­cos. Fal­tan apli­ca­cio­nes que in­for­men qué hay en es­ta ciu­dad”, afir­ma Ure­ta.

Así, to­ma fuer­za la idea de ins­ta­lar tó­tems con da­tos so­bre la ciu­dad y otras ini­cia­ti­vas co­mo el me­jo­ra­mien­to de la pla­ta­for­ma de in­for­ma­ción del sis­te­ma de trans­por­te pú­bli­co, de ma­ne­ra que la ciu­dad sea más ami­ga­ble pa­ra tu­ris­tas y sus pro­pios ha­bi­tan­tes.

“Se po­drían ins­ta­lar pla­ta­for­mas si­mi­la­res a las que hay en los malls, en tér­mi­nos de una pan­ta­lla que in­di­que don­de es­tá el in­di­vi­duo y que a par­tir de esa in­for­ma­ción, el ciu­da­dano pue­da ele­gir dón­de ir. Tam­bién po­dría­mos ju­gar con los có­di­gos QR, de ma­ne­ra de que es­tos en­tre­guen in­for­ma­ción so­bre edi­fi­cios y lu­ga­res de in­te­rés pa­ra las per­so­nas, co­men­ta Ure­ta.

Del mis­mo mo­do, tam­bién se des­ta­can ele­men­tos co­mo pla­zas de bol­si­llo, gim­na­sios de uso pú­bli­co, in­fra­es­truc­tu­ra pa­ra la prác­ti­ca del de­por­te, ci­clo­vías, sis­te­mas de aná­li­sis y con­trol de flu­jo de pea­to­nes, pun­tos de car­ga pa­ra au­tos eléc­tri­cos, en­tre otros.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.