Au­to­mo­vi­lis­tas vs ci­clis­tas vs pea­to­nes: el con­flic­to cons­tan­te

Pulso - Especiales - - NEWS - Un re­por­ta­je de EFRAÍN MORAGA

Pro­mo­ver la ama­bi­li­dad y co­no­ci­mien­to res­pec­to a los có­di­gos de con­duc­ta en las ca­lles, es fun­da­men­tal. En ma­yo de es­te año se pu­bli­có la nue­va Ley de Con­vi­ven­cia Vial. Es­ta bus­ca me­jo­rar la re­la­ción en­tre los dis­tin­tos mo­dos de trans­por­tes que cir­cu­lan en la ciu­dad, con­tri­bu­yen­do a equi­pa­rar el es­pa­cio y evi­tar los con­flic­tos que se ge­ne­ran a dia­rio en­tre es­tos tres gru­pos.

SON las 8.00 ho­ras de una agi­ta­da ma­ña­na en la ciu­dad. Mien­tras al­gu­nos re­cién abren sus ojos, otros co­rren ha­cia sus trabajos pa­ra no lle­gar tar­de. Un pea­tón dis­traí­do es­cu­chan­do mú­si­ca y un rau­do ci­clis­ta que se apre­su­ra pa­ra ha­cer una en­tre­ga, se en­cuen­tran trá­gi­ca­men­te en me­dio de un pa­so de ce­bra, lle­ván­do­se am­bos un co­lo­ri­do “chi­chón”. Por su­pues­to, no to­das las his­to­rias ter­mi­nan con tan pin­to­res­co re­sul­ta­do.

De­li­mi­tar los es­pa­cios de ca­da uno, im­pul­sar un tra­to más ama­ble y fo­men­tar el co­no­ci­mien­to res­pec­to a los có­di­gos de con­duc­ta en la ca­lle, es cla­ve pa­ra avan­zar ha­cia una me­jor re­la­ción en­tre au­to­mo­vi­lis­tas, ci­clis­tas y pea­to­nes. Se­gún da­tos de la Co­mi­sión Na­cio­nal de Se­gu­ri­dad de Trán­si­to (Co­na­set), el año pa­sa­do se pro­du­je­ron 94.879 si­nies­tros, los cua­les ge­ne­ra­ron 62.171 le­sio­na­dos y 1.483 fa­lle­ci­dos (ver grá­fi­co).

Pa­ra ha­cer­se una idea, el 6% del to­tal de los fa­lle­ci­dos en si­nies­tros via­les en Chi­le, son ci­clis­tas. Só­lo du­ran­te el 2017, es­te me­dio de trans­por­te par­ti­ci­pó en 3.853 ac­ci­den­tes de trán­si­to, re­sul­tan­do 95 fa­lle­ci­dos y 3.236 le­sio­na­dos. En to­tal, du­ran­te la úl­ti­ma dé­ca­da han muerto 1.183 per­so­nas so­bre dos rue­das.

Pe­ro eso no es to­do, pues las es­ta­dís­ti­cas tam­bién in­di­can que cua­tro de ca­da 10 víc­ti­mas, son pea­to­nes. Un re­por­te de Ca­ra­bi­ne­ros in­di­có que en los úl­ti­mos cin­co años, es­ta ta­sa ca­si igua­la a los cho­ques de con­duc­to­res (37,9%). Es por es­te mo­ti­vo que es ur­gen­te me­jo­rar la con­vi­ven­cia en el trans­por­te ur­bano.

Es­te es un lla­ma­do que aten­dió la au­to­ri­dad, mo­ti­vo por el cual de­ci­dió pro­mo­ver un es­ta­tu­to le­gal que se hi­cie­ra car­go del pro­ble­ma. De es­ta ma­ne­ra, en ma­yo de es­te año se pu­bli­có en el Dia­rio Ofi­cial la nue­va Ley de Con­vi­ven­cia Vial. Es­ta bus­ca me­jo­rar la re­la­ción en­tre las dis­tin­tas mo­da­li­da­des de trans­por­te en la ciu­dad, con­tri­bu­yen­do a equi­pa­rar el es­pa­cio y evi­tar los con­flic­tos que se ge­ne­ran a dia­rio en­tre ci­clis­tas, pea­to­nes y con­duc­to­res.

“Es­to per­mi­ti­rá que co­men­ce­mos a crear los nue­vos re­gla­men­tos que pre­ten­den cam­biar la for­ma en que se mue­ven los dis­tin­tos mo­dos de trans­por­tes, en­tre­gan­do ma­yor se­gu­ri­dad y res­pe­to en­tre to­dos los ac­to­res”, ex­pli­có Luis Al-

La Ley de Con­vi­ven­cia Vial bus­ca me­jo­rar la re­la­ción en­tre los dis­tin­tos mo­dos de trans­por­tes que cir­cu­lan en la ciu­dad. A la es­pe­ra de su re­gla­men­to, los ex­per­tos en­tre­gan al­gu­nos “tips” pa­ra me­jo­rar la re­la­ción vial. Es cla­ve res­pe­tar la ve­lo­ci­dad de cir­cu­la­ción y di­se­ñar la cal­za­da con ra­dios de cur­va­tu­ra ba­jos.

ber­to Stu­ven, se­cre­ta­rio eje­cu­ti­vo de Co­na­set.

A la es­pe­ra de su re­gla­men­to, los ex­per­tos en­tre­gan al­gu­nos “tips” pa­ra me­jo­rar la re­la­ción en­tre los di­fe­ren­tes mo­dos de trans­por­te. “Es cla­ve re­di­se­ñar la ciu­dad, pen­san­do en los ob­je­ti­vos de mo­vi­li­dad sos­te­ni­ble. Es­to se re­fie­re a que ca­da mo­do ten­ga un es­pa­cio es­pe­cí­fi­co, el cual de­be ser otor­ga­do en for­ma jus­ta. Eso sig­ni­fi­ca que hay que prio­ri­zar los trans­por­tes que sean más ama­bles con las ur­bes. Es­to se mi­de de acuer­do con aque­llos que pro­du­cen la me­nor can­ti­dad de ex­ter­na­li­da­des ne­ga­ti­vas, que son la bi­ci­cle­ta y la caminata”, ex­pli­ca Ale­jan­dro Ti­ra­chi­ni, in­ves­ti­ga­dor de la Universidad de Chi­le y miem­bro de la Red Ciu­dad Fu­tu­ra.

Es por es­te mo­ti­vo que es cla­ve im­pul­sar el desa­rro­llo de la cul­tu­ra ciu­da­da­na. “Pa­re­ce bas­tan­te ale­ja­do de las con­si­de­ra­cio­nes ur­ba­nas, pe­ro re­sul­ta fun­da­men­tal. Es­te con­cep­to tie­ne re­la­ción con el co­no­ci­mien­to que de­be te­ner la gen­te so­bre có­mo mo­ver­se e in­ter­ac­tuar, -en­tre otras co­sas- en la ciu­dad. En el fon­do, el gran te­ma que hay aquí es so­cial más que téc­ni­co. De es­ta ma­ne­ra, te­ne­mos que dis­tri­buir de la me­jor for­ma po­si­ble los re­cur­sos que dis­po­ne­mos. En­ton­ces, es di­fí­cil que su­ce­da si no exis­ten cier­tos có­di­gos de con­duc­ta”, afir­ma Ós­car Fi­gue­roa, aca­dé­mi­co del Ins­ti­tu­to de Es­tu­dios Ur­ba­nos de la Universidad Ca­tó­li­ca (IEUT-UC).

De es­ta ma­ne­ra, tam­bién se de­be res­pe­tar la ve­lo­ci­dad de cir­cu­la­ción de los au­to­mó­vi­les. “Ha si­do una gran me­di­da el re­du­cir la ve­lo­ci­dad de cir­cu­la­ción a 50 km/h. Eso ge­ne­ra otra re­la­ción. Des­de el pun­to de vis­ta de las bi­ci­cle­tas, con­si­de­ro que es im­po­si­ble do­tar de in­fra­es­truc­tu­ra es­pe­cial en to­das par­tes. En­ton­ces, inevi­ta­ble­men­te tie­nen que com­par­tir el es­pa­cio con los au­to­mó­vi­les. Eso es al­go que se ha tra­ba­ja­do en mu­chos lu­ga­res del mun­do”, ase­ve­ra Fi­gue­roa.

La ma­sa crí­ti­ca pa­re­ce ser la so­lu­ción. “Es­ta se apli­ca con la idea de que mu­chos ci­clis­tas de­ben sa­lir a la ca­lle y, por ma­si­vi­dad, los au­to­mó­vi­les se den cuen­ta que la ca­lle no es só­lo de ellos”, ma­ni­fies­ta el aca­dé­mi­co de la UC.

Des­de el pun­to de vis­ta del pea­tón, es cla­ve la pla­ni­fi­ca­ción. “Siem­pre de­be­rían te­ner la pre­fe­ren­cia, por­que es la for­ma de mo­vi­li­dad que usa­mos to­dos y, a la vez, es la más vul­ne­ra­ble. La ciu­dad de­be di­se­ñar­se de ma­ne­ra que los cru­ces sean se­gu­ros y eso re­quie­re que las in­ter­sec­cio­nes ten­gan un di­se­ño de cal­za­da con ra­dios de cur­va­tu­ra ba­jos pa­ra que los vi­ra­jes sean len­tos”, di­ce Ti­ra­chi­ni.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.