KAPUSCINSKI

Que Pasa - - GUÍA DEL OCIO -

Te­nía 27 años Rys­zard Ka­puś­cińs­ki cuan­do tu­vo su pri­mer acer­ca­mien­to al cŚo­ra­zón del Áfri­ca in­de­pen­den­tis­ta. En­tre 1957 y 1961, el re­por­te­ro po­la­co vi­si­tó Gha­na y el Con­go, co­no­ció la efer­ves­cen­cia que des­per­ta­ron lí­de­res co­mo Kwa­me Nkru­mah y Pa­tri­ce Lu­mum­ba, aun­que tam­bién las con­se­cuen­cias más bru­ta­les del cho­que cul­tu­ral en­tre Oc­ci­den­te y las tra­di­cio­nes de pue­blos mi­le­na­rios. “Cuan­do uno ha­bla con es­ta gen­te se da cuen­ta de que to­do se con­fun­de en sus men­tes del mo­do más fan­tás­ti­co. La ne­ve­ra y las fle­chas en­ve­ne­na­das. El mie­do al bru­jo y la ad­mi­ra­ción por el Sput­nik”. Aque­llos re­por­ta­jes, pu­bli­ca­dos en se­ma­na­rios, die­ron for­ma a su pri­mer li­bro so­bre Áfri­ca. Se lla­mó Es­tre­llas ne­gras, se im­pri­mió en Var­so­via en 1963 y ven­dió 6.250 ejem­pla­res. Más de 30 años des­pués, esas his­to­rias se­rían la ba­se pa­ra sus gran­des clá­si­cos, en especial Ébano, en el cual hi­zo su ma­yor des­plie­gue de ta­len­to na­rra­ti­vo. Pe­ro más allá de las no­tas, re­fe­ren­cias y fo­to­gra­fías que ofre­ce es­ta nue­va edi­ción tra­du­ci­da al es­pa­ñol, leer a es­te pri­mer Ka­puś­cińs­ki es cau­ti­van­te. So­bre to­do por­que se tra­ta de ma­te­rial re­dac­ta­do con ur­gen­cia y ner­vio. Más que re­fle­xio­nes pro­fun­das y des­crip­cio­nes tra­ba­ja­das con tiem­po y distancia, acá es­tá, di­ga­mos, el pul­so del mo­men­to, el ma­te­rial en bru­to que lue­go se­ría re­es­cri­to y per­fec­cio­na­do ( la cró­ni­ca del mi­tin po­lí­ti­co que abre Ébano acá es­tá con­ta­da com­ple­ta­men­te dis­tin­to). Cues­ta ima­gi­nar­lo, pe­ro Ka­puś­cińs­ki al­gu­na vez fue jo­ven y alo­ca­do, aun­que no por eso me­nos as­tu­to. Ad­vir­tió, en­tre de­ce­nas de ob­ser­va­cio­nes lú­ci­das, que el ver­da­de­ro lu­gar don­de los afri­ca­nos po­dían ha­blar de política con li­ber­tad no era otro que el bar. “El bar afri­cano es co­mo el fo­ro de la Ro­ma an­ti­gua, co­mo el mer­ca­do de la ciu­dad me­die­val, co­mo la ta­ber­na pa­ri­sien­se de Ro­bes­pie­rre. En él na­cen los es­ta­dos de opi­nión: ido­lá­tri­cos o de­mo­le­do­res. En él te ele­van a un pe­des­tal o te arro­jan es­tre­pi­to­sa­men­te al va­cío. Si el bar te ad­mi­ra, ha­rás una gran ca­rre­ra; si se bur­la, pue­des vol­ver a la sel­va”. Es­tre­llas ne­gras es­tá com­pues­to por una vein­te­na de tex­tos que no su­pe­ran las quin­ce pá­gi­nas. Es un li­bro que ga­na por la su­ma, por pun­tos. Co­mo tam­bién sue­len ga­nar las bue­nas no­ve­las.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.