EN­TRE­VIS­TA

Sello Salud - - Sumario -

Jo­se­fa Wa­lla­ce, el fe­nó­meno li­te­ra­rio

Con­si­de­ra­da co­mo el fe­nó­meno li­te­ra­rio ac­tual, la au­to­ra de “Pe­pi la Fea”, con­fie­sa sus sue­ños, desafíos y có­mo en­fren­ta día a día el ser co­no­ci­da.

Jo­se­fa Wa­lla­ce tie­ne 26 años, va en quin­to año de En­fer­me­ría en la U. An­drés Be­llo y es con­si­de­ra­da el fe­nó­meno li­te­ra­rio de los jó­ve­nes.

En el 2015, a tan só­lo ocho días de la pre­sen­ta­ción de su li­bro “Pe­pi la Fea”, la obra se ago­tó y se con­vir­tió en un boom en re­des so­cia­les. Es­te per­so­na­je la con­sa­gró y ya sa­be lo que es ser por­ta­da de re­vis­ta (en el 2016 apa­re­ció Mu­jer de LUN con el tí­tu­lo “Yo pe­sa­ba 127 ki­los cuan­do es­cri­bí ‘Pe­pi la Fea” y es­te año en Re­vis­ta Ya de “El Mer­cu­rio”) y apa­re­cer co­mo in­vi­ta­da en pro­gra­mas de TV.

De via­je en Eu­ro­pa, es­ta fa­ná­ti­ca de la li­te­ra­tu­ra de fic­ción, se dio el tiem­po pa­ra con­ver­sar con No­ti­cias UNAB y re­la­tar sus sue­ños, desafíos y có­mo en­fren­ta día a día el ser co­no­ci­da.

- ¿En qué mo­men­to na­ce tu fa­ce­ta de es­cri­to­ra? ¿Hi­cis­te al­gún cur­so? ¿Por qué es­ta afi­ción?

- Mi fa­ce­ta de es­cri­to­ra sur­gió cuan­do yo era chi­ca, ya que des­de que apren­dí a leer nun­ca de­jé de ha­cer­lo y el des­cu­brir que cual­quie­ra pue­de es­cri­bir, crear li­te­ra­tu­ra, me hi­zo desear ha­cer­lo. Ob­via­men­te que a tem­pra­na edad es­cri­bía co­sas sen­ci­llas, pá­rra­fos, pe­ro a me­di­da que fui cre­cien­do, es­ta fa­ce­ta se fue desa­rro­llan­do y ex­pan­dien­do has­ta lo­grar lo que he he­cho hoy. Lo en­tre­te­ni­do y ‘freak’ de es­to es que yo no es­toy li­ga­da pro­fe­sio­nal­men­te al mun­do de las le­tras, ja­más to­mé un cur­so de li­te­ra­tu­ra más allá de lo que apren­dí en el co­le­gio. Sim­ple­men­te apren­dí a ha­cer li­bros le­yen­do a otros au­to­res, otros li­bros. Y con gus­to, por­que has­ta el día de hoy amo leer, ha si­do mi pa­sa­tiem­po fa­vo­ri­to to­da la vi­da.

- ¿Pen­sas­te que a “Pe­pi la fea” le iría tan bien y de dón­de sur­ge la idea de crear es­te per­so­na­je e his­to­ria?

- “Pe­pi la fea” es un per­so­na­je que sur­gió en Fa­ce­book, don­de hi­ce una pá­gi­na con­tan­do his­to­rias pro­ta­go­ni­za­das por Pe­pi que ade­más es mi al­ter ego li­te­ra­rio. La gen­te en­gan­chó con la his­to­ria y pron­to se vol­vió vi­ral. Lo que pa­ra mí fue ra­ro, por­que era una te­má­ti­ca a la que yo no es­ta­ba acos­tum­bra­da, ya que an­tes me de­di­ca­ba a es­cri­bir fan­ta­sía. Me pa­re­ció ex­tra­ño que a las per­so­nas les gus­ta­ra tan­to al­go tan sen­ci­llo y co­ti­diano. Pron­to el blog que hi­ce en pa­ra­le­lo a la pá­gi­na de Fa­ce­book su­peró los 2 mi­llo­nes de vi­si­tas y al día de hoy, si no me equi­vo­co, tie­ne ca­si 4 mi­llo­nes. Me con­tac­tó ese año, el 2014, la editorial Pen­guin Ran­dom House pa­ra pro­bar suer­te y ha­cer un li­bro so­bre el per­so­na­je. Le ha ido tan bien que ya voy por el ter­ce­ro y ten­go con­tra­to por dos li­bros más (no se­rán so­bre Pe­pi). Ja­más es­pe­ré que tu­vie­ra ese éxi­to.

- ¿Có­mo com­pa­ti­bi­li­zas la En­fer­me­ría con tu fa­ce­ta de es­cri­to­ra?

- Me es com­pli­ca­do com­pa­ti­bi­li­zar la en­fer­me­ría con la es­cri­tu­ra por­que yo vi­vo so­la des­de ha­ce años y me man­ten­go so­la, por lo que soy es­tu­dian­te, tra­ba­ja­do­ra, due­ña de ca­sa y ma­má de un ga­to. En­fer­me­ría es una ca­rre­ra muy de­man­dan­te y hu­bo mu­chos mo­men­tos en que sen­tí que no me la iba a po­der con tan­tas co­sas, pe­ro creo que cuan­do a uno le gus­ta lo que ha­ce lo­gra ha­cer ma­ra­vi­llas con el tiem­po y es lo que fi­nal­men­te he he­cho. No soy una alum­na bri­llan­te, pe­ro ja­más he re­pro­ba­do un ra­mo y ja­más he In­cum­pli­do con un li­bro. Si uno quie­re, pue­de.

- Aho­ra que eres fa­mo­sa por la li­te­ra­tu­ra ¿no te dan ga­nas de de­di­car­te só­lo a es­cri­bir?

- Si, a ve­ces me dan ga­nas de de­di­car­me so­lo a es­cri­bir por­que es un tra­ba­jo des­de la ca­sa en que uno ma­ne­ja el pro­pio tiem­po, pe­ro la en­fer­me­ría me en­can­ta,

creo que no me sen­ti­ría com­ple­ta si no hi­cie­ra am­bas co­sas.

- ¿Por qué en­tras­te a es­tu­diar en­fer­me­ría?

- Pa­ra ser sin­ce­ra en­tré a en­fer­me­ría sin sa­ber de­ma­sia­do so­bre la reali­dad, sin co­no­cer mu­cho so­bre lo que se ha­ce real­men­te. En­tré por­que me gus­ta el área cien­tí­fi­ca y tam­bién el área hu­ma­nis­ta y pen­sé que en en­fer­me­ría se po­dían desa­rro­llar am­bas ra­mas. Has­ta el mo­men­to ten­go cer­te­za de que es así.

- ¿Có­mo es tu vi­da en la UNAB aho­ra que eres fa­mo­sa?

- Mi vi­da en la UNAB bá­si­ca­men­te es igual, so­lo han ha­bi­do pe­que­ños cam­bios. Soy una alum­na más, pe­ro aho­ra al­gu­nos alum­nos de otras ca­rre­ras se acer­can a pe­dir­me fo­tos o ví­deos man­dan­do sa­lu­dos, o a ve­ces lle­gan con mi li­bro pa­ra que lo fir­me.

- ¿Ad­mi­ras a al­gún es­cri­tor? ¿Qué otros hob­bies tie­nes, por ejem­plo, te gus­ta via­jar?

- Ad­mi­ro mu­chí­si­mo a J.R.R. Tol­kien, au­tor de El Se­ñor de los Ani­llos. Soy fan su­ya des­de los 12 años y de he­cho la pró­xi­ma se­ma­na via­ja­ré a Ox­ford, In­gla­te­rra, su ciu­dad na­tal, pa­ra vi­si­tar la ca­sa en que vi­vió, su tum­ba y al­gu­nos lu­ga­res que lo ins­pi­ra­ron y por los que cir­cu­ló. Mi prin­ci­pal hob­bie, co­mo ya lo di­je, es es­cri­bir, pe­ro tam­bién me gus­ta via­jar, ju­gar con mi ga­to (de­di­co ho­ras a eso), co­ci­nar, amo co­ci­nar! Ir al ci­ne y al tea­tro y pa­sar tiem­po con mi po­lo­lo.

- ¿Cuá­les son tus desafíos a fu­tu­ro en lo pro­fe­sio­nal, tan­to en la En­fer­me­ría co­mo en lo que se re­fie­re a la li­te­ra­tu­ra? ¿Cuá­les son tus sue­ños?

- Mi prin­ci­pal desafío aho­ra es ter­mi­nar con bue­nas no­tas el in­ter­na­do de en­fer­me­ría y apro­bar el exa­men de gra­do, pa­ra ob­te­ner el tí­tu­lo de en­fer­me­ra. Me en­can­ta­ría ha­cer un CEG de li­te­ra­tu­ra y pu­bli­ca­ción o de es­cri­tu­ra crea­ti­va. Qui­sie­ra se­guir dan­do char­las en co­le­gios, mu­ni­ci­pa­li­da­des y uni­ver­si­da­des co­mo lo he ve­ni­do ha­cien­do has­ta aho­ra y en ese sen­ti­do el prin­ci­pal desafío es se­guir es­tan­do vi­gen­te en la pa­les­tra de es­cri­to­res. Qui­sie­ra ade­más pu­bli­car otras co­sas, ex­pan­dir mi ca­rre­ra li­te­ra­ria, qui­zá pu­bli­car in­ter­na­cio­nal­men­te

Newspapers in Spanish

Newspapers from Chile

© PressReader. All rights reserved.