Volks­wa­gen apun­ta a Tes­la con un SUV eléctrico

Pulso - - NEWS - Wi­lliam Bos­ton THE WALL STREET JOUR­NAL

VOLKS­WA­GEN qui­tó el miér­co­les las en­vol­tu­ras de su vehícu­lo uti­li­ta­rio de­por­ti­vo to­tal­men­te eléctrico ID.4 en una apues­ta del ma­yor fa­bri­can­te de au­to­mó­vi­les del mun­do pa­ra desafiar a Tes­la Inc. y reac­ti­var una es­tra­te­gia de vehícu­los eléc­tri­cos pla­ga­da de pro­ble­mas.

Volks­wa­gen per­ma­ne­ce años atrás de su ri­val es­ta­dou­ni­den­se en el desa­rro­llo y ven­ta de un au­to­mó­vil eléctrico pa­ra el mer­ca­do ma­si­vo. A pe­sar de que po­co a po­co se po­ne al día, Tes­la se ha man­te­ni­do un pa­so por de­lan­te, lan­zan­do vehícu­los de me­jor ren­di­mien­to e in­clu­so cons­tru­yen­do una nue­va fá­bri­ca cer­ca de la ca­pi­tal ale­ma­na, en el pa­tio tra­se­ro de Volks­wa­gen.

El pre­de­ce­sor del ID.4, el ID.3, ha es­ta­do pla­ga­do de fa­llas de soft­wa­re, lo que obli­gó a Volks­wa­gen a ven­der de­ce­nas de mi­les de los pri­me­ros mo­de­los en una ver­sión sim­pli­fi­ca­da pen­dien­te de una ac­tua­li­za­ción com­ple­ta del soft­wa­re a fi­na­les de es­te año o prin­ci­pios del pró­xi­mo.

Los pro­ble­mas fue­ron tan alar­man­tes pa­ra los pro­pie­ta­rios de la em­pre­sa, que los di­rec­to­res des­po­ja­ron al di­rec­tor eje­cu­ti­vo, Her­bert Diess, de su tra­ba­jo co­mo ad­mi­nis­tra­dor de la mar­ca Volks­wa­gen a prin­ci­pios de es­te año. Des­de en­ton­ces, Volks­wa­gen ha ex­pe­ri­men­ta­do una re­es­truc­tu­ra­ción ra­di­cal de la ges­tión a car­go del desa­rro­llo de vehícu­los eléc­tri­cos.

Ralf Brands­tät­ter, di­rec­tor ge­ne­ral de la mar­ca Volks­wa­gen, di­jo la se­ma­na pa­sa­da que el ID.4 ten­dría el pa­que­te de soft­wa­re com­ple­to cuan­do es­té dis­po­ni­ble el pró­xi­mo año.

Mien­tras tan­to, Tes­la ha de­ja­do atrás sus pro­pios pro­ble­mas de pro­duc­ción. La com­pa­ñía ha pa­sa­do de ser una star­tup de Si­li­con Va­lley a ser un fa­bri­can­te glo­bal con una fá­bri­ca en Chi­na que ya es­tá ope­ran­do, y su plan­ta eu­ro­pea cer­ca de Ber­lín es­tá lis­ta pa­ra co­men­zar la pro­duc­ción el pró­xi­mo ve­rano.

Al­re­de­dor del 80% de los 245.000 vehícu­los eléc­tri­cos ven­di­dos en Es­ta­dos Uni­dos el año pa­sa­do fue­ron Tes­la. En to­do el mun­do, la com­pa­ñía ven­dió 367.500 au­to­mó­vi­les en 2019, un au­men­to del 50% con res­pec­to al año an­te­rior, lo que le dio al fa­bri­can­te de Si­li­con Va­lley el 17,5% de to­das las ven­tas de au­to­mó­vi­les eléc­tri­cos el año pa­sa­do.

Tec­no­ló­gi­ca­men­te, el ID.4 de Volks­wa­gen es­tá lleno de dis­po­si­ti­vos elec­tró­ni­cos: asis­ten­cia avan­za­da al con­duc­tor, ac­tua­li­za­cio­nes de soft­wa­re inalám­bri­cas, un asis­ten­te di­gi­tal que res­pon­de al co­man­do “He­llo ID”, pe­ro la ba­te­ría tie­ne so­lo 250 mi­llas de al­can­ce en una so­la car­ga, com­pa­ra­do con las 316 mi­llas del Mo­del Y de Tes­la. Y Tes­la ha te­ni­do du­ran­te mu­cho tiem­po ca­pa­ci­da­des de ac­tua­li­za­ción de soft­wa­re re­mo­ta y ca­rac­te­rís­ti­cas de con­duc­ción ca­si au­tó­no­ma.

“¿Te­ne­mos el ran­go exac­to de Tes­la? No, pe­ro te­ne­mos un pre­cio me­jor”, afir­mó Scott Keogh, di­rec­tor eje­cu­ti­vo de Volks­wa­gen Group of Ame­ri­ca.

A un pre­cio ini­cial de US$39.995 an­tes de sub­si­dios y cré­di­tos fis­ca­les fe­de­ra­les, el ID.4 es ca­si US$7.000 más ba­ra­to que el Mo­de­lo Y, di­jo Keogh. Y se es­pe­ra que el pre­cio del ID.4 cai­ga a unos US$35.000 cuan­do el vehícu­lo se pro­duz­ca en EEUU des­pués de 2022. Has­ta en­ton­ces, se im­por­ta­rá de Eu­ro­pa.

Volks­wa­gen es bien co­no­ci­do por los con­su­mi­do­res es­ta­dou­ni­den­ses, pe­ro a pe­sar de un bre­ve pe­río­do de éxi­to po­pu­lar en las dé­ca­das de 1960 y 1970, la com­pa­ñía se ha que­da­do atrás de sus ri­va­les asiá­ti­cos To­yo­ta Mo­tor Co., Nis­san Mo­tor Co. y Hyun­dai Mo­tor Co. Ltd.

El año pa­sa­do, Volks­wa­gen ven­dió 363.322 vehícu­los en EEUU, una par­ti­ci­pa­ción de mer­ca­do del 2% y una fuer­te caí­da des­de la dé­ca­da de 1970, cuan­do la com­pa­ñía ven­día más de 500.000 au­tos al año en un mer­ca­do más pe­que­ño.

Volks­wa­gen es un ac­tor más do­mi­nan­te fue­ra de EEUU, es el ma­yor fa­bri­can­te de au­to­mó­vi­les ex­tran­je­ro en Chi­na, don­de fa­bri­ca y ven­de más de cua­tro mi­llo­nes de vehícu­los al año. En Eu­ro­pa, Volks­wa­gen y su gru­po de mar­cas que in­clu­yen Audi, Pors­che, Sko­da y Seat tie­nen una par­ti­ci­pa­ción de mer­ca­do del 26%.

Volks­wa­gen ha he­cho va­rios in­ten­tos de reapa­ri­ción en EEUU an­tes, in­clui­da su des­afor­tu­na­da cam­pa­ña de “dié­sel lim­pio” que la com­pa­ñía ad­mi­tió en 2015 que se ba­só en un soft­wa­re ile­gal que per­mi­tió que sus au­tos con mo­tor dié­sel hi­cie­ran tram­pa en las prue­bas de emi­sio­nes. La repu­tación de la em­pre­sa se vino aba­jo cuan­do sur­gie­ron los de­ta­lles de die­sel­ga­te, co­mo se co­no­ció al escándalo.

Pe­ro en 2016, la com­pa­ñía lan­zó el SUV Atlas de 7 pla­zas, cons­trui­do en la plan­ta de Chat­ta­noo­ga, Ten­nes­see, pa­ra el mer­ca­do es­ta­dou­ni­den­se. Des­de en­ton­ces, se ha con­ver­ti­do en uno de los SUV de ta­ma­ño me­diano más po­pu­la­res en los EEUU. El año pa­sa­do, la com­pa­ñía ven­dió 81.508 mo­de­los Atlas, ca­si una cuar­ta par­te de sus ven­tas ge­ne­ra­les en EEUU.

El Atlas fue el re­sul­ta­do de años de prue­ba y, en su ma­yo­ría, errores de Volks­wa­gen al res­pon­der a los gus­tos es­ta­dou­ni­den­ses. Tam­bién in­for­mó la de­ci­sión de Volks­wa­gen de con­ver­tir su pri­mer vehícu­lo eléctrico cons­trui­do pa­ra Es­ta­dos Uni­dos en un SUV.

“La for­ma en que uno se po­ne al día en la cul­tu­ra es que lan­za un gran pro­duc­to y se en­cien­de”, ex­pre­só Keogh.

Di­jo que el “pun­to óp­ti­mo” en el mer­ca­do es­ta­dou­ni­den­se son los SUV com­pac­tos, que aho­ra es­tán do­mi­na­dos por mar­cas con­ven­cio­na­les co­mo el RAV4 de To­yo­ta, y es la par­te más gran­de del mer­ca­do de au­to­mó­vi­les de pa­sa­je­ros de Es­ta­dos Uni­dos.

Lo más cer­cano que lle­ga Tes­la a ese seg­men­to es su Mo­del Y, que sa­lió a la ven­ta es­te año. Pe­ro el Mo­del Y es­tá cons­trui­do so­bre el mis­mo mar­co que el se­dán fast­back de cua­tro puer­tas Mo­del 3 y es más un cros­so­ver en­tre un se­dán y un SUV.

Los ana­lis­tas de la in­dus­tria es­pe­ran que la pro­por­ción de vehícu­los eléc­tri­cos su­pere a los au­to­mó­vi­les tra­di­cio­na­les en los pró­xi­mos años y re­pre­sen­te has­ta el 70% del mer­ca­do pa­ra 2040.

Volks­wa­gen tie­ne co­mo ob­je­ti­vo ven­tas anua­les de 1,5 mi­llo­nes de vehícu­los eléc­tri­cos al año pa­ra 2025, cer­ca de un ter­cio de los cua­les, di­ce, se­rán mo­de­los ID.4.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.