Fon­do E de las AFP con­cen­tró en­tra­das por US$2.337 mills. en ma­yo

Pro­si­gue el ape­ti­to por bo­nos en UF y la es­ca­sez de flu­jos de ven­ta, so­bre to­do en du­ra­cio­nes ba­jo 5 años, lo que man­tie­ne los spreads pre­sio­na­dos ba­jo 100 bps.

Pulso - - Trader -

EL vi­go­so­ro ape­ti­to por los bo­nos en UF, así co­mo la es­ca­sez de flu­jos de ven­ta, so­bre to­do en du­ra­cio­nes ba­jo 5 años y que man­tie­ne los spreads pre­sio­na­dos ba­jo 100 bps (ca­so AAA), con­ti­nuó sien­do la tó­ni­ca de la se­ma­na en el mer­ca­do de ren­ta fi­ja lo­cal.

Pa­blo Ga­lle­gos, ope­ra­dor de me­sa de di­ne­ro de Fyn­sa, se­ña­ló que al­go si­mi­lar mues­tran las du­ra­cio­nes un po­co más lar­gas, en­tre 5 y 9 años, “en don­de los spreads de emi­so­res de bue­na ca­li­dad cre­di­ti­cia no su­pe­ran los 120 bps, des­vian­do la aten­ción de los port­fo­lio ma­na­gers ha­cia pa­pe­les de ra­ting in­fe­rior a cam­bio de ma­yo­res spreads”. En tan­to, en la par­te más lar­ga de la cur­va, so­bre 10 años, los pa­pe­les cor­po­ra­ti­vos y ban­ca­rios tam­bién han si­do ob­je­to de una de­man­da que ca­da vez se tor­na más agre­si­va por par­te de las com­pa­ñías de se­gu­ros, las que pa­ra cal­zar sus pa­si­vos -y an­te las po­cas emi­sio­nes en du­ra­cio­nes lar­gas en lo que va del añohan te­ni­do que apun­tar a pa­pe­les con ma­yo­res spreads, co­mo ban­ca­rios su­bor­di­na­dos y cor­po­ra­ti­vos AA-.

Res­pec­to a los flu­jos, el mes de ma­yo fi­na­li­zó con una en­tra­da de US$2.337 mi­llo­nes al Fon­do E de las AFP, mien­tras que del Fon­do A sa­lie­ron US$461 mi­llo­nes. En los fon­dos mu­tuos, el mes pa­sa­do de­jó apor­tes ne­tos por US$809 mi­llo­nes, con­cen­tra­dos ma­yo­ri­ta­ria­men­te en los fon­dos en UF (US$628,2 mi­llo­nes) y fle­xi­bles (US$173.4), mien­tras que los fon­dos no­mi­na­les ter­mi­na­ron el mes cap­tan­do US$7,4 mi­llo­nes, pues su­frie­ron res­ca­tes des­de la mi­tad del mes ha­cia ade­lan­te, in­di­có Ga­lle­gos.

Por otra par­te, du­ran­te la se­ma­na la cur­va en UF ca­yó en pro­me­dio 4bps en­tre 2 y 5 años, mien­tras que en­tre 7 y 10 años au­men­tó 1bp pro­me­dio. La cur­va no­mi­nal, en tan­to, ca­yó en pro­me­dio 2bps en­tre 2 y 7 años, man­te­nién­do­se im­pá­vi­da a 10 años. Pro­duc­to de ello, el break-even de in­fla­ción a 2 años cre­ció 8bps en el pla­zo a 2 años (3,04%) y el co­rres­pon­dien­te a 5 años au­men­tó en 2bps (3,01%); el BE10, en tan­to, se man­tu­vo en 2,97%.

Pa­blo Ga­lle­gos pun­tua­li­zó que el can­je de bo­nos de Te­so­re­ría tu­vo un nue­vo ca­pí­tu­lo la se­ma­na pa­sa­da, “en don­de una vez más los pa­pe­les li­ci­ta­dos mos­tra­ron un pre­mio sus­tan­cial fren­te a los ni­ve­les tran­sa­dos en el mer­ca­do en las úl­ti­mas se­sio­nes, pro­me­dian­do 4bps en los BTU2021, BTU2026 y BTU2044. Na­tu­ral­men­te, es­te pro­gra­ma de in­ter­cam­bio se­gui­rá in­tro­du­cien­do rui­do en las ba­ses has­ta su con­clu­sión el 21 de ju­lio, lue­go de lo cual no des­car­ta­mos una nor­ma­li­za­ción de los ni­ve­les”.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.