Paul Ryan se man­tie­ne en la Cá­ma­ra de Re­pre­sen­tan­tes y Trump se in­cli­na por sus lea­les

El lí­der de la Cá­ma­ra Ba­ja se­rá el so­cio cru­cial del Pre­si­den­te elec­to pa­ra mo­ver las pro­pues­tas po­lí­ti­cas en el fu­tu­ro go­bierno re­pu­bli­cano. En tan­to, el equi­po de tran­si­ción pre­pa­ra sus fi­las pa­ra dar a co­no­cer nue­vos nom­bra­mien­tos.

Pulso - - En Portada - CATALINA GÖPEL

—Los dipu­tados de la Cá­ma­ra de Re­pre­sen­tan­tes de EEUU, man­tu­vie­ron por una­ni­mi­dad co­mo ca­be­za del gru­po al po­lí­ti­co Paul Ryan, eso lue­go de que ob­tu­vie­ran la ma­yo­ría re­pu­bli­ca­na en las elec­cio­nes del pa­sa­do 8 de no­viem­bre.

Ryan, de 46 años, re­ci­bió la vo­ta­ción a fa­vor de los le­gis­la­do­res con­ser­va­do­res co­mo can­di­da­to ofi­cial al pues­to de lí­der de la Cá­ma­ra Ba­ja en ese país, car­go que ocu­pa des­de el 29 de oc­tu­bre de 2015, co­mo re­em­pla­zan­te de John Boeh­ner.

“Creo que los con­gre­sis­tas ten­drán igual­men­te al­gu­nos pro­ble­mas con las pro­pues­tas de Trump, por­que con­si­de­ran un al­to ni­vel de dé­fi­cit fis­cal”, se­ña­ló Joel Na­roff de Na­roff Eco­no­mic Ad­vi­sors. La de­sig­na­ción de Ryan se­rá vo­ta­da ofi­cial­men­te en enero del pró­xi­mo año, don­de se po­dría trans­for­mar en una nue­va au­to­ri­dad nor­te­ame­ri­ca­na ba­jo las lí­neas de Do­nald Trump y Mi­ke Pen­ce.

El con­gre­sis­ta por Wis­con­sin ha­bía de­ja­do el car­go en oc­tu­bre pa­sa­do pa­ra apo­yar la can­di­da­tu­ra de Trump, con quien fi­nal­men­te ha­bría lo­gra­do de­jar atrás sus con­flic­tos.

“Paul Ryan­va a ser un buen alia­do pa­ra Do­nald Trump, tra­ba­ja­rán jun­tos y ten­drán bue­nas as­pi­ra­cio­nes” di­jo el di­rec­tor eje­cu­ti­vo de Ame­ri­can Prin­ci­ples Pro­ject, Terry Schi­lling.

NUE­VA ERA. La for­ma­ción del nue­vo equi­po de tran­si­ción de Trump ha­cia la Ca­sa Blan­ca es­tá cau­san­do ca­da vez más po­lé­mi­cas.

Los es­fuer­zos del ma­ri­do de su hi­ja Ivan­ka Trump, el em­pre­sa­rio in­mo­bi­lia­rio de 35 años, Ja­red Kush­ner por in­fluir en las de­ci­sio­nes del Pre­si­den­te elec­to pa­re­cie­ran es­tar dan­do re­sul­ta­dos.

En­tre las pri­me­ras ten­sio­nes de la nue­va era Trump se en­cuen­tra la de Kush­ner con Ch­ris Ch­ris­tie ac­tual go­ber­na­dor del Es­ta­do de Nue­va Jer­sey, y ex ri­val del nue­vo man­da­ta­rio en las pri­ma­rias del Par­ti­do Re­pu­bli­cano, quien fue re­em­pla­za­do ha­ce unos días por Pen­ce, co­mo je­fe del equi­po de tran­si­ción. Po­si­ble­men­te por­que Ch­ris­tie ha­bría pro­ce­sa­do en 2004 al pa­dre de Kush­ner por eva­sión de im­pues­tos, lo que se­gún me­dios in­ter­na­cio­na­les le ha­bría cos­ta­do ser par­te del lis­ta­do del nue­vo Go­bierno.

Y es que to­do pa­re­cie­ra in­di­car que los li­nea­mien­tos del Pre­si­den­te elec­to, quien in­te­gró a tres de sus hi­jos a su equi­po de tran­si­ción, apun­tan a un gru­po de lí­de­res es­pe­cia­li­za­dos y lea­les.

So­bre es­to, Schi­lling ase­gu­ra que “la tran­si­ción ha mos­tra­do es­tar en­fo­ca­da en un buen gru­po, por­que la

Ja­mie Di­mon, ban­que­ro de JP Mor­gan Cha­se es un ter­cer nom­bre que ha so­na­do en el car­go.

El neu­ro­ci­ru­jano re­ti­ra­do Ben Car­son, di­jo que di­fí­cil­men­te se uni­ría a la ad­mi­nis­tra­ción Trump, pe­ro que se­gui­rá sien­do ase­so­ran­do.

gen­te que ha ele­gi­do en su equi­po ha si­do de gran in­te­gri­dad y tra­ba­jo”.

El co­mi­té eje­cu­ti­vo del equi­po de tran­si­ción in­clu­ye aho­ra a va­rias fi­gu­ras de la cam­pa­ña que po­drían aca­bar ocu­pan­do un pues­to en el ga­bi­ne­te.

En­tre sus fa­vo­ri­tos sue­na el ex al­cal­de de Nue­va York, Ru­dolph Giu­lia­ni co­mo po­si­ble se­cre­ta­rio de Jus­ti­cia, quien des­ta­có por su du­ra lí­nea de ges­tión en ma­te­ria de se­gu­ri­dad tras los aten­ta­dos rea­li­za­dos el pa­sa­do 11 de sep­tiem­bre de 2011 en EEUU.

Otro de los nom­bres es el de eje­cu­ti­vo de Wall Street, Ste­ve Mnu­chin, co­mo can­di­da­to pa­ra se­cre­ta­rio del Te­so­ro, mien­tras que el Se­na­dor por Ala­ba­ma, Jeff Ses­sions po­dría ser se­cre­ta­rio de De­fen­sa.

Pe­ro to­da­vía hay ten­sión. Eliot Cohen, ase­sor del De­par­ta­men­to de Es­ta­do du­ran­te el Go­bierno de Geor­ge W. Bush, reali­zó un du­ro re­vés con­tra el nue­vo equi­po. En su cuen­ta de Twit­ter, co­men­tó “des­pués del in­ter­cam­bio en el equi­po de tran­si­ción Trump, cam­bió mi re­co­men­da­ción: man­tén­te ale­ja­do. Es­tán enoja­dos, son arro­gan­tes, gri­tan­do ‘per­dis­te!’ Se­rá feo”. Di­jo Cohen, quien si bien ha­bía si­do un gran crí­ti­co de la can­di­da­tu­ra del re­pu­bli­cano, tras su triun­fo alen­tó a ex fun­cio­na­rios a for­mar par­te de sus tro­pas.

FO­TO: REUTERS

Ryan tra­ba­ja­rá en el Go­bierno de Trump co­mo lí­der del po­der le­gis­la­ti­vo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.