Ref. La­bo­ral: Go­bierno bus­ca­rá con ley cor­ta man­te­ner pre­emi­nen­cia de sin­di­ca­tos so­bre gru­pos ne­go­cia­do­res

La au­to­ri­dad pre­ten­de que la ini­cia­ti­va va­li­de que só­lo los sin­di­ca­tos pue­dan acor­dar adap­ta­bi­li­dad, ser­vi­cios mí­ni­mos y ex­ten­sión de be­ne­fi­cios. La ac­ción de gru­pos de tra­ba­ja­do­res que­da­ría aco­ta­da a las ne­go­cia­cio­nes de cor­to al­can­ce.

Pulso - - Portada - JUAN PA­BLO PA­LA­CIOS

—“Pron­to”, “en el cor­to pla­zo” y “lo an­tes po­si­ble”. Esas son las res­pues­tas que han da­do es­ta se­ma­na los mi­nis­tros del co­mi­té po­lí­ti­co pa­ra re­fe­rir­se a la fe­cha que ma­ne­ja el Go­bierno pa­ra de­fi­nir el ca­mino le­gis­la­ti­vo que se to­ma­rá pa­ra ade­cuar la Re­for­ma La­bo­ral a las pre­ven­cio­nes del dictamen del Tri­bu­nal Cons­ti­tu­cio­nal (TC).

Fuen­tes de La Mo­ne­da que es­tán al tan­to de ese pro­ce­so, con­fir­ma­ron que la de­ci­sión fi­nal po­dría ser co­mu­ni­ca­da even­tual­men­te la pró­xi­ma se­ma­na. Es­to, por­que al in­te­rior del Eje­cu­ti­vo ya se ha­bría acor­da­do la ar­qui­tec­tu­ra y los prin­ci­pios que res­guar­da­rá la ley cor­ta que adap­ta­rá el pro­yec­to a la nue­va reali­dad que im­pu­so el fa­llo del TC, que de­cla­ró in­cons­ti­tu­cio­nal la ti­tu­la­ri­dad sin­di­cal y la ex­ten­sión au­to­má­ti­ca de be­ne­fi­cios por afi­lia­ción.

En ese con­tex­to, una de las prin­ci­pa­les de­fi­ni­cio­nes apun­ta a man­te­ner la pri­ma-

¿Qué ha pa­sa­do? La ley cor­ta que en­via­rá el Go­bierno pa­ra ade­cuar la Re­for­ma La­bo­ral al fa­llo del TC bus­ca­ría man­te­ner la pri­ma­cía del sin­di­ca­to en la ne­go­cia­ción co­lec­ti­va.

¿Por qué ha pa­sa­do? De la lec­tu­ra de la sen­ten­cia se con­clu­yó que si bien el TC de­ter­mi­nó que los gru­pos ne­go­cia­do­res tie­nen de­re­cho a la ne­go­cia­ción co­lec­ti­va, no se es­ta­ble­ció la mo­da­li­dad y el pro­ce­di­mien­to de ne­go­cia­ción de esos gru­pos.

¿Qué con­se­cuen­cias tie­ne? Ello im­pli­ca­ría que los gru­pos de tra­ba­ja­do­res só­lo po­drían ne­go­ciar acuer­dos de cor­to pla­zo, co­mo me­jo­ras de sa­la­rios. Mien­tras, los sin­di­ca­tos se­gui­rían te­nien­do la ex­clu­si­vi­dad de las ne­go­cia­ción de pac­tos de adap­ta­bi­li­dad, ser­vi­cios mí­ni­mos y ex­ten­sión de be­ne­fi­cios. cía de los sin­di­ca­tos so­bre los gru­pos ne­go­cia­do­res en el pro­ce­so de tu­te­la de de­re­chos co­lec­ti­vos.

“El TC di­jo que los gru­pos ne­go­cia­do­res tam­bién te­nían de­re­cho a ne­go­ciar, pe­ro no di­jo la for­ma y el pro­ce­di­mien­to. Cree­mos que hay po­si­bi­li­dad de que co­exis­tien­do sin­di­ca­tos con gru­pos, los pri­me­ros ten­gan la pre­emi­nen­cia por­que son las or­ga­ni­za­cio­nes per­ma­nen­tes en la em­pre­sa”, afir­mó una alta fuen­te de Go­bierno, so­bre la ba­se del análisis ju­rí­di­co que han he­cho los mi­nis­te­rios de la Pre­si­den­cia, Ha­cien­da y Tra­ba­jo res­pec­to a los al­can­ces de la sen­ten­cia del Tri­bu­nal.

El mis­mo per­so­ne­ro aña­dió que de ese es­tu­dio se con­clu­yó que en el mun­do de las re­la­cio­nes la­bo­ra­les la ins­ti­tu­ción per­ma­nen­te es el sin­di­ca­to, por lo tan­to es el único que pue­de lle­gar a acuer­dos de lar­go pla­zo con los em­plea­do­res. “El gru­po ne­go­cia­dor es tran­si­to­rio”, di­jo.

A par­tir de esa in­ter­pre­ta­ción tras­cen­dió que la ley ade­cua­to­ria re­pon­dría los pac­tos de adap­ta­bi­li­dad de jor­na­das ex­cep­cio­na­les de tra­ba­jo, ho­ras ex­tras y turno pa­si­vo, con ti­tu­la­ri­dad sin­di­cal. Tam­bién se man­ten­dría que só­lo las or­ga­ni­za­cio­nes sin­di­ca­les pue­dan acor­dar con la em­pre­sa la pro­vi­sión de ser­vi­cios mí­ni­mos y equi­pos de emer­gen­cia en ca­so de huel­ga, y los me­ca­nis­mos de ex­ten­sión de be­ne­fi­cios pa­ra tra­ba­ja­do­res no sin­di­ca­li­za­dos y por afi­lia­ción sin­di­cal.

“Las co­sas pue­den no ser ne­gro, ni blan­co, pe­ro hay que en­ten­der que pa­ra que ha­ya re­la­cio­nes cons­truc­ti­vas den­tro de la em­pre­sa, el sin­di­ca­to tie­ne que te­ner la pre­emi­nen­cia en la ne­go­cia­ción de los tra­ba­ja­do­res con el em­plea­dor”, sos­tu­vo la fuen­te.

Pre­ci­só que los gru­pos ne­go­cia­do­res van a po­der ne­go­ciar co­lec­ti­va­men­te en pa­ra­le­lo al sin­di­ca­to, “pe­ro en te­mas más de cor­to al­can­ce o lo­ca­les”, co­mo los re­ajus­tes de re­mu­ne­ra­cio­nes y otros bo­nos eco­nó­mi­cos.

El in­for­man­te agre­gó que las de­fi­ni­cio­nes pa­ra la ley cor­ta van en lí­nea con el dis­cur­so que dio el miér­co­les la Pre­si­den­ta Mi­che­lle Ba­che­let en la en­tre­ga del “Pre­mio Ma­nuel Bus­tos 2015”.

“Nues­tra agen­da la­bo­ral siem­pre ha bus­ca­do am­pliar la ne­go­cia­ción co­lec­ti­va y for­ta­le­cer los sin­di­ca­tos, es­ta­ble­cien­do, en­tre otros pun­tos, la ti­tu­la­ri­dad sin­di­cal y la

VÁLDES. —Tal co­mo lo an­ti­ci­pó PUL­SO, ayer muy pun­tual lle­gó el mi­nis­tro se­cre­ta­rio ge­ne­ral de la Pre­si­den­cia (Seg­pres), Ni­co­lás Ey­za­gui­rre, a re­unir­se con el pleno de mi­nis­tros del Tri­bu­nal Cons­ti­tu­cio­nal (TC).

La ci­ta que te­nía el ca­rác­ter de un al­muer­zo pro­to­co­lar, pe­ro con agen­da abier­ta, sur­gió a más de dos se­ma­nas de que el ór­gano ju­ris­dic­cio­nal emi­tie­ra un con­tun­den­te fa­llo que de­cla­ró in­cons­ti­tu­cio­nal la ti­tu­la­ri­dad sin­di­cal y la ex­ten­sión de be­ne­fi­cios por afi­lia­ción sin­di­cal en la Re­for­ma La­bo­ral. Am­bas nor­mas eran con­si­de­ra­das cla­ves pa­ra el for­ta­le­ci­mien­to del mun­do sin­di­cal al que as­pi­ra­ba la ini­cia­ti­va le­gal y su caí­da, de­ter­mi­na­da por el dictamen del TC, sig­ni­fi­có pa­ra el Go­bierno una fuer­te de­rro­ta y abrió di­ver­sas lec­tu­ras res­pec­to del ca­mino le­gis­la­ti­vo a se­guir pa­ra ade­cuar el pro­yec­to de ley.

“Fue una visita cor­dial y dis­ten­di­da, don­de se abor­da­ron di­ver­sos te­mas que tie­nen que ver con el Tri­bu­nal y su re­la­ción con el Go­bierno”, se­ña­ló un per­so­ne­ro que es­tu­vo pre­sen­te en la reunión con Ey­za­gui­rre.

Tras­cen­dió que uno de los te­mas que más mar­có el en­cuen­tro fue­ron los di­chos de Ja­vier Cou­so, abo­ga­do cons­ti­tu­cio­na­lis­ta que fue par­te del equi­po ju­rí­di­co del Go­bierno que ale­gó an­te el TC en la cau­sa con­tra la Re­for­ma La­bo­ral, quien en una en­tre­vis­ta se­ña­ló que los ma­gis­tra­dos “Brahm, Le­te­lier y Po­zo no se en­cuen­tran en­tre los me­jo­res cons­ti­tu­cio­na­lis­tas del país”.

“El mi­nis­tro Ey­za­gui­rre vino a dar las ex­cu­sas del Go­bierno por las la­men­ta­bles ex­pre­sio­nes del abo­ga­do ase­sor Ja­vier Cou­so que dio en una en­tre­vis­ta”, se­ña­la­ron des­de el Tri­bu­nal.

El se­cre­ta­rio de Es­ta­do lle­gó al TC con la mi­sión de in­ten­tar con­se­guir de par­te de los pro­pios mi­nis­tros del Tri­bu­nal una in­ter­pre­ta­ción más cer­te­ra res­pec­to de las im­pli­can­cias del fa­llo pa­ra la pos­te­rior de­fi­ni­ción de una ley cor­ta.

Sin em­bar­go, Ey­za­gui­rre to­mó res­guar­dos y abor­dó de ma­ne­ra ge­ne­ral el im­pac­to de las resoluciones del organismo en los pro­yec­tos de ley su­je­tos a con­tro­ver­sia.

“Se con­ver­só de la for­ma de leer una sen­ten­cia, su es­truc­tu­ra y sus al­can­ces. Le ex­pli­ca­mos que tie­ne una par­te ex­po­si­ti­va, con­si­de­ra­ti­va y re­so­lu­ti­va. No es fá­cil la lac­tu­ra de un fa­llo. Tam­bién vi­mos las ma­te­rias en las que po­ne ojo el Tri­bu­nal”, ex­pli­ca­ron des­de el TC.

En el en­cuen­tro tam­bién se ana­li­zó la le­gis­la­ción com­pa­ra­da que re­gu­la a las cor­tes cons­ti­tu­cio­na­les en el mun­do y se pre­ci­só que el víncu­lo per­ma­nen­te que tie­ne el ór­gano ju­ris­dic­cio­nal con el Po­der Eje­cu­ti­vo no es con el Mi­nis­te­rio de Jus­ti­cia, sino que a tra­vés del Mi­nis­te­rio de la Se­cre­ta­ría Ge­ne­ral de la Pre­si­den­cia.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.