En arrien­dos, re­glas cla­ras

La de vi­vien­da es una de las po­lí­ti­cas exi­to­sas del ac­tual Go­bierno. El mi­nis­tro Jai­me Pu­ma­re­jo quie­re ce­rrar con bro­che de oro, es­ta­ble­cien­do re­glas del jue­go más cla­ras pa­ra arren­da­do­res y arren­da­ta­rios. Así lo va a ha­cer.

Dinero (Colombia) - - SUMARIO -

El mer­ca­do de vi­vien­da ha vi­vi­do años dinámicos. Los pro­gra­mas del Go­bierno pa­ra sub­si­diar no so­lo la cuo­ta ini­cial de una ca­sa nue­va, sino tam­bién la ta­sa de in­te­rés, su­ma­dos a la es­tra­te­gia de vi­vien­das gra­tis, que po­drían lle­gar a ser 130.000 al ter­mi­nar es­te año, le han da­do un im­pul­so his­tó­ri­co al sec­tor.

El re­sul­ta­do, se­gún el ac­tual mi­nis­tro de Vi­vien­da, Jai­me Pu­ma­re­jo, es que el dé­fi­cit se lo­gró re­du­cir ca­si a la mi­tad, sin ol­vi­dar que aún que­da tra­ba­jo por ha­cer.

“Hoy Co­lom­bia tie­ne una po­lí­ti­ca de vi­vien­da cla­ra, que no te­nía an­tes; ade­más, esa po­lí­ti­ca es so­li­da­ria. Se du­pli­có el vo­lu­men de ven­tas in­mo­bi­lia­rias al pa­sar de $15 bi­llo­nes a $32 bi­llo­nes. El dé­fi­cit de vi­vien­da pa­só de 12% a 5,6% y la me­ta es ba­jar a 5,5% en lo que que­da del Go­bierno”, se­ña­ló.

Uno de los asun­tos a los que le va a po­ner el fo­co en es­tos 11 me­ses es a unas re­glas de jue­go más cla­ras pa­ra que los con­tra­tos de arren­da­mien­to se pue­dan fi­na­li­zar sin con­tra­tiem­pos.

Pa­ra ello es­tán avan­zan­do en dos fren­tes: pri­me­ro, un do­cu­men­to Con­pes que es­ta­ble­ce las lí­neas ge­ne­ra­les pa­ra el arren­da­mien­to de vi­vien­da en Co­lom­bia y, dos, una se­rie de de­cre­tos que per­mi­ti­rán re­gla­men­tar la ma­ne­ra co­mo arren­da­ta­rios y arren­da­do­res po­drán re­sol­ver sus li­ti­gios; es­to per­mi­ti­rá ofre­cer re­glas cla­ras pa­ra in­ver­sio­nis­tas pro­fe­sio­na­les que quie­ran lle­gar al sec­tor.

El Mi­nis­tro des­ta­có que son ne­ce­sa­rias es­tas me­di­das pa­ra for­ma- li­zar el sec­tor y per­mi­tir que in­ver­sio­nis­tas, co­mo fon­dos de ca­pi­tal pri­va­do, in­cur­sio­nen en es­te mer­ca­do. Se­gún Pu­ma­re­jo, un es­tu­dio del BID se­ña­la­ba que el mer­ca­do de los arrien­dos de vi­vien­da va­le más de $22 bi­llo­nes.

Así pues, hay es­pa­cio su­fi­cien­te pa­ra que lle­gue más ca­pi­tal a fi­nan­ciar la cons­truc­ción de vi­vien­da pa­ra arren­dar. Se­ña­ló que es­to no ocu­rre hoy, por­que las re­glas del jue­go no son cla­ras y a me­nu­do fal­tan ga­ran­tías pa­ra los in­ver­sio­nis­tas; por ejem­plo, hay grandes de­sa­rro­llos in­mo­bi­lia­rios, pe­ro no se pue­de cons­truir vi­vien­da pa­ra arren­dar por la in­se­gu­ri­dad ju­rí­di­ca. En otros paí­ses han lo­gra­do desa­rro­llar po­lí­ti­cas de ries­go y han mon­ta­do es­que­mas pa­ra cons­truir pro­yec­tos in­mo­bi­lia­rios de vi­vien­da pa­ra arrien­do.

“Es­ta­mos mon­tan­do una re­gla­men­ta­ción pa­ra for­ma­li­zar el sec­tor. Co­mo no hay una ofer­ta bue­na, lo que ter­mi­na pa­gan­do la gen­te por un arrien­do en los es­tra­tos más ba­jos su­pera lo que se­ría un re­torno a la in­ver­sión de un in­ver­sio­nis­ta so­fis­ti­ca­do”, ex­pli­có.

“Hay una in­for­ma­li­dad muy gran­de y la idea es for­ma­li­zar pa­ra que ha­ya una ofer­ta dig­na y con re­glas cla­ras. Va­mos a ela­bo­rar un Con­pes y a re­gla­men­tar al­gu­nos te­mas co­mo la re­la­ción en­tre la per­so­na que arrien­da y quien lo re­ci­be pa­ra que, si hay in­cum­pli­mien­tos, ha­ya un pro­ce­so cla­ro que res­pe­te al in­qui­lino y le dé se­gu­ri­dad al due­ño. Si no arre­gla­mos eso, no hay po­lí­ti­ca de arrien­do”, co­men­tó. Esa re­gu­la­ción sal­drá an­tes de fi­na­li­zar es­te año.

Una de las al­ter­na­ti­vas que se ana­li­zan pa­ra agi­li­zar las di­li­gen­cias ad­mi­nis­tra­ti­vas es que sean las cá­ma­ras de co­mer­cio las que pue­dan ade­lan­tar­las y ba­jar el pro­ce­so de un pro­me­dio de ocho me­ses a dos o tres.

El Go­bierno as­pi­ra a en­tre­gar otras 30.000 vi­vien­das gra­tis y co­lo­car nue­vos sub­si­dios de vi­vien­da y de ta­sa den­tro de la es­tra­te­gia pa­ra los 11 me­ses que que­dan de es­ta ad­mi­nis­tra­ción.

EL DIAG­NÓS­TI­CO

El Mi­nis­tro re­co­no­ció que el sec­tor de vi­vien­da se ha ajus­ta­do es­te año

por cuen­ta del apre­tón que ha su­fri­do la eco­no­mía. “Cla­ra­men­te hay una co­rrec­ción en el mer­ca­do de vi­vien­da en los úl­ti­mos me­ses. Lle­vá­ba­mos un rit­mo de cre­ci­mien­to por en­ci­ma del PIB y esa co­rrec­ción era ne­ce­sa­ria; pe­ro cree­mos que ya lle­gó el mo­men­to en que los in­di­ca­do­res lí­de­res es­tán cam­bian­do”, di­jo.

Ex­pli­có que por pri­me­ra vez en sie­te me­ses la con­fian­za del con­su­mi­dor pa­ra la com­pra de vi­vien­da es­tá en te­rri­to­rio po­si­ti­vo, lo que es po­si­ble por cuen­ta del con­trol de la in­fla­ción y la ba­ja de las ta­sas de in­te­rés. “Eso va a te­ner un im­pac­to fa­vo­ra­ble en la ven­ta de vi­vien­da, al igual que los sub­si­dios del Go­bierno que han be­ne­fi­cia­do di­rec­ta­men­te en VIS y VIP”, co­men­tó.

Pa­ra lo que que­da del Go­bierno, el Mi­nis­tro anun­ció que se es­pe­ra otor­gar otras 30.000 ca­sas gra­tis y 120.000 sub­si­dios del pro­gra­ma “Mi ca­sa ya”. En es­te fren­te, la no­ve­dad es que se abrie­ron 40.000 cu­pos pa­ra ad­qui­rir ca­sas has­ta de $321 mi­llo­nes. Es­to irá re­for­za­do con un plan del Fon­do Na­cio­nal del Aho­rro que abrió un nue­vo pro­duc­to “Aho­rra tu arrien­do”: es­te per­mi­ti­rá que la gen­te con in­gre­sos en­tre 2 y 6 sa­la­rios mí­ni­mos pue­da pa­gar 100% de su vi­vien­da me­dian­te el es­que­ma de lea­sing ha­bi­ta­cio­nal, sin cuo­ta ini­cial, y que se pue­de uti­li­zar pa­ra vi­vien­da vie­ja o nue­va.

“Te fi­nan­cian 95% de la vi­vien­da vie­ja o 100% de la nue­va. Al mis­mo tiem­po, se pue­de con­ju­gar si tie­ne dos a cua­tro sa­la­rios mí­ni­mos con ‘Mi ca­sa ya’. Así, al­guien pue­de ter­mi­nar pa­gan­do muy po­co por su cuo­ta y sin cuo­ta ini­cial”,

di­jo.

Es­tos ele­men­tos le dan al Mi­nis­tro pa­ra se­ña­lar que es­te es un buen mo­men­to pa­ra com­prar vi­vien­da y, si se su­ma una even­tual re­duc­ción de las ta­sas de in­te­rés de los ban­cos, el pa­no­ra­ma se­rá más cla­ro aún.

“En Chi­le hay 80 hi­po­te­cas por ca­da 100.000 ha­bi­tan­tes, mien­tras en Co­lom­bia el nú­me­ro es de al­go más de 20. Hay ran­go pa­ra cre­cer, pe­ro es ne­ce­sa­rio ma­ne­jar me­jor la es­tra­ti­fi­ca­ción, por­que en Co­lom­bia so­lo hay un mi­llón de cré­di­tos hi­po­te­ca­rios. No va­mos a lle­gar a 80, co­mo en Chi­le, pe­ro si pa­sa­mos a 40 por ca­da 100.000 ha­bi­tan­tes, eso es co­mo dos mi­llo­nes de cré­di­tos, so­lo eso sig­ni­fi­ca un cre­ci­mien­to de 100%”, ad­vir­tió.

Con es­tos anun­cios se ini­cia la rec­ta fi­nal en es­te sec­tor. Aun­que son mu­chos los desafíos, tal co­mo el pro­pio mi­nis­tro Pu­ma­re­jo lo re­co­no­ce, lo avan­za­do has­ta el mo­men­to mues­tra que es po­si­ble con­ti­nuar en es­ta es­tra­te­gia que bus­ca eli­mi­nar el dé­fi­cit ha­bi­ta­cio­nal en el país. Una me­ta que fa­vo­re­ce a to­dos los co­lom­bia­nos.

“Hay una co­rrec­ción en el mer­ca­do de vi­vien­da en los úl­ti­mos me­ses. Lle­vá­ba­mos un rit­mo de cre­ci­mien­to por en­ci­ma del PIB y esa co­rrec­ción era ne­ce­sa­ria”, Min­vi­vien­da.

El mer­ca­do de vi­vien­da en arrien­do va­le al año cer­ca de $22 bi­llo­nes, se­gún el BID. Jai­me Pu­ma­re­jo Heinz Mi­nis­tro de Vi­vien­da El Fon­do Na­cio­nal del Aho­rro ofre­ce­rá un sis­te­ma de fi­nan­cia­ción sin cuo­ta ini­cial.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Colombia

© PressReader. All rights reserved.