¿Es­pe­cia­li­za­ción o maes­tría?_

Una de las pre­gun­tas fre­cuen­tes de quie­nes bus­can rea­li­zar pos­gra­dos es ¿cuál es la me­jor op­ción? Los ex­per­tos in­di­can que to­do de­pen­de del pre­sen­te la­bo­ral del es­tu­dian­te y de sus as­pi­ra­cio­nes pro­fe­sio­na­les.

Dinero (Colombia) - - ESPECIAL -

Si hay una ex­pec­ta­ti­va pa­ra los es­tu­dian­tes y pa­dres de es­tu­dian­tes de pos­gra­dos, es que el es­fuer­zo eco­nó­mi­co sea com­pen­sa­do con un buen tra­ba­jo. Se­gún el Mi­nis­te­rio de Edu­ca­ción Na­cio­nal, en­tre 2011 y 2017en Co­lom­bia se gra­dua­ron de pre­gra­do 4.290.760 pro­fe­sio­na­les. De es­tos, 94% de los que op­tan por una es­pe­cia­li­za­ción o maes­tría es­tán la­bo­ran­do.

Con­ti­nuar con la for­ma­ción pro­fe­sio­nal, des­pués de sa­lir del pre­gra­do es una ne­ce­si­dad. El mer­ca­do exi­ge ca­da vez más la cua­li­fi­ca­ción. Los ma­gis­ter o con es­pe­cia­li­za­ción tie­nen una me­jor ca­pa­ci­dad pa­ra com­pren­der y pro­po­ner en sus en­tor­nos la­bo­ra­les, lo que los lle­va a es­ca­lar den­tro de las or­ga­ni­za­cio­nes.

"Que­dar­se so­lo con el pre­gra­do es per­der com­pe­ti­ti­vi­dad”, ase­gu­ra San­dra Tur­bay Ce­ba­llos, di­rec­to­ra de pos­gra­dos de la Uni­ver­si­dad de An­tio­quia.

_In­fluen­cia de in­ter­net

La es­pe­cia­li­za­ción re­fuer­za los co­no­ci­mien­tos en un cam­po del sa­ber pa­ra lle­var­lo a la prác­ti­ca. La maes­tría bus­ca re­fle­xión y pro­yec­ción.

Ade­más, de­bi­do a la mo­vi­li­dad del co­no­ci­mien­to que per­mi­te hoy in­ter­net, un pro­fe­sio­nal de cual­quier dis­ci­pli­na pue­de que­dar­se desac­tua­li­za­do en cin­co años des­pués de egre­sar, si no con­ti­núa con su for­ma­ción. Una vez es­tá cla­ra la ne­ce­si­dad de con­ti­nuar es­tu­dian­do, vie­ne la pre­gun­ta cla­ve ¿qué pro­gra­ma ele­gir? La edad, la ex­pe­rien­cia y el pre­su­pues­to son cla­ves. Se­gún San­tia­go Al­za­te, di­rec­tor de los pos­gra­dos en Ge­ren­cia de Pro­yec­tos de la Uni­ver­si­dad del Ro­sa­rio, la es­pe­cia­li­za­ción bus­ca re­for­zar los co­no­ci­mien­tos en un cam­po del sa­ber es­pe­cí­fi­co y lle­var­lo a la prác­ti­ca. Es­tá orien­ta­da a pro­fe­sio­na­les de ge­ren­cias me­dias, je­fa­tu­ras o coor­di­na­cio­nes, que tie­nen me­nos de cin­co años de ex­pe­rien­cia. Es­ta pro­pues­ta aca­dé­mi­ca es­tá ba­sa­da en cá­te­dras con cla­ses ma­gis­tra­les y bus­ca apor­tar­le al es­tu­dian­te más y me­jo­res he­rra­mien­tas pa­ra su desempeño la­bo­ral, sin in­gre­sar en el ám­bi­to pro­fun­do de la in­ves­ti­ga­ción.

Va­rias uni­ver­si­da­des, en­tre ellas la Uni­ver­si­dad Na­cio­nal de Co­lom­bia,

ofre­cen a sus es­tu­dian­tes de úl­ti­mos se­mes­tres de pre­gra­do cur­sar ma­te­rias de es­pe­cia­li­za­cio­nes, que lue­go les se­rán ho­mo­lo­ga­das si in­gre­san al pos­gra­do. Es­to trae be­ne­fi­cios eco­nó­mi­cos, al igual que es­tu­diar el pos­gra­do en la uni­ver­si­dad de don­de se egre­só.

Quien op­ta por es­pe­cia­li­zar­se de­be te­ner en cuen­ta que los tí­tu­los de las es­pe­cia­li­za­cio­nes no son ho­mo­lo­ga­bles en el ám­bi­to in­ter­na­cio­nal, es de­cir, so­lo son vá­li­dos en el mer­ca­do la­bo­ral na­cio­nal.

_Un pa­so más ade­lan­te

La maes­tría es un ni­vel más avan­za­do en la for­ma­ción pro­fe­sio­nal, ho­mo­lo­ga­ble en otros países, que tie­ne dos en­fo­ques: pro­fun­di­za­ción o in­ves­ti­ga­ción. El pri­me­ro es­tá orien­ta­do a pro­fe­sio­na­les que bus­can au­men­tar sus co­no­ci­mien­tos de manera re­fle­xi­va fren­te a su cam­po de es­tu­dio y de desempeño la­bo­ral. La in­ves­ti­ga­ción ge­ne­ra nue­vos apor­tes a la so­cie­dad y a las em­pre­sas des­de ca­da área del co­no­ci­mien­to y pre­pa­ra al es­tu­dian­te pa­ra con­ti­nuar en su ca­mino co­mo in­ves­ti­ga­dor ha­cia el doc­to­ra­do.

En ese sen­ti­do, Al­za­te ex­pli­ca que el per­fil ideal de un es­tu­dian­te de maes­tría es un pro­fe­sio­nal que ocu­pe una ge­ren­cia es­tra­té­gi­ca en su or­ga­ni­za­ción o sea un in­ves­ti­ga­dor, que ten­ga en­tre cin­co y diez años de ex­pe­rien­cia la­bo­ral, “ya que la maes­tría es­tá orien­ta­da al aná­li­sis, la re­fle­xión y la pro­yec­ción. En­ton­ces, en­tre más ca­mino re­co­rri­do ten­ga el alumno, más pue­de apor­tar al in­te­rior de las au­las”.

Exis­te el mi­to de que la maes­tría in­ves­ti­ga­ti­va so­lo es apli­ca­ble pa­ra el en­torno aca­dé­mi­co. Pa­ra Ra­món Ar­tu­ro Ma­ya, de­cano de la Es­cue­la de Cien­cias So­cia­les de la Uni­ver­si­dad Pon­ti­fi­cia Bo­li­va­ria­na, la maes­tría in­ves­ti­ga­ti­va es un re­to ma­yor, ya que per­mi­te ge­ne­rar co­no­ci­mien­to y po­ner­lo a prue­ba den­tro de las or­ga­ni­za­cio­nes don­de el es­tu­dian­te tra­ba­ja. Es­te ti­po de for­ma­ción cua­li­fi­ca las la­bo­res di­rec­ti­vas de los lí­de­res de las em­pre­sas.

En to­do ca­so, pa­ra Ma­ya, a la ho­ra de to­mar una de­ci­sión y ele­gir un pos­gra­do, se de­be ir más allá del áni­mo por es­ca­lar en una em­pre­sa. "De­be orien­tar­se a la esen­cia, al de­seo de for­mar­se y cua­li­fi­car­se co­mo pro­fe­sio­nal. En reali­dad lo que bus­ca­mos las uni­ver­si­da­des es for­mar me­jo­res se­res hu­ma­nos que apor­ten más a la so­cie­dad. Avan­zar en los es­tu­dios exi­ge ser un me­jor ser hu­mano, in­du­da­ble­men­te”, co­men­ta el es­pe­cia­lis­ta. Así que: ¡a es­tu­diar!.

Ele­gir en­tre es­pe­cia­li­za­ción o maes­tría de­pen­de de la ex­pe­rien­cia del es­tu­dian­te, su ocu­pa­ción ac­tual y su pro­yec­ción pro­fe­sio­nal.

Los es­pe­cia­lis­tas y ma­gis­ter me­jo­ran sus in­gre­sos en­tre 6%y 50%, en com­pa­ra­ción con los in­gre­sos que re­ci­bían an­tes de su pos­gra­do.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Colombia

© PressReader. All rights reserved.