Las cla­ves para ro­bo en centros de al­ma­ce­na­je

Pulso - Especial Pulso Extra - - ESPECIALES -

UUNOS $40 millones en al­men­dras de ex­por­ta­ción fue­ron los que sus­tra­je­ron de­lin­cuen­tes en agos­to de este año tras for­zar y vul­ne­rar las ba­rre­ras pe­ri­me­tra­les de una bo­de­ga en Ran­ca­gua. Las más de 400 ca­jas ro­ba­das iban a ser ven­di­das en el mer­ca­do in­for­mal, pe­ro este plan se frus­tró tras ser in­tep­cep­ta­dos por in­te­garn­tes de la Bri­ga­da Investigadora de Ro­bos (BIRO) de la Po­li­cía de In­ves­ti­ga­cio­nes. Sin em­bar­go, no to­das las his­to­rias ter­mi­nan así.

Se­gún un es­tu­dio de la Cá­ma­ra de Co­mer­cio de Santiago (CCS), el año pasado se re­gis­tra­ron US$521 millones en mer­mas en la in­dus­tria del re­tail, lo que co­rres­pon­dió a una ba­ja de 1,89% en las ga­nan­cias to­ta­les de las 22 ca­de­nas que con­cen­tran al­re­de­dor del 85% del sec­tor.

De las pér­di­das to­ta­les su­fri­das por la in­dus­tria del re­tail, el 72% co­rres­pon­de a mer­mas des­co­no­ci­das que pro­vie­nen de ro­bo o hur­tos in­ter­nos o ex­ter­nos, ade­más de ro­bos ad­mi­nis­tra­ti­vos y de pro­vee­do­res de la in­dus­tria.

“Los prin­ci­pa­les desafíos que de­be en­fren­tar una bo­de­ga, en ma­te­ria de se­gu­ri­dad, son las mer­mas pro­duc­to de ro­bos in­ter­nos o co­lu­sio­nes del per­so­nal que tra­ba­ja en bo­de­ga con pro­vee­do­res ex­ter­nos. Los suel­dos pro­me­dios en ope­ra­cio­nes lo­gís­ti­cas en Chi­le no son al­tos y, adi­cio­nal a eso, las pe­nas por este ti­po de de­li­tos son muy ba­jas, por lo que es campo fér­til para que las personas sean ten­ta­das a co­me­ter este ti­po de ro­bos”, ex­pli­ca An­to­nio Ja­na­nia, sa­les ma­na­ger de An­des Lo­gis­tics.

Para los ex­per­tos, uno de los prin­ci­pa­les pro­ble­mas que su­fren las bo­de­gas es la vi­gi­lan­cia y con­trol de ac­ce­so de los vehícu­los que cir­cu­lan en ellas.

“Un centro de bo­de­gas cuen­ta con múl­ti­ples bo­de­gas dentro de él, to­das ellas por lo ge­ne­ral son de di­fe­ren­tes em­pre­sas que de­ben re­ci­bir per­ma­nen­te­men­te car­gas con sus pro­duc­tos. El primer pro­ble­ma ra­di­ca en con­tro­lar los per­mi­sos que tie­nen los vehícu­los para ac­ce­der a la bo­de­ga. Nor­mal­men­te, esta va­li­da­ción de ac­ce­so el guar­dia de­bie­ra pe­dir­la a la bo­de­ga de des­tino; sin em­bar­go, este con­trol es co­mún que no se ha­ga”, se­ña­la Clau­dio Ju­liá, di­rec­tor eje­cu­ti­vo y co­fun­da­dor de Sa­fe­card.

Evi­tar que los guar­dias ten­gan que va­li­dar los ac­ce­sos o apli­car su cri­te­rio es una de las cla­ves para evi­tar in­tro­mi­sio­nes en las bo­de­gas, pues­to que es en ese pun­to donde se ge­ne­ran los quie­bres de se­gu­ri­dad, se­gún ex­pli­can desde Sa­fe­card.

“La cla­ve es contar con sis­te­mas de con­trol de ac­ce­so tec­no­ló­gi­cos que in­vo­lu­cren a los

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.