US$2,0865

Pulso - - Trader - REUTERS

LAS mo­ne­das la­ti­noa­me­ri­ca­nas pro­ba­ble­men­te en­fren­ta­rán me­ses de re­no­va­da vo­la­ti­li­dad en mo­men­tos en que un pa­no­ra­ma glo­bal desafian­te afec­ta al pe­so me­xi­cano y la per­sis­ten­te cri­sis po­lí­ti­ca de Bra­sil se cier­ne so­bre el real, mos­tró un son­deo de Reuters.

Gol­pea­do por te­mo­res acer­ca del im­pac­to de una pro­ba­ble su­bi­da de ta­sas de in­te­rés en Es­ta­dos Uni­dos en el ve­rano bo­real, el pe­so me­xi­cano se des­plo­mó 7,5% en ma­yo y tar­da­rá un año pa­ra re­cu­pe­rar­se len­ta­men­te a los ni­ve­les vis­tos ha­ce un mes, se­gún las pro­yec­cio­nes de los es­tra­te­gas cam­bia­rios.

Se pre­vé que la mo­ne­da me­xi­ca­na se ne­go­cie a 17,50 uni­da­des por dólar en 12 me­ses. Es­ta pro­yec­ción re­sul­tó un 1,4% más flo­ja que la es­ti­ma­ción del mes pa­sa­do pa­ra el mis­mo pe­río­do, re­pre­sen­tan­do el ma­yor re­cor­te en el va­lor pre­vis­to en­tre las mo­ne­das la­ti­noa­me­ri­ca­nas del son­deo.

En con­tras­te, se pro­yec­ta que el real co­ti­ce a 3,82 uni­da­des por dólar en un año, un 2,1% más fuer­te que en el son­deo del mes pa­sa­do. Ade­más, se pro­nos­ti­ca­ron ti­pos de cam­bio al­go más só­li­dos en 12 me­ses pa­ra los pe­sos de Co­lom­bia y Ar­gen­ti­na, en 2.960 y 16,50, res­pec­ti­va­men­te.

El pa­no­ra­ma pa­ra el sol pe­ruano tam­bién fue más fuer­te, a 3,50 uni­da­des por dólar, mien­tras que el pe­so chi­leno fue pro­yec­ta­do en un va­lor li­ge­ra­men­te más dé­bil, a 690 uni­da­des por dólar.

Pe­ro los ope­ra­do­res de la re­gión se­gui­rán muy aten­tos a la po­lí­ti­ca mo­ne­ta­ria de Es­ta­dos Uni­dos.

“El im­pac­to de una Fed su­bien­do ta­sas es aun di­fí­cil de pre­de­cir y es­to in­cre­men­ta la aver­sión al ries­go y el res­guar­do en el dólar”, di­jo Fe­li­pe Cam­pos, economista je­fe de la co­rre­do­ra Alian­za en Bo­go­tá.

El ban­co cen­tral me­xi­cano es­tá si­guien­do de cer­ca la co­ti­za­ción del pe­so y la pró­xi­ma de­ci­sión de ta­sas de la Fed, se­ña­ló el mar­tes el go­ber­na­dor del or­ga­nis­mo Agus­tín Cars­tens.

Pre­via­men­te el mes pa­sa­do, el fun­cio­na­rio no des- la li­bra. Ni­vel en que ter­mi­nó ayer el precio del me­tal ro­jo, su ter­ce­ra ba­ja con­se­cu­ti­va car­tó la po­si­bi­li­dad de una in­ter­ven­ción cam­bia­ria “en con­di­cio­nes fran­ca­men­te ex­cep­cio­na­les”.

Las au­to­ri­da­des me­xi­ca­nas ac­tua­ron pa­ra de­te­ner un des­plo­me de la mo­ne­da en fe­bre­ro, cuan­do el pe­so cru­zó el um­bral de 19,0 en mo­men­tos en que los in­ver­sio­nis­tas se des­pren­dían de los ac­ti­vos de mer­ca­dos emer­gen­tes por te­mor a la des­ace­le­ra­ción eco­nó­mi­ca de Chi­na.

Pe­ro ade­más, los in­ver­sio­nis­tas de­be­rán pres­tar atención a otros ban­cos cen­tra­les.

De acuer­do con los ana­lis­tas de So­cie­te Ge­ne­ra­le, la ma­yor ame­na­za pa­ra el pe­so me­xi­cano y las otras mo­ne­das emer­gen­tes no pro­ven­dría de la Fed, que ha tra­ta­do de co­mu­ni­car sus pa­sos pa­ra evi­tar tur­bu­len­cias del mer­ca­do.

“En los úl­ti­mos 18 me­ses, los ma­yo­res mo­vi­mien­tos pro­vi­nie­ron de cam­bios de po­lí­ti­ca que fue­ron ma­ne­ja­dos de ma­ne­ra po­bre por par­te del Ban­co Na­cio­nal de Sui­za, el Ban­co de Ja­pón y el Ban­co Po­pu­lar de Chi­na”, es­cri­bie­ron los ana­lis­tas li­de­ra­dos por Vin­cent Chaig­neau en un re­por­te.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.