Co­del­co lle­va a Con­tra­lo­ría a la Jus­ti­cia, pe­ro re­co­no­ce su fa­cul­tad fis­ca­li­za­do­ra

La es­ta­tal no lle­gó a un acuer­do con el ór­gano con­tra­lor, ya que ha­brían te­ni­do “di­fe­ren­cias irre­con­ci­lia­bles”. Tampoco es­pe­ró el re­sul­ta­do de su re­cur­so de re­con­si­de­ra­ción.

Pulso - - EMPRESAS&MERCADOS - CONS­TAN­ZA VALENZUELA

—Co­del­co gol­peó la me­sa. Ayer, la mi­ne­ra in­ter­pu­so an­te los tri­bu­na­les una de­man­da de nu­li­dad de de­re­cho pú­bli­co en con­tra del in­for­me de au­di­to­ría del ór­gano con­tra­lor, en el cual se cues­tio­na­ban los pro­ce­di­mien­tos de Co­del­co en sus pro­ce­sos de com­pras y las ope­ra­cio­nes en­tre par­tes re­la­cio­na­das.

Con di­cho re­cur­so, se mar­ca un hi­to en la re­la­ción en­tre las par­tes, ya que tras los dic­tá­me­nes en cues­tión se ha­bía abier­to la po­si­bi­li­dad de una sa­li­da “ad­mi­nis­tra­ti­va”, a tra­vés de un plan de cum­pli­mien­to. Sin em­bar­go, se­gún co­men­tan fuen­tes li­ga­das a la cu­prí­fe­ra las po­si­cio­nes en­tre las par­tes eran “irre­con­ci­lia­bles”.

“La de­man­da de nu­li­dad de de­re­cho pú­bli­co ha si­do pre­sen­ta­da por la ad­mi­nis­tra­ción en el ab­so­lu­to con­ven­ci­mien­to de que su mar­co nor­ma­ti­vo es el que se ha eje­cu­ta­do a la fe­cha y que, has­ta an­tes del in­for­me de au­di­to­ría ob­je­ta­do, ha­bía si­do in­dis­cu­ti­da­men­te re­co­no­ci­do por el ór­gano con­tra­lor des­de la en­tra­da en vi­gen­cia de la Ley de Go­bierno Cor­po­ra­ti­vo de la Cor­po­ra­ción Na­cio­nal del Co­bre de Chi­le el año 2009 (Ley 20.392)”, co­men­ta­ron des­de Co­del­co.

Asi­mis­mo sor­pren­dió que el es­cri­to de 85 pá­gi­nas fue­se pre­sen­ta­do pre­vio a la re­so­lu­ción del re­cur­so de re­con­si­de­ra­ción pre­sen­ta­do por la cor­po­ra­ción. “Los pla­zos de la re­con­si­de­ra­ción es­ta­ban ven­ci­dos con cre­ces, y no te­nía­mos nin­gu­na in­di­ca­ción de que es­to se fue­se a apro­bar pron­to ni me­nos de que se fue­se a aco­ger”, co­men­tó el abo­ga­do de Co­del­co, Pe­dro Pa­blo Gu­tiérrrez.

Pe­se a es­ta de­ci­sión, en la de­man­da la es­ta­tal es cla­ra al in­di­car que no cues­tio­na, en nin­gún mo­do, la exis­ten­cia de las fa­cul­ta­des fis­ca­li­za­do­ras de Con­tra­lo­ría so­bre Co­del­co. No obs­tan­te, ar­gu­men­ta que las ba­ses ba­jo las cua­les Con­tra­lo­ría ela­bo­ró sus úl­ti­mos dic­tá­me­nes no es­tán en linea con el mar­co nor­ma­ti­va de la mis­ma.

“La con­tra­lo­ría en una in­tem­pes­ti­va mo­di­fi­ca­ción de la que ha­bía si­do su po­si­ción his­tó­ri­ca e in­clu­so yen­do en con­tra de sus pro­pios dic­tá-

me­nes, ha re­suel­to cam­biar de cri­te­rio apar­tán­do­se del or­de­na­mien­to ju­rí­di­co, al apli­car a Co­del­co una suer­te de com­bi­na­ción re­gu­la­to­ria ab­so­lu­ta­men­te im­pro­pia y ar­bi­tra­ria a nor­mas le­ga­les ex­pre­sas”, se in­di­ca. En el mis­mo do­cu­men­to, ade­más, se in­di­ca que el he­cho de so­me­ter a Co­del­co a nor­mas que no le son apli­ca­bles, ha ge­ne­ra­do una afec­ta­ción de sus in­tere­ses.P

Co­del­co ha cuestionado la po­tes­tad de Con­tra­lo­ría en dos de sus dic­ta­me­nes. En uno cues­tio­nó el pa­go de in­dem­ni­za­cio­nes y en otro pu­so la lupa so­bre con­tra­tos con re­la­cio­na­dos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.