Fon­do In­fra­es­truc­tu­ra ten­drá 6 me­ses pa­ra cons­ti­tuir­se. MOP pro­pon­drá a su pre­si­den­te

Pro­yec­to de ley fue in­gre­sa­do ayer al Con­gre­so y co­men­za­rá su tra­mi­ta­ción en la co­mi­sión de Obras Pú­bli­cas del Se­na­do. Ini­cia­ti­va es­ta­ble­ce que la fu­tu­ra em­pre­sa de­be­rá so­me­ter a apro­ba­ción de su jun­ta de ac­cio­nis­tas un plan quin­que­nal.

Pulso - - Empresas & Mercados - CARLA CA­BE­LLO Pro­yec­tos de in­te­rés so­cial que re­quie­ran apor­te del Fis­co se­rán so­me­ti­dos a un me­ca­nis­mo es­pe­cial. CARLA CA­BE­LLO

—Es la apues­ta del Go­bierno pa­ra reac­ti­var la eco­no­mía y re­for­zar los la­zos con el sec­tor pri­va­do. El es­pe­ra­do pro­yec­to que crea una em­pre­sa es­ta­tal pa­ra ad­mi­nis­trar el Fon­do de In­fra­es­truc­tu­ra por fin co­mien­za a to­mar for­ma.

El Fon­do, ca­li­fi­ca­do co­mo in­no­va­dor por las mis­mas au­to­ri­da­des, y que ten­drá un pla­zo de seis me­ses des­de la en­tra­da en vi­gen­cia de la ley pa­ra cons­ti­tuir­se co­mo so­cie­dad anó­ni­ma, fue in­gre­sa­do ayer al Con­gre­so, ini­cian­do su tra­mi­ta­ción en la co­mi­sión de Obras Pú­bli­cas del Se­na­do. De acuer­do con su ar­ti­cu­la­do, al que tu­vo ac­ce­so PUL­SO, la fu­tu­ra em­pre­sa se­rá ad­mi­nis­tra­da por un di­rec­to­rio com­pues­to por cin­co miem­bros que se­rán nom­bra­dos por el Pre­si­den­te de la Re­pú­bli­ca; dos pro­pues­tos por el Mi­nis­te­rio de Obras Pú­bli­cas -que se­rán ele­gi­dos de en­tre una nó­mi­na de cin­co can­di­da­tos-, y los tres res­tan­tes a par­tir de una ter­na pro­pues­ta, pa­ra ca­da car­go, por el Con­se­jo de Al­ta Di­rec­ción Pú­bli­ca con el vo­to fa­vo­ra­ble de los cua­tro quin­tos de sus miem­bros.

El Pre­si­den­te de la Re­pú­bli­ca, en tan­to, de­sig­na­rá de en­tre los dos di­rec­to­res pro­pues­tos por el MOP al pre­si­den­te del di­rec­to­rio.

De ma­ne­ra adi­cio­nal, los di­rec­to­res ele­gi­dos por ADP ten­drán la ca­li­dad de in­de­pen­dien­tes, y no po­drán man­te­ner víncu­los con el Fon­do, las em­pre­sas que for­men par­te del mis­mo gru­po em­pre­sa­rial, ni con eje­cu­ti­vos prin­ci­pa­les de nin­gu­na de és­tas, pa­ra así ga­ran­ti­zar que la ad­mi­nis­tra­ción es­té su­je­ta a un ni­vel de in­de­pen­den­cia en la to­ma de de­ci­sio­nes.

No po­drán ser pro­pues­tos co­mo di­rec­to­res mi­nis­tros, sub­se­cre­ta­rios, par­la­men­ta­rios, je­fes de ser­vi­cio, di­ri­gen­tes po­lí­ti­cos, sin­di­ca­les o gre­mia­les, al­cal­des ni can­di­da­tos a elec­ción po­pu­lar.

Los di­rec­to­res du­ra­rán cua­tro años en sus car­gos y po­drán ser de­sig­na­dos por nue­vos pe­rio­dos. Es­tos se re­no­va­rán por par­cia­li­da­des. Sin em­bar­go, los dos miem­bros del pri­mer di­rec­to­rio pro­pues­tos por el MOP se­rán ele­gi­dos en sus car­gos por un pe­rio­do de dos años, mien­tras que los tres res­tan­tes lo ha­rán por un pe­río­do de tres años.

Es­te di­rec­to­rio es­ta­rá a car­go de ela­bo­rar anual­men­te un plan de ne­go­cios quin­que­nal, que se­rá pues­to en co­no­ci­mien­to del Mi­nis­te­rio de Obras Pú­bli­cas a más tar­dar el 31 de mar­zo de ca­da año, y se­rá apro­ba­do por la jun­ta de ac­cio­nis­tas. En di­cha ins­tan­cia, el MOP po­drá ade­más pro­po­ner al di­rec­to­rio la rea­li­za­ción de pro­yec­tos de in­fra­es­truc­tu­ra con­tem­pla­dos en su Pro­gra­ma de Con­ce­sio­nes.

En­tre las atri­bu­cio­nes prin­ci­pa­les, se aña­de en el pro­yec­to ori­gi­nal, se fa­cul­ta al Fon­do pa­ra rea­li­zar gas­tos e in­ver­sio­nes en pro­yec­tos, emi­tir ins­tru­men­tos fi­nan­cie­ros de deu­da y ga­ran­tía y cons­ti­tuir so­cie­da­des anó­ni­mas fi­lia­les o co­li­ga­das. Ade­más, se es­ta­ble­ce que si bien el Fon­do no po­drá ob­te­ner cré­di­tos o ga­ran­tías del Es­ta­do, la ley de Pre­su­pues­tos del Sec­tor Pú­bli­co de ca­da año po­drá con­tem­plar trans­fe­ren­cias de ca­pi­tal des­ti­na­das a ini­cia­ti­vas es­pe­cí­fi­cas a ser desa­rro­lla­das por el Fon­do, si la jun­ta de ac­cio­nis­tas así lo aprue­ba.

Ade­más se au­to­ri­za al Fis­co pa­ra rea­li­zar los apor­tes de ca­pi­tal ne­ce­sa­rios pa­ra el de­bi­do cum­pli­mien­to de las obli­ga­cio­nes fi­nan­cie­ras del Fon­do.

EL 1% DE CORFO. El Fon­do se­rá una so­cie­dad anó­ni­ma que con­tem­pla una par­ti­ci­pa­ción del ca­pi­tal so­cial del 99% por par­te del Fis­co y un 1% que que­da­rá en ma­nos de Corfo. En la jun­ta de ac­cio­nis­tas, el Fis­co se­rá re­pre­sen­ta­do por los Mi­nis­tros de Ha­cien­da y Obras Pú­bli­cas, mien­tras que Corfo “por quien de­sig­ne el con­se­jo di­rec­ti­vo del Sis­te­ma de Em­pre­sas Pú­bli­cas (SEP)”, se­ña­la la ini­cia­ti­va le­gal.

El ca­pi­tal ini­cial se­rá sus­cri­to y pa­ga­do por los ac­cio­nis­tas. La enaje­na­ción de cual­quier por­cen­ta­je que, se­pa­ra­da o con­jun­ta­men­te, sea su­pe­rior al 15% de las ac­cio­nes en la pro­pie­dad de la so­cie­dad con­ce­sio­na­ria, de­be­rá con­tar con la apro­ba­ción del Fon­do.

Res­pec­to a la ad­mi­nis­tra­ción fi­nan­cie­ra, con­ta­bi­li­dad y per­so­nal, la fu­tu­ra em­pre­sa se re­gi­rá por las mis­mas nor­mas fi­nan­cie­ras, con­ta­bles y tri­bu­ta­rias que ri­gen pa­ra las so­cie­da­des anó­ni­mas abier­tas, que­dan­do so­me­ti­do a la fis­ca­li­za­ción de la SVS. Lo an­te­rior, sin per­jui­cio del rol que ca­be a Con­tra­lo­ría en ma­te­ria de fis­ca­li­za­ción del uso de los re­cur­sos pú­bli­cos. En ese sen­ti­do, sus ba­lan­ces y es­ta­dos de si­tua­ción fi­nan­cie­ra de­be­rán ser so­me­ti­dos a au­di­to­rías de fir­mas au­di­to­ras ex­ter­nas.

Ade­más se ad­vier­te que en el ejer­ci­cio de to­das es­tas atri­bu­cio­nes, el Fon­do de­be­rá orien­tar­se a la sos­te­ni­bi­li­dad fi­nan­cie­ra de su car­te­ra de pro­yec­tos y a pro­du­cir uti­li­da­des anua­les du­ran­te ca­da ejer­ci­cio.

To­dos los pro­yec­tos del Fon­do de­be­rán so­me­ter­se al pro­ce­so de eva­lua­ción de in­ver­sión pú­bli­ca que rea­li­za el Mi­nis­te­rio de Desa­rro­llo So­cial y con­tar con su re­co­men­da­ción fa­vo­ra­ble, en for­ma pre­via a su eje­cu­ción y las con­ce­sio­nes que el Fon­do po­drá otor­gar so­bre bie­nes cu­ya ad­mi­nis­tra­ción sea de su com­pe­ten­cia, no po­drán ser su­pe­rior a 50 años. —El pro­yec­to de ley tam­bién pro­po­ne la rea­li­za­ción de un pro­ce­so de eva­lua­ción es­pe­cial pa­ra pro­yec­tos de in­fra­es­truc­tu­ra res­pec­to de los cua­les el Fon­do con­si­de­re de in­te­rés so­cial y que re­quie­ren de sub­si­dios.

Pa­ra es­te ca­so, se plan­tea que si el di­rec­to­rio pre­ten­de im­ple­men­tar pro­yec­tos de in­fra­es­truc­tu­ra que pue­dan re­que­rir apor­te fis­cal, se de­be­rá cum­plir con cier­to re­qui­si­tos y pro­ce­di­mien­tos.

Pri­me­ro, el co­mi­té de di­rec­to­res, que po­drá es­tar con­for­ma­do só­lo por aqué­llos que ten­gan el ca­rác­ter de in­de­pen­dien­tes, de­be­rá pro­nun­ciar­se res­pec­to de las im­pli­can­cias y con­di­cio­nes fi­nan- cie­ras de los pro­yec­tos, así co­mo eva­luar si se es­tá dan­do cum­pli­mien­to a los me­ca­nis­mos de neu­tra­li­dad com­pe­ti­ti­va que re­sul­ten apli­ca­bles de acuer­do con los prin­ci­pios ge­ne­ral­men­te acep­ta­dos.

Di­cho co­mi­té de di­rec­to­res de­be­rá de­sig­nar al me­nos un eva­lua­dor in­de­pen­dien­te pa­ra in­for­mar tan­to al di­rec­to­rio co­mo a los ac­cio­nis­tas y al pú­bli­co en ge­ne­ral, res­pec­to de las con­di­cio­nes de la ope­ra­ción, sus efec­tos, su po­ten­cial im­pac­to pa­ra el Fon­do y las con­di­cio­nes fi­nan­cie­ras del pro­yec­to.

El di­rec­to­rio tam­bién po­drá de­sig­nar un eva­lua­dor in­de­pen­dien­te adi­cio­nal. Los in­for­mes de los eva­lua­do­res in­de­pen­dien­tes, así co­mo el pro­nun­cia­mien­to del co­mi­té y los acuer­dos de di­rec­to­rio co­rres­pon­dien­tes se­rán co­mu­ni­ca­dos al mer­ca­do co­mo he­cho esen­cial.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.