Pe­dro Pa­blo Kuczyns­ki: “No creo que el ob­je­ti­vo de Pe­rú sea des­pla­zar a Chi­le en co­bre. Es dar­le más va­lor agre­ga­do”

Pulso - - PORTADA -

—El man­da­ta­rio pe­ruano de­cli­na apo­yar a un can­di­da­to en par­ti­cu­lar en la pró­xi­ma elec­ción pre­si­den­cial en Chi­le, pe­ro no du­da en abor­dar los obs­tácu­los de su pri­mer año de Go­bierno, las sa­tis­fac­cio­nes ge­ne­ra­das con la in­ver­sión chi­le­na en el país y el fu­tu­ro de un even­tual eje Pi­ñe­ra-Ma­cri-PPK en la re­gión.

de va­mos a ter­mi­nar. Di­ría que va­mos a es­tar más cer­ca de 3% y el año en­tran­te, si se­gui­mos co­mo es­ta­mos, es­ta­re­mos en 5%. Res­pec­to al es­cán­da­lo de pla­tas po­lí­ti­cas de La­va Ja­to, ¿qué pien­sa del even­tual in­vo­lu­cra­mien­to del ex Pre­si­den­te Toledo, de quien us­ted fue mi­nis­tro? — Aquí hay un de­ba­te en el Po­der Ju­di­cial y la fis­ca­lía de cuál es la do­cu­men­ta­ción pa­ra pe­dir la ex­tra­di­ción del ex Pre­si­den­te Toledo pa­ra que ven­ga y dé sus ex­pli­ca­cio­nes an­te los se­cu­la­res. Una vez que se pon­gan de acuer­do, hay un pro­ce­so que es bas­tan­te lar­go, que pa­sa por el De­par­ta­men­to de Jus­ti­cia de Es­ta­dos Uni­dos y lue­go por la cor­te re­le­van­te del po­der de re­si­den­cia de la per­so­na, que en es­te ca­so se­ría Ca­li­for­nia. To­do es­to es­tá to­man­do bas­tan­te tiem­po. ¿En lo per­so­nal có­mo le ha afec­ta­do es­te es­cán­da­lo por su su­pues­ta par­ti­ci­pa­ción en la cons­truc­ción de la ca­rre­te­ra in­ter­oceá­ni­ca, que hoy es­tá cues­tio­na­da? — No me voy a pro­nun­ciar so­bre lo que ha pa­sa­do. Hay va­rios tes­ti­gos que han di­cho co­sas que se ten­drán que de­mos­trar. Por mi la­do, yo no tu­ve ab­so­lu­ta­men­te na­da que ver en es­to. Es­to fue una ca­rre­te­ra que la pro­rro­ga­ron su­ce­si­vos con­gre­sos y cu­ya cons­truc­ción se im­ple­men­tó cuan­do yo ya no es­ta­ba en el go­bierno. Pe­rú es ac­tual­men­te el se­gun­do ma­yor pro­duc­tor de co­bre en el mun­do y la ex­pan­sión de es­ta in­dus­tria es­tá den­tro de sus prio­ri­da­des pa­ra re­du­cir los ni­ve­les de po­bre­za. ¿Cree que Pe­rú pue­de des­ban­car a Chi­le en ex­por­ta­ción de co­bre? — Chi­le es un país que es­tá pro­du­cien­do 5 mi­llo­nes de to­ne­la­das de co­bre al año. Pe­rú es­tá pro­du­cien­do 2,5 mi­llo­nes de to­ne­la­das y no creo que el ob­je­ti­vo de Pe­rú sea des­pla­zar a Chi­le en co­bre. Es dar­le más va­lor agre­ga­do.

No­so­tros te­ne­mos mu­cho gas. Po­de­mos au­men­tar la pro­por­ción del co­bre fun­di­do que se ven­de, en vez de ven­der­lo en for­ma de con­cen­tra­do. Esa es nues­tra prio­ri­dad. La otra prio­ri­dad en el co­bre es me­jo­rar el trans­por­te ha­cia los puer­tos. Por ejem­plo, Las Bam­bas es una mi­na gran­de, que es­tá ubi­ca­da a 500 ki­ló­me­tros del puer­to más cer­cano. En­ton­ces, es­ta­mos vien­do la po­si­bi­li­dad de fe­rro­ca­rri­les o me­jo­rar la ca­rre­te­ra, me­jo­rar los puer­tos, et­cé­te­ra. Esa es nues­tra prio­ri­dad en co­bre. No hay que ol­vi­dar que Pe­rú es el prin­ci­pal ex­por­ta­dor de zinc en el mun­do, el cual en es­te mo­men­to tie­ne un muy buen mer­ca­do. Se­gún la en­cues­ta Ip­sos, us­ted fue vo­ta­do co­mo la per­so­na más po­de­ro­sa del país, aun­que re­cien­te­men­te su po­pu­la­ri­dad to­có pi­so con un 22%. ¿Có­mo eva­lúa su pri­mer año de go­bierno y el se­gun­do cam­bio de pri­mer mi­nis­tro? — Hay po­cos paí­ses don­de el Po­der Eje­cu­ti­vo es­tá en ma­nos de un gru­po y el Con­gre­so es­tá en ma­nos de otro. En­ton­ces, de una ma­ne­ra u otra, hay que co­la­bo­rar y he­mos co­la­bo­ra­do en to­do lo que he­mos po­di­do. Ha ha­bi­do al­gu­nos ro­ces, so­bre to­do cuan­do se cen­su­ró a dos mi­nis­tros de Edu­ca­ción su­ce­si­va­men­te y eso ha in­tro­du­ci­do ines­ta­bi­li­dad. Pe­ro es­ta­mos tra­tan­do de man­te­ner un diá­lo­go pa­ra ade­lan­te. Es una si­tua­ción que no es fá­cil, pe­ro que es ma­ne­ja­ble. ¿Qué pue­den es­pe­rar los em­pre­sa­rios chi­le­nos cuan­do ter­mi­ne su Go­bierno? ¿Con qué se en­con­tra­rán? — Lo que me in­tere­sa aquí en Pe­rú es lo que se ha ve­ni­do ha­cien­do en los úl­ti­mos 20 años: que el país crez­ca y se va­ya re­for­man­do, y que el ni­vel de po­bre­za ba­je. La po­bre­za en Pe­rú ba­jó de 54% en el año 2000, a 22% hoy. De­be­mos, al fi­nal del go­bierno, es­tar en­tre 10% y 15%, pa­ra lle­gar a ser un país más mo­derno. Ese es el ob­je­ti­vo. Aho­ra, las ca­ras cam­bia­rán, pe­ro los gran­des ob­je­ti­vos si­guen sien­do

los mis­mos. ¿Có­mo es su re­la­ción con Chi­le?

— No­so­tros te­ne­mos una ex­ce­len­te re­la­ción con Chi­le. A ni­vel per­so­nal, na­tu­ral­men­te ten­go mu­chos ami­gos en Chi­le, pe­ro tam­bién el Go­bierno (pe­ruano), que es lo más im­por­tan­te, ha te­ni­do una ex­ce­len­te re­la­ción con el Go­bierno de la Pre­si­den­ta Ba­che­let. Aca­ba­mos de ha­cer nues­tro Ga­bi­ne­te Bi­na­cio­nal aquí en Pe­rú, y co­no­ce­mos muy bien a su an­te­ce­sor y po­si­ble su­ce­sor, Se­bas­tián Pi­ñe­ra. Us­ted in­clu­so de­fen­dió en su mo­men­to a Se­bas­tián Pi­ñe­ra y di­jo que la po­lé­mi­ca por los ne­go­cios de Ban­card en Exal­mar era un in­ven­to. ¿Cuán cer­cano se sien­te al ex man­da­ta­rio? —Lo co­noz­co. He­mos coin­ci­di­do en mu­chas co­sas en el pa­sa­do y le desea­mos to­do lo me­jor a él y al se­na­dor Gui­llier en la elec­ción. ¿Pe­ro us­ted se sien­te más cer­cano a un even­tual Go­bierno de Pi­ñe­ra o de la Nue­va Ma­yo­ría? — Mi­re, yo no voy a en­trar a de­cir na­da so­bre có­mo hay que vo­tar en Chi­le. Pe­ro lo úni­co que le di­ré es que con la Pre­si­den­ta Ba­che­let he­mos te­ni­do ex­ce­len­tes re­la­cio­nes. ¿Cree que si pier­de Pi­ñe­ra se pro­du­ci­rá un “co­lap­so” ac­cio­na­rio co­mo pro­fe­ti­zó el pre­si­den­te de la Bol­sa en Chi­le? ¿Cree que las in­ver­sio­nes se vean afec­ta­das? — Las ex­pec­ta­ti­vas en es­te mo­men­to, se­gún las en­cues­tas que veo, apun­tan a Pi­ñe­ra. Pe­ro de ahí a de­cir qué va a pa­sar si no ga­na, no lo pue­do juz­gar. ¿En qué be­ne­fi­cia­ría a la re­gión la lle­ga­da de Pi­ñe­ra? ¿Se for­ta­le­ce­ría un even­tual eje en­tre Ar­gen­ti­na, Pe­rú y Chi­le? ¿Qué pa­sa­rá con Bra­sil? — Bra­sil es­tá pa­san­do por una tran­si­ción po­lí­ti­ca y eco­nó­mi­ca complicada. Han da­do me­di­das eco­nó­mi­cas muy po­si­ti­vas, pe­ro ob­via­men­te tie­ne que afian­zar­se la si­tua­ción por­que no se sa­be muy bien quién se­rá el pró­xi­mo Pre­si­den­te. Hay una ines­ta­bi­li­dad. Ar­gen­ti­na es un país que es­tá pro­gre­san­do rá­pi­da­men­te, pe­ro no­so­tros tam­bién mi­ra­mos a Amé­ri­ca del Nor­te. Te­ne­mos ex­ce­len­tes re­la­cio­nes con Co­lom­bia y tam­bién es­ta­mos desa­rro­llan­do nues­tras re­la­cio­nes con Le­nín Mo­reno, el nue­vo Pre­si­den­te de Ecua­dor, que por es­tar al la­do de Pe­rú, es un país im­por­tan­te pa­ra no­so­tros. Sé que Bo­li­via es un te­ma sen­si­ble en Chi­le, pe­ro tam­bién te­ne­mos muy bue­nas re­la­cio­nes con Evo Morales. Así que es­ta­mos bien, ca­si con to­dos. ¿Pe­ro vi­sua­li­za un eje en­tre Pi­ñe­ra, PPK y Ma­cri?

— Ahí es­ta­re­mos con­ver­san­do, sin du­da.P

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.