SO­BRE LA OEA

El Colombiano - - OPINIÓN - Por MANUELA ZÁ­RA­TE @ma­nue­la­za­ra­te

En 1889 en Was­hing­ton se lle­vó a ca­bo la Pri­me­ra Con­fe­ren­cia Ame­ri­ca­na que creó una red de ins­ti­tu­cio­nes y dis­po­si­cio­nes co­no­ci­da hoy en día co­mo “Sis­te­ma In­te­ra­me­ri­cano”. De allí sur­gió en 1948 la Or­ga­ni­za­ción de Es­ta­dos Ame­ri­ca­nos, co­no­ci­da co­mo la OEA, el sis­te­ma in­ter­na­cio­nal más an­ti­guo del mun­do. Lue­go de cua­tro en­mien­das al tra­ta­do ori­gi­nal, hoy en día es­tá com­pues­ta por 35 Es­ta­dos In­de­pen­dien­tes de Amé­ri­ca La­ti­na, 69 Es­ta­dos Ob­ser­va­do­res, ade­más de la Unión Eu­ro­pea.

El pro­pó­si­to de la OEA es­tá con­sa­gra­do en el ar­tícu­lo 1 de la Car­ta de la OEA “fue fun­da­da con el ob­je­ti­vo de lo­grar en Es­ta­dos Miem­bros un or­den de paz y de jus­ti­cia, fo­men­tar su so­li­da­ri­dad, ro­bus­te­cer su co­la­bo­ra­ción y de­fen­der su so­be­ra­nía, su in­te­gri­dad te­rri­to­rial y su in­de­pen­den­cia”.

A gran­des ras­gos lo pre­vis­to en la Car­ta de la OEA dis­po­ne un sis­te­ma me­dian­te el cual los go­bier­nos de los Es­ta­dos Miem­bros unan es­fuer­zos a fin de coope­rar en­tre to­dos pa­ra el desa­rro­llo de la re­gión en cuan­to a te­mas so­cia­les, po­lí­ti­cos y eco­nó­mi­cos. La car­ta pre­vé la pro­tec­ción de de­re­chos inalie­na­bles e in­trín­se­cos del ser hu­mano, fun­da­men­ta­les pa­ra la es­ta­bi­li­dad de la de­mo­cra­cia, la paz y la jus­ti­cia. Ade­más con­tem­pla la pro­tec­ción y desa­rro­llo de te­mas eco­nó­mi­cos, que im­pul­sen la me­jo­ra de la ca­li­dad de vi­da de los ciu­da­da­nos.

En su es­truc­tu­ra tie­ne un Se­cre­ta­rio Ge­ne­ral, quien en es­te mo­men­to es el ex can­ci­ller de Uru­guay Luis Al­ma­gro, ele­gi­do por la Asam­blea Ge­ne­ral pa­ra un pe­río­do de cin­co años. No pue­de ser re­ele­gi­do más de una vez y su su­ce­sor no pue­de ser de su mis­ma na­cio­na­li­dad. Su car­go apo­ya, es­truc­tu­ra y coor­di­na re­la­cio­nes en­tre Es­ta­dos Miem­bros, en­tre otras fun­cio­nes. En la Asam­blea Ge­ne­ral el Se­cre­ta­rio Ge­ne­ral par­ti­ci­pa con voz, pe­ro sin vo­to, y tal co­mo lo es­ti­pu­la la Car­ta de la OEA pue­de di­ri­gir la aten­ción ha­cia asun­tos que con­si­de­re de im­por­tan­cia o ur­gen­cia.

La OEA cuen­ta con dis­tin­tos co­mi­tés que tra­tan te­mas es­pe­cí­fi­cos. En­tre ellos es­tá el Co­mi­té Ju­rí­di­co y la Co­mi­sión In­te­ra­me­ri­ca­na de De­re­chos Hu­ma­nos. El Co­mi­té Ju­rí­di­co es el prin­ci­pal ase­sor en te­mas ju­rí­di­cos y de co­di­fi­ca­ción e in­te­gra­ción in­ter­na­cio­nal. La Co­mi­sión In­te­ra­me­ri­ca­na se en­car­ga de la pro­mo­ción y pro­tec­ción de los de­re­chos hu­ma­nos. La co­mi­sión rea­li­za au­dien­cias pú­bli­cas en las que pue­den par­ti­ci­par or­ga­ni­za­cio­nes ci­vi­les que ten­gan te­mas de de­re­chos hu­ma­nos que con­si­de­ren im­por­tan­te dis­cu­tir. Es­te año las au­dien­cias pú­bli­cas se lle­va­rán a ca­bo en Bue­nos Ai­res del 24 al 26 de ma­yo. La Co­mi­sión es­tá in­te­gra­da por sie­te paí­ses que ejer­cen fun­cio­nes du­ran­te cua­tro años.

Las­ti­mo­sa­men­te, en la prác­ti­ca las co­sas son dis­tin­tas. Si bien su la­bor es cier­tos as­pec­tos in­cues­tio­na­bles, en mu­chos ca­sos ter­mi­na fun­gien­do más bien co­mo un club de go­bier­nos, en los que se de­fien­den más los in­tere­ses po­lí­ti­cos de quie­nes es­tán en el po­der que los ver­da­de­ros in­tere­ses de los ciu­da­da­nos ■

In­for­ma­ción tomada de: oas.org/es ( tex­to com­ple­to en el­co­lom­biano.com.co)

Newspapers in Spanish

Newspapers from Colombia

© PressReader. All rights reserved.