Pro­yec­to Do­min­ga su­fre tras­pié: pi­den nue­va eta­pa de par­ti­ci­pa­ción ciu­da­da­na

El pro­ce­di­mien­to fue so­li­ci­ta­do por la au­to­ri­dad am­bien­tal lue­go de los cam­bios he­chos por An­des Iron al pro­yec­to mi­ne­ro en la Aden­da 3.

Pulso - - Empresas & Mercados - CONSTANZA VA­LEN­ZUE­LA

San­tia­go.— Un nue­vo tras­pié su­frió el pro­yec­to de hie­rro Do­min­ga, pro­pie­dad de An­des Iron, con­tro­la­da por la fa­mi­lia Dé­lano, y que se en­cuen­tra en ple­na tra­mi­ta­ción am­bien­tal.

Y es que de acuer­do a una re­so­lu­ción de la Co­mi­sión de Eva­lua­ción Am­bien­tal (CEA) de la Re­gión de Co­quim­bo, la ini­cia­ti­va mi­ne­ra de­be­rá rea­li­zar una nue­va eta­pa de par­ti­ci­pa­ción ciu­da­da­na, por un pla­zo de 30 días. To­do es­to, en el mar­co del pro­ce­so de eva­lua­ción del Es­tu­dio de Im­pac­to Am­bien­tal (EIA) que lle­va ade­lan­te An­des Iron des­de ha­ce más de dos años.

Lo an­te­rior agre­ga nue­vos pla­zos pa­ra la mi­ne­ra, que en un prin­ci­pio es­pe­ra­ba ini­ciar la cons­truc­ción del pro­yec­to en 2015. Sin em­bar­go, de­bió pos­ter­gar­lo pa­ra es­te año, y la lar­ga tra­mi­ta­ción am­bien­tal del pro­yec­to lo ha em­pu­ja­do a ver 2017 co­mo el año en que fi­nal­men­te pue­da ob­te­ner los per­mi­sos ne­ce­sa­rios y dar luz ver­de al mis­mo.

¿Qué in­ci­tó a la au­to­ri­dad a to­mar tal de­ci­sión? Los sus­tan­ti­vos cam­bios que in­tro­du­jo An­des Iron -ma­ne­ja­da en un 75% de la fa­mi­lia Dé­lano, 14% por la fa­mi­lia Gar­cés y 11% por eje­cu­ti­vos- a la in­cia­ti­va a tra­vés de la ter­ce­ra Aden­da.

En con­cre­to, los cam­bios es­tán con­cen­tra­dos en cua­tro ejes: la am­plia­ción del área de in­fluen­cia del mun­do, la lí­nea de ba­se me­dio, los im­pac­tos y los pla­nes de con­tin­gen­cia. Las modificaciones an­te­rio­res es­tán en­fo­ca­das prin­ci­pal­men­te en el fun­cio­na­mien­to de los em­bar­ques de mi­ne­ral, más que en el la ex­plo­ta­ción pro­pia­men­te tal.

So­bre el pri­mer pun­to, la mi­ne­ra op­tó por am­pliar el área de in­fluen­cia ma­ri­na al in­cor­po­rar la ac­ti­vi­dad de na­ve­ga­ción de los bu­ques gra­ne­le­ros co­mo par­te de la eva­lua­ción am­bien­tal del pro­yec­to, to­man­do en con­si­de­ra­ción los an­te­ce­den­tes bió­ti­cos de los re­cur­sos pro­te­gi­dos.

Mien­tras que res­pec­to a la lí­nea de ba­se del am­bien­te ma­rino se en­tre­ga más in­for­ma­ción en­fo­ca­da prin­ci­pal­men­te en los há­bi­tats crí­ti­cos de­fi­ni­dos por las zo­nas re­pro­duc­ti­vas y/o de ali­men­ta­ción de las es­pe­cies pro­te­gi­das. Den­tro de es­tas se en­cuen­tra el pin­güino de hum­boldt y el pa­to yun­co, ade­más de ma­mí­fe­ros co­mo chun­gun­go, el del­fín na­riz

Los tiem­pos. El es­tu­dio de fac­ti­bi­li­dad téc­ni­co-eco­nó­mi­co del pro­yec­to se com­ple­tó en abril de es­te año

de bo­te­lla y el co­rre­dor mi­gra­to­rio de ce­tá­ceos.

En cuan­to a los im­pac­tos, la mi­ne­ra tam­bién agre­gó que pre­vé una des­car­ga de aguas de las­tre fue­ra de las aguas de ju­ris­dic­ción na­cio­nal, la modificaciones de co­rrien­tes lo­ca­les y la co­li­sión con ce­tá­ceos y el ahu­yen­ta­mien­to de fau­na ma­ri­na en el área de na­ve­ga­ción en­tre la Bahía de Co­quim­bo y el Ter­mi­nal de Em­bar­que To­to­ra­li­llo. Pa­ra to­dos es­tos efec­tos la mi­ne­ra en­tre­gó sus me­di­das de mi­ti­ga­ción.

Fi­nal­men­te, fren­te a las con­tin­gen­cias, Do­min­ga pre­sen­tó un plan pa­ra la ocu­rren­cia de un ac­ci­den­te de bu­ques con con­se­cuen­cia de un de­rra­me de hi­dro­car­bu­ros.

Con­si­de­ran­do lo an­te­rior, la au­to­ri­dad am­bien­tal se ba­só en el ar­tícu­lo 28 de la Ley 19.300 que dis­po­ne que si el EIA ha si­do ob­je­to de acla­ra­cio­nes, rec­ti­fi­ca­cio­nes y am­plia­cio­nes que afec­ten sus­tan­ti­va­men­te los im­pac­tos am­bien­ta­les del pro­yec­to de­be­rá cum­plir con las mis­mas con­di­cio­nes pre­ce­den­tes. Una de ellas es ser so­me­ti­da a consulta ciu­da­da­na.

Do­min­ga, con­si­de­ra una in­ver­sión de US$2.000 mi­llo­nes. Una vez en fun­cio­na­mien­to, se es­pe­ra que pro­duz­ca unos 12 mi­llo­nes de to­ne­la­das al año y 150 mil to­ne­la­das de con­cen­tra­do de co­bre.

El ya­ci­mein­to se ubi­ca­rá en la co­mu­na de La Hi­gue­ra, al nor­te de la Re­gión de Co­quim­bo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.